Beber café podría aumentar las posibilidades de sobrevivir al cáncer de intestino

19 de Agosto de 2015 Actualizado: 19 de Agosto de 2015

Consumir café con cafeína habitualmente podría aumentar las posibilidades de sobrevivir a un cáncer de intestino y a su vez proteger a los pacientes tratados de una recaída según una nuevo estudio publicado en la revista británica “Journal of the clinical oncology”.

Los investigadores observaron que los pacientes que recibieron tratamiento y consumían altas doses de café, cuatro y más tazas al día tenían un 42% de posibilidades menos de reincidir que aquellos que no bebían café. Además el estudio mostró que los pacientes que consumían café tenían el 33% menos de posibilidades de morir de cáncer o de cualquier otra causa que los demás.

Charles Fuchs, médico y director del Centro de Cáncer Gastrointestinal en Boston, Estados Unidos aseguró haber comprobado que “los bebedores de café tienen un riesgo menor de volver a desarrollar cáncer, además de que la supervivencia y las posibilidades de cura aumentan considerablemente”.

Los pacientes que participaron del estudio padecían cáncer de intestino en estadio III, lo que significa que la enfermedad se había extendido hasta los ganglios linfáticos cerca del tumor original. Los mismos bajo circunstancias normales tenían un 35% de posibilidades de recaer después de la cirugía y la quimioterapia.

La cantidad de café que se consume es directamente proporcional a los efectos beneficiosos de manera que tomar dos o tres tazas produce unos efectos moderados y beber solo una ofrece una pequeña protección.

Fuchs se mostró precavido con los potenciales beneficios del café como tratamiento alternativo para los enfermos de cáncer de intestino a pesar de los buenos resultados del estudio y expresó “Si bebes café habitualmente y te han tratado de cáncer de intestino no lo dejes, pero si no eres consumidor habitual y te preguntas si deberías comenzar, primero debes consultar a tu médico”.

Investigaciones anteriores habían indicado que el café podría proteger al organismo frente a varios tipos de tumores malignos, pero esta es la primera vez que se relaciona el consumo de café con la reducción del riesgo de recaída.

Lea el artículo original aquí.

TE RECOMENDAMOS