Sin brazos ni piernas no permite que su discapacidad sea una excusa para vivir la vida a pleno

Por La Gran Época
18 de Agosto de 2019 Actualizado: 25 de Agosto de 2019

Poco después de su nacimiento, su abuela lo miró y bromeó: “Bueno, su padre realmente nunca fue capaz de terminar nada de lo que comenzó”. Pero hoy, este hombre, nacido sin manos y piernas, asume las responsabilidades de cualquier persona común y corriente.

Chris Koch nació con problemas congénitos. Pero independientemente de las obvias restricciones que esta condición provoca, Chris trabaja como agricultor en Apricot Lane Farms, donde sus tareas incluyen hacer todo lo que se requiere hacer en una granja, incluido tener que conducir tractores.

Él compartió en un video producido por Oprah Winfrey la razón de su determinación y espíritu independiente: su familia, la cual lo ha apoya absolutamente todas sus aventuras.

Chris dijo que el sentido del humor de su familia y sus enérgicas bromas lo ayudaron a aceptar su condición y a sentirse como cualquier otra persona. Estaban decididos a criarlo como a un niño normal y no dejar que su “discapacidad” fue una excusa para no hacerlo.

Según Chris, esta sensación de sarcasmo y humor seco es lo que realmente le dio una buena perspectiva de las cosas e hizo que lidiar con su condición sea mucho más fácil.

“Necesito un 400% más de energía para poder hacer cualquier tarea cotidiana que cualquier persona con brazos o piernas. Estoy cojeando sobre una pierna, así que es un buen ejercicio”, dijo Chris en tono de broma.

Chris recordó que cuando era niño probó diversos tipos de prótesis, pero que las detestaba absolutamente. A veces, incluso se metía en problemas por no llevarlas y era enviado a la oficina del director. Sorprendentemente, Chris asegura que de niño nunca sintió que él fuera diferente a los demás niños.

Sin embargo, dejó en claro que él no cree que se trate de “cómo te ves”.

“Algunas personas se avergüenzan de sus pecas o algunas personas se avergüenzan de esas llantas alrededor de su cintura; tienen orejas grandes o una gran nariz o lo que sea. Creo que si te preocupa cómo te ves, te estás auto-engañando acerca de tus oportunidades”, asegura Chris.

Chris cree que si como personas nos preocupa cómo nos ven los demás, entonces estamos perdiendo el tiempo y privándonos a nosotros mismos de alcanzar nuestro verdadero potencial. Es por eso que se ha convertido en una inspiración para todos y en una valiosa lección sobre cómo mirar la vida y los desafíos que arroje sobre nosotros todos los días.

¡Tiene un corazón tan valiente! Es difícil no ser conmovido por este hombre extraordinario, ¿verdad?

Mira a Chris en acción:

Mamá comparte el secreto que liberó a su hijo del autismo

TE RECOMENDAMOS