Acusan a mujer china de fraude por traer ciudadanos chinos ilegalmente a EE. UU.

Por Frank Fang
14 de Enero de 2021
Actualizado: 14 de Enero de 2021

Una mujer china con sede en Nevada fue arrestada y acusada el miércoles de presuntamente traer ciudadanos chinos ilegalmente a Estados Unidos a cambio de dinero.

Liao Haiyan, también conocida como Daisy Liao, nació en China y es una ciudadana estadounidense naturalizada que vive en Las Vegas. Según una acusación revelada en un tribunal de distrito de Estados Unidos en Nevada el 13 de enero, ella y otros cómplices llevaron a cabo un plan para ayudar a los ciudadanos chinos a obtener visas de visitante de manera fraudulenta desde enero de 2014 hasta diciembre de 2015.

Sus clientes le pagaron miles de dólares por sus servicios. A cambio, ella los ayudó a completar el formulario DS-160, un formulario de visa de no inmigración, con declaraciones falsas y documentos de respaldo falsos.

Según la acusación, dichos documentos incluían certificados de nacimiento, documentos de identidad nacionales, escrituras de propiedad y certificaciones de empleo falsos. El propósito de estos documentos falsos era hacer que sus clientes parecieran más propensos a regresar a China, aumentando así sus posibilidades de obtener una visa de visitante.

Liao, de 43 años, también instruyó a sus clientes sobre cómo proporcionar información falsa durante sus entrevistas en el consulado de Estados Unidos en Guangzhou, ubicado en la provincia costera de Guangdong, en China.

Para sus clientes que obtuvieron exitosamente una visa de visitante, Liao y otros cómplices los acompañaban en vuelos a los Estados Unidos, incluso a Queens y Brooklyn en la ciudad de Nueva York, y les instruían sobre “cómo pasar la aduana [de EE. UU.]” según el documento judicial.

En el caso de un cliente anónimo mencionado en la acusación, Liao viajó con el cliente en un vuelo desde Seúl, la capital de Corea del Sur, a Las Vegas, en mayo de 2015, luego de que el cliente tuviera una entrevista en el consulado de Estados Unidos en Guangzhou. Ese mismo mes, Liao acompañó al cliente en vuelos desde Las Vegas a Denver, Colorado, antes de llegar a Queens, Nueva York.

Otro cliente anónimo, acompañado por Liao, tomó un vuelo de Seúl a Las Vegas, luego abordó un segundo vuelo a Minneapolis-Saint Paul, Minnesota. Este cliente también aterrizó en Queens, Nueva York, en septiembre de 2015, según el documento judicial.

“Estados Unidos se beneficia de la rica diversidad de cultura y experiencia que resulta de la inmigración legal a nuestro país”, afirmó David P. Burns, fiscal general adjunto interino de la División Penal del Departamento de Justicia de los Estados Unidos (DOJ), en un comunicado.

“Esta acusación subraya que aquellos que busquen frustrar nuestro sistema de inmigración legal para llenar sus propios bolsillos serán procesados”, agregó Burns.

Ned Michael Moriearty, el coacusado de Liao en la denuncia, falleció recientemente, según el Departamento de Justicia. Los fiscales alegan que él también proporcionó documentos chinos falsos e instruyó a los clientes sobre cómo responder durante las entrevistas consulares.

Liao fue acusada de conspiración por cometer fraude de visas y lavado de dinero, además de traer ilegalmente extranjeros a los Estados Unidos para obtener ganancias financieras.

Laio enfrenta hasta 20 años de prisión si es declarada culpable, según el Departamento de Justicia.

Siga a Frank en Twitter: @HwaiDer

Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí

A continuación

Exclusiva: Sec. Pompeo: El Partido Comunista Chino está ‘dentro de casa’ | American Thought Leaders

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS