“Alas de ángel”: Hombre toma hermosa foto de un ave posándose sobre un oso dormido

Por Louise Bevan
04 de Octubre de 2021
Actualizado: 04 de Octubre de 2021

Un mecánico de camiones de carga pesada vio a un oso negro descansando sobre un fardo de heno y sacó su cámara. Cuando de repente un ave norteña se precipitó sobre la escena, se combinaron los ingredientes de una fotografía poco común.

Serge Wolf, de 32 años y originario de Friburgo, vive en Prince George, en Columbia Británica canadiense, desde hace poco más de cuatro años. Estaba en una obra al norte de Prince George cuando vio a unos 100 metros de distancia por una curiosa criatura.

“El oso estuvo presente todo el tiempo”, dijo Wolf a The Epoch Times. “Comía trébol, dormía y nos miraba de vez en cuando”.

“Parecía muy tierno y uno no suele ver a un oso en una paca”, recordó, “así que esperaba que se quedara allí hasta que tuviera tiempo de tomar algunas fotos, y así fue”.

(Cortesía de Serge Wolf)

Wolf, que lleva más de una década explorando la fotografía de la vida salvaje, tomó su cámara en su descanso del mediodía. Mientras charlaba con el propietario del lugar, un ave —un aguilucho, una gran ave de presa endémica de la Columbia Británica— sobrevoló el campo.

“Bromeé diciendo que sería bueno tenerlos a ambos en el mismo encuadre y, momentos después, el aguilucho pasó volando por mi visor”, recuerda Wolf.

“El aguilucho estaba un poco más cerca que el oso, pero el ángulo hace que parezca que podría agarrarlo. Casi parece unas pequeñas alas de ángel”.

Usando una cámara Nikon D850 y un objetivo Sigma 150-600mm, Wolf usó el autoenfoque de un solo punto, con un botón trasero, para mantener al aguilucho a la vista mientras volaba. “Realmente no esperaba que volara sobre el oso”, dijo. “Cuando lo hizo, me quedé con el aguilucho norteño y pude tomar la foto”.

Esa misma tarde, Wolf compartió la foto con sus compañeros de trabajo y pensó que podría ser algo especial. Emocionado por el “golpe de suerte”, compartió la foto en una página de Facebook de la comunidad de Prince George para que los demás la disfrutaran.

(Cortesía de Serge Wolf)

El interés de Wolf por la fotografía surgió de su amor por las aves. En un viaje a Canadá hace 12 años, quedó cautivado por las aves que vio y empezó a hacer fotos para identificarlas.

A medida que su afición fue creciendo, también lo hizo su colección de equipos fotográficos.

Aunque capturar momentos únicos es “algo profundamente satisfactorio” para Wolf, afirma que el poder de la fotografía para inspirar los esfuerzos de conservación es infinito.

“Ahora veo la fotografía como una forma de mostrarle a la gente cosas que no ven necesariamente”, afirmó. “Me hace más que feliz si mi fotografía ayuda a alguien a entender la naturaleza un poco más, y a protegerla más que antes”.

(Cortesía de Serge Wolf)

Wolf dice que cuando la gente le pregunta cómo hace para encontrar esos momentos especiales de la naturaleza, siempre les dice: “Solo la gente que observa, ve”.

“La gente de hoy tiende a caminar, conducir o correr por la vida con la cabeza abajo, los oídos adormecidos por la música y los ojos en una pantalla”, dijo. “Así no verán Salgan, aunque sea al patio de su casa, observen las pequeñas maravillas de la naturaleza, interactúen con ella, y verán más y más cosas a medida que tomen conciencia de su entorno”.

Wolf añadió: “Pueden estar seguros de que hay mucho más ahí fuera para ver, fotografiar y dejarnos asombrados”.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS