China está construyendo ekranoplanos para defender reclamaciones del mar del sur: Documentos filtrados

Por Nicole Hao
04 de Noviembre de 2020
Actualizado: 04 de Noviembre de 2020

El régimen chino está construyendo una base para diseñar, probar y fabricar ekranoplanos con el fin de defender sus reivindicaciones territoriales en el Mar de China Meridional, según los documentos internos obtenidos por The Epoch Times de una fuente confiable.

Un ekranoplano es un tipo de híbrido avión-nave que puede rozar la superficie del agua (océano o lago), el hielo o la tierra plana.

Beijing reclama la mayor parte del mar de China Meridional como propio, incluso después de que un tribunal internacional de 2016 dictaminara que tales reclamaciones eran ilegales; Filipinas, Vietnam, Malasia, Brunei y Taiwán tienen reclamaciones concurrentes. El canal, que alberga ricos bancos pesqueros y recursos naturales potencialmente valiosos, es también una de las principales rutas de navegación del mundo.

En los últimos años el régimen ha tratado de reforzar sus reivindicaciones en el canal estratégico construyendo puestos militares en islas y arrecifes artificiales.

La construcción de la base de ekranoplano, situada en la provincia insular meridional de Hainan, comenzó en diciembre de 2017 y está previsto que concluya en diciembre de 2020, según los informes enviados por Yingge, la empresa privada contratada para construirla, a las autoridades gubernamentales.

“Junto con los cambios en la situación internacional, la cuestión del Mar de la China Meridional está adquiriendo cada vez más importancia. El proyecto [de la base de ekranoplanos] puede desempeñar un papel importante para garantizar la seguridad de las fronteras de agua entre China y otros países”, informó Yingge a la Administración Estatal para Asuntos de Expertos Extranjeros de China (SAFEA) el 27 de octubre de 2017.

Yingge informó a la Administración Estatal para Asuntos de Expertos Extranjeros de China que la base del ekranoplano forma parte de la Iniciativa del Cinturón y la Carreterade la Franja y la Ruta, el 27 de octubre de 2017. (Captura de pantalla de los documentos)

Base

Yingge, con sede en la ciudad de Haikou, Hainan, diseña y fabrica ekranoplanos. Hace productos de ekranoplanos comercializados, como el CYG-11, que ha sido vendido a los departamentos de policía de las ciudades y condados chinos para patrullar las zonas costeras.

En documentos enviados a la SAFEA y al gobierno de la ciudad de Haikou por Yingge, la compañía dijo que la base acogería la investigación, el diseño y la fabricación de los vehículos, el diseño y la prueba de aplicaciones, y la formación de pilotos e ingenieros de mantenimiento.

Los documentos internos no ofrecen detalles sobre el plan de la base de ekranoplanos. Pero la oficina de comercio de la ciudad de Haikou informó en su sitio web en mayo de 2015 que Yingge tenía planes para producir en masa los ekranoplanos, con el objetivo de una producción anual de 50 ekranoplanos.

Los medios de comunicación estatales chinos han afirmado que los ekranoplanos son indetectables por radar y sónar, lo que permite a los vehículos eliminar sigilosamente portaaviones y otros buques de guerra potentes.

Pero el experto militar Rick Fisher duda de esta afirmación.

“Un ekranoplano pequeño y plano que lleve un arma antibuque podría escapar a la detección de un radar distante, pero los sistemas de armas cerradas (CIWS) utilizados por la Marina de Estados Unidos que están diseñados para encontrar y derrotar misiles antibuque más rápidos y maniobrables probablemente también detecten los ekranoplanos”, dijo Fisher, investigador principal de International Assessment and Strategy Center con sede en Virginia.

En 2013, un artículo en el periódico estatal Global Times citó al vicepresidente de Yingge, Liu Guoguang, diciendo que la compañía tenía planes para desarrollar un ekranoplano más grande —el CYG-40 (con capacidad para 40 pasajeros)— y diseñaría el CYG-100 (para 100 personas), el CYG-150 y el CYG-200.

Fisher sospecha que los grandes ekranoplanos podrían transportar tropas a altas velocidades, permitiendo al Ejército Popular de Liberación de China “sorprender o abrumar las defensas costeras de Taiwán” en caso de conflicto con la isla autogobernada, que Beijing reclama como parte de su territorio.

Si Estados Unidos o Japón vinieran a la defensa de Taiwán, las tropas chinas también podrían ser transportadas a las islas japonesas de Sakashima o a Okinawa, o a Filipinas, donde hay una base naval estadounidense, dijo.

En el Mar de China Meridional, “un ekranoplano grande que transporte tropas también sería ideal para montar incursiones sorpresa contra las islas más pequeñas del Mar de China Meridional, ocupadas por Vietnam, Filipinas y Malasia”, añadió Fisher.

Epoch Times Photo
Yingge informó a la Administración Estatal para Asuntos de Expertos Extranjeros de China que la base del ekranoplano fue aprobado por expertos chinos el 27 de octubre de 2017. (Captura de pantalla de los documentos)

Desarrollo de ekranoplanos en China

Oficialmente, China desarrolló su primer ekranoplano, llamado DF-100, en noviembre de 1998. Fue diseñado y desarrollado por dos empresas estatales, China Technology Kaifayuan y China Aerospace Science and Technology Corp., siendo esta última el principal contratista de China para su programa espacial.

El DXF-100 fue planeado para uso militar, según un informe en el sitio web de la Fuerza Aérea China, que desde entonces ha sido eliminado.

En las últimas dos décadas, China ha desarrollado más ekranoplanos, incluyendo un dron ekranoplano desarrollado por una división de China Aerospace que puede volar durante una hora y media y llevar un torpedo de una tonelada.

Yingge se estableció a principios de 2013 en Haikou. Ese año presentó el CYG-11, que puede transportar más de una tonelada de carga y volar de tres a 13 pies sobre la superficie del agua a una velocidad máxima de 130 mph.

Aunque es una empresa privada, Yingge ha recibido cantidades significativas de apoyo financiero y logístico del régimen chino.

La rama de Hainan de la Administración de Asuntos de Expertos Extranjeros escribió en un artículo de enero de 2018 en su revista que el gobierno envió un equipo a Yingge, apoyó y guió a la empresa para solicitar financiación del gobierno central, y ayudó a tramitar los visados y permisos de residencia de los investigadores rusos para ayudar en el desarrollo de ekranoplanos.

Epoch Times Photo
Yingge informó a la Administración Estatal para Asuntos de Expertos Extranjeros de China sobre la financiación que necesitan de la SAFEA para pagar a los expertos rusos el 27 de octubre de 2017. (Captura de pantalla de los documentos)

Antecedentes de Rusia

En los documentos internos, Yingge informó al gobierno central que un equipo de investigadores rusos que trabajaron en los ekranoplanos rusos prestaron su experiencia a la empresa china.

En el informe de la empresa en 2016, Yingge enumeró 17 expertos rusos, junto con su información personal y los subsidios que se les dieron. El gobierno central les concedió 2.67 millones de yuanes (unos 400,000 dólares) en subvenciones y prestaciones. La compañía no detalló cuánto les pagaron en salario.

En 2017, 19 expertos rusos recibieron 1.254 millones de yuanes (190,000 dólares) en subsidios y asignaciones.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

Funcionario del PCCh promueve vigilancia china en el extranjero

TE RECOMENDAMOS