Gato intenta ingresar con celulares a una cárcel de Costa Rica y la policía tarda 5 hs en atraparlo

Por Julián Bertone - La Gran Época
24 de Agosto de 2019 Actualizado: 24 de Agosto de 2019

Varios policías salieron a la caza de un gato que intentó ingresar teléfonos celulares a un centro penitenciario de Costa Rica este viernes por la mañana.

Las autoridades policiales informaron que el felino logró ingresar a uno de los ámbitos del Centro de Atención Institucional Jorge Arturo Montero, comúnmente conocido como La Reforma, y fue allí cuando miembros de la institución lo vieron y se lanzaron a su captura.

La persecución duró cerca de cinco horas debido a que el animal se escabulló por una alcantarilla. El director de la policía penitenciaria, Pablo Bertozzi, comentó a la prensa que la captura se dificultó y hubo que esperar mucho tiempo a que el gato saliera de su escondite, según informó RPP Noticias.

El felino llevaba una bolsa sujeta al cuello con un precinto, y dentro de ella dos celulares, dos chip de telefonía y un cargador.

Aunque la noticia pueda parecer curiosa, se trata de una estrategia común utilizada por criminales para introducir narcóticos u otros elementos que puedan ser de utilidad a los reclusos. Los celulares por ejemplo suelen usarse para cometer fraudes o estafas telefónicas, lo que actualmente preocupa mucho a las autoridades del país.

En un hecho similar ocurrido en abril de 2018 en La Reforma, los policías interceptaron a otro felino tratando de ingresar con un teléfono, y esta vez no pudieron evitar bromear con lo ocurrido. Lo apodaron “El Rubio” y simularon tomarle una foto de archivo policial como puede verse en una publicación de Facebook de la Policía de Costa Ríca.

“Se nos indicó que el padre del gato, el señor Gato Colé, le pegó la fianza y se le interpusieron medidas cautelares, debe de firmar en SENASA y no aproximarse al centro penal”, bromeó la policía.

Loro advierte de la presencia policial

No solo los gatos son entrenados para servir a propósitos delictivos, los loros también sirven.

En una redada policial contra narcotraficantes en el noreste de Brasil, la policía capturó a un loro que había sido enseñado a advertir a sus dueños de la presencia policial gritando “¡Mamãe, polícia!” o “¡Mamá, policía!”, según un informe de Globo, una importante cadena de televisión brasileña.

El ave fue capturada en Vila Irma Dulce el 22 de abril y enviada al Centro Flagrante de Teresina, la capital del estado brasileño de Piauí. La policía dice que el loro mantuvo el silencio bajo custodia.

Según la policía, el dueño del loro es una mujer llamada “India” que fue arrestada dos veces por tráfico de drogas. La policía dice que la mujer estaba en la cama debido a un accidente, y fue su esposo quien usó al loro.

También es conocido en caso de Lorenzo, un loro atrapado en el año 2010 en Colombia después de advertir a sus dueños narcotraficantes de la presencia policial.

Lorenzo había sido entrenado para llamar cada vez que un policía se acercaba al cuartel general de los traficantes. Cuando fue presentado a los medios después de su captura, dijo: “Corre, corre, el gato te va a comer”.

La policía se dio cuenta de la treta, y logró pasar a hurtadillas por el puesto de observación del ave, donde descubrieron armas, marihuana y dos loros más, según el Telegraph. Cuatro hombres fueron arrestados en el operativo.

Las autoridades afirmaron que Lorenzo era uno de los casi 1700 loros entrenados por narcotraficantes incautados por la policía, informó el Telegraph.

*****

Historias de convicción:

Trabajó para la mafia y fue un adicto durante décadas, al fin se libera con ayuda de la meditación

TE RECOMENDAMOS