Blinken pide “paz y estabilidad” para Taiwán en su reunión con su homólogo del PCCh

Por Andrew Thornebrooke
23 de Septiembre de 2022 4:31 PM Actualizado: 23 de Septiembre de 2022 4:31 PM

Altos diplomáticos de Estados Unidos y China se reunieron el 23 de septiembre al margen de la Asamblea General de las Naciones Unidas en Nueva York.

El secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, y el ministro de Asuntos Exteriores chino, Wang Yi, se estrecharon la mano pero no respondieron a las preguntas de los medios de comunicación cuando se sentaron a conversar.

Blinken dijo a Wang que el mantenimiento de la paz y la estabilidad en la cuestión de Taiwán era vital para la relación entre las dos naciones.

Un alto funcionario estadounidense dijo a los periodistas que Taiwán fue el tema central de la reunión.

“Por nuestra parte, el secretario dejó muy claro que, de acuerdo con nuestra política de larga data de una sola China, que tampoco ha cambiado, el mantenimiento de la paz y la estabilidad a través del Estrecho es absolutamente, vitalmente importante”, dijo el funcionario.

La reunión tuvo lugar a pesar de que la agenda de Blinken se vio truncada por el anuncio de que su padre, Donald, había fallecido la noche anterior a la edad de 96 años.

También se produjo después de una semana excepcionalmente polémica en las relaciones sino-estadounidenses tras la publicación de una entrevista en el programa “60 Minutes” en la que el presidente Joe Biden declaró que las fuerzas estadounidenses defenderían a Taiwán de una invasión del Partido Comunista Chino (PCCh).

Taiwán en el punto de mira

El PCCh, que rige China como un Estado de partido único, afirma que Taiwán es una provincia separatista de China que debe unirse al continente. Sus dirigentes han dicho en repetidas ocasiones que están dispuestos a utilizar la fuerza militar para lograr este objetivo, y ya han amenazado con iniciar una guerra por esta cuestión.

Sin embargo, Taiwán es una democracia autónoma desde 1949 y nunca ha sido controlada por el PCCh.

Formalmente, Estados Unidos reconoce, pero no respalda, la posición del PCCh, y ambas partes han acordado desde hace tiempo que ninguna de ellas debe intentar cambiar unilateralmente el statu quo.

En cuanto a la cuestión de si Estados Unidos defendería a Taiwán de un intento unilateral de China, la nación se ha adherido históricamente a una política de la llamada “ambigüedad estratégica”, en la que no confirma ni niega si intervendría militarmente.

Los recientes comentarios de Biden, la cuarta ocasión en la que el presidente afirma que Estados Unidos defendería a Taiwán de una agresión del PCCh, parecen ir en contra de esa doctrina. Sin embargo, la Casa Blanca ha declarado en repetidas ocasiones que el compromiso de Estados Unidos de no modificar unilateralmente el statu quo no ha cambiado.

Antes de la reunión, el Departamento de Estado emitió un comunicado en el que decía que la reunión de Blinken con Wang formaba parte de los esfuerzos continuos de Washington por “mantener las líneas de comunicación abiertas y gestionar la competencia de forma responsable”.

Sin embargo, cuando Wang se dirigió a la ONU con un discurso por la mañana, acusó a Estados Unidos de provocar a China hacia una “confrontación total” y comparó la independencia de Taiwán con un “rinoceronte gris que carga hacia nosotros y al que hay que detener con decisión”.

Los dirigentes estadounidenses no parecieron inmutarse por el comentario e, inmediatamente antes de su reunión con Wang, Blinken se reunió con sus homólogos del Diálogo Cuadrilateral de Seguridad, un foro estratégico internacional formado por Estados Unidos, Australia, India y Japón.

Asimismo, Blinken se reunió con los líderes de los Socios del Pacífico Azul, un grupo de trabajo económico y diplomático para las naciones insulares del Pacífico al que los medios de comunicación estatales chinos han acusado de ser una “camarilla” estadounidense antichina.

“Estamos profundamente comprometidos con el Pacífico y hemos construido asociaciones duraderas aquí”, dijo Blinken en una reunión de los socios celebrada ese mismo día.

“Todos nosotros tenemos conexiones históricas, geográficas y culturales de larga data con el Pacífico y lazos entre nuestros pueblos que se remontan literalmente a generaciones”.

Con información de Reuters.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.