Beijing propicia ciberataques a entidades vulnerables: Funcionarios de inteligencia australianos

Por DANIEL Y. TENG
30 de Julio de 2021
Actualizado: 30 de Julio de 2021

Los oficiales de inteligencia australianos han revelado cómo los ciberataques respaldados por China explotaron las debilidades en las instituciones de Australia. La revelación se produce tras la publicación de una declaración internacional conjunta que condena las actividades cibernéticas de Beijing.

Rachel Noble, directora de la Dirección de Señales de Australia, dijo que Beijing se había aprovechado de las debilidades, o “cerraduras defectuosas”, en las ciberdefensas del país, lo que dejaba a 70,000 entidades australianas vulnerables a los ataques.

“Cuando el gobierno chino se dio cuenta de esas cerraduras defectuosas, entraron y abrieron todas esas puertas”, dijo al Comité Parlamentario Conjunto de Inteligencia y Seguridad el 29 de julio.

“Lo que ocurre entonces es que hay oportunidades para que todo tipo de delincuentes y otros actores estatales se cuelen detrás de todas esas puertas abiertas y entren en tu casa o en tu edificio”, añadió.

Mike Pezzullo, director del Ministerio del Interior, dijo que el gobierno debe considerar ahora que los agentes estatales desempeñan un papel más destacado en lo que antes era un ámbito explotado por los delincuentes.

El secretario del departamento de asuntos del interior, Mike Pezzullo (izq.) habla durante audiencias del Senado en la Casa del Parlamento, el 18 de febrero de 2019, en Canberra, Australia. (Tracey Nearmy/Getty Images)

Pezzullo dijo que los ciberataques de hoy en día involucran herramientas que fueron “adaptadas o necesitan ser implementadas con, al menos, el permiso implícito de ciertos actores estatales”.

El Comité está estudiando nuevas leyes que permitan designar las infraestructuras críticas y proporcionen nuevos poderes para protegerlas contra los ciberataques.

A principios de este mes, Australia se unió a sus principales aliados democráticos, Estados Unidos, Reino Unido, Canadá, Nueva Zelanda, Japón, la Unión Europea y la OTAN, para condenar a Beijing por su participación en el hackeo, a principios de este año, de Microsoft Exchange.

Además, las declaraciones también condenaron al Ministerio de Seguridad de China por involucrar a piratas informáticos externos para llevar a cabo estas actividades.

“Estas acciones han socavado la estabilidad y la seguridad internacionales al abrir la puerta a una variedad de otros actores, incluidos los ciberdelincuentes, que continúan explotando estas vulnerabilidades para obtener ganancias ilícitas”, se lee en el comunicado australiano.

El primer ministro Scott Morrison ha indicado anteriormente que el gobierno federal solo denunciaría a un actor estatal si se encontraba un fuerte acervo probatorio.

Los ciberataques dirigidos a las principales instituciones y empresas se han incrementado en los últimos años. Algunas de las empresas más grandes de Australia están sufriendo ataques de este tipo.

En uno de los ataques más recientes de mayo, JBS, el mayor productor de carne vacuna y ovina de Australia, fue blanco de piratas informáticos de ransomware que obligaron a la empresa a detener sus ventas y las operaciones de alimentación de su ganado.

El ataque también obligó al cierre de las plantas procesadoras de carne en Queensland, Victoria, Nueva Gales del Sur, Tasmania y también dejó sin trabajo a miles de trabajadores.

El FBI atribuyó el ataque al grupo de piratería REvil, vinculado a Rusia, también conocido como Sodinokibi.

Joseph Siracusa, profesor adjunto de historia de la diplomacia internacional en la Universidad de Curtin, dijo que uno de los principales problemas con los ciberataques era atribuir públicamente la fuente.

“Lo que aún no hemos descubierto es cómo defendernos de ellos”, le dijo a The Epoch Times. “Sabes, podríamos apagar las luces en el centro de Moscú ahora mismo o apagar los inodoros eléctricos en Beijing si queremos, pero entonces podrían hacernos lo mismo”.

“¿El presidente estadounidense Biden responsabilizará al presidente ruso Putin por estos ciberataques? La respuesta es: no puede porque no puede probar que Putin estuvo involucrado”, agregó.

“¿Hace responsable al gobierno el comportamiento criminal de sus ciudadanos? La respuesta es: Sería lo ideal”, dijo. “Pero en el mundo real, no puedes”.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS