Ciudad china bloquea vecindarios y cierra hospitales en medio del creciente brote del virus del PCCh

Por Nicole Hao
12 de Octubre de 2020
Actualizado: 12 de Octubre de 2020

Después de un brote del virus del PCCh en la ciudad de Qingdao, al este de China, las autoridades luchan por contener las infecciones cerrando vecindarios y exigiendo pruebas del COVID-19 para todos los residentes.

El 12 de octubre, el gobierno bloqueó los complejos residenciales donde viven los pacientes diagnosticados. También designó al vecindario donde se encuentra el Hospital del Pecho de Qingdao como una “región de riesgo medio” para la propagación del virus.

Se requirió que seis millones de residentes que viven en los distritos de Shinan, Shibei, Licang, Laoshan y Chengyang se sometieran a la prueba de ácido nucleico para el COVID-19. En la noche del 12 de octubre, los residentes comenzaron a hacer fila. La ciudad había anunciado 12 infecciones por el virus del PCCh más temprano ese día, pero no dio otros detalles sobre el brote.

Un trabajador de la salud toma un hisopado de un residente para que le hagan la prueba del COVID-19 en Qingdao, provincia de Shandong, al este de China, el 12 de octubre de 2020. (STR/AFP a través de Getty Images)

Si bien la verdadera escala del brote actual no está clara, ya que se sabe que las autoridades locales no reportan los casos para minimizar las crisis, la ciudad ha cerrado al menos tres hospitales en previsión de un aumento en las infecciones por COVID-19.

Y, aunque la ciudad no anunció un cierre total, los vuelos aéreos se cancelaron en el único aeropuerto de Qingdao. El periódico estatal Beijing Daily informó que 26 vuelos fueron cancelados el 12 de octubre y más de 110 vuelos fueron cancelados el 13 de octubre. El informe alertó a los viajeros que se esperaba la cancelación de más vuelos.

Qingdao, una ciudad costera en la provincia de Shandong, alberga a unos 9,5 millones de personas, según las estadísticas oficiales de la ciudad.

Brote

Las autoridades exigieron que cada sitio de prueba en la ciudad opere desde las 7 a.m. hasta al menos las 10 p.m., ya que el gobierno provincial ha pedido a la ciudad que complete las pruebas en todos los residentes urbanos antes del 16 de octubre, según informaron los medios locales.

El gobierno de la ciudad organizó su primera conferencia de prensa sobre el reciente brote el 12 de octubre. Las autoridades habían cancelado abruptamente una rueda de prensa originalmente programada para el día anterior.

El medio estatal Xinhua informó que Chen Wansheng, subdirector de la oficina del gobierno de Qingdao, anunció en la conferencia de prensa que las 12 infecciones, seis pacientes diagnosticados y seis portadores asintomáticos, estaban relacionados con el Hospital del Pecho de Qingdao.

Diez eran pacientes tratados en el hospital o auxiliares médicos que atendían a los pacientes. Los otros dos eran familiares de un paciente infectado o ayudante médico.

Chen también dijo que las autoridades cerraron restaurantes y mercados que las 12 personas infectadas habían visitado recientemente, así como los complejos residenciales donde viven.

Después de que el Hospital del Pecho de Qingdao fuera cerrado el 11 de octubre, el Hospital N° 3 de Qingdao anunció el 12 de octubre que se convertiría en un hospital solo para COVID-19 y que ya no recibiría nuevos pacientes. Todos los pacientes que no tienen COVID-19 serían transferidos a otros hospitales lo antes posible.

El Hospital del Pecho de Qingdao también trataría solo a pacientes con COVID-19 en un futuro próximo.

El Hospital Central de Qingdao dijo que cerró los servicios de emergencia, pero continuará tratando a otros pacientes como de costumbre.

Los residentes esperan ser evaluados para el COVID-19 en Qingdao, provincia de Shandong, en el este de China, el 12 de octubre de 2020. (STR/AFP a través de Getty Images)

Según sus sitios web, el Hospital N° 3 de Qingdao tiene 800 camas para pacientes y el Hospital del Pecho de Qingdao tiene 320 camas para pacientes.

Preocupaciones

El 11 de octubre, la capital de la provincia de Shandong, Jinan, anunció que cualquier residente que haya visitado Qingdao después del 23 de septiembre debe realizarse pruebas de ácido nucleico al menos dos veces, una prueba de anticuerpos y una auto cuarentena de siete días.

La regulación de Jinan asustó a los visitantes de Qingdao, ya que es conocido como un importante destino turístico. Durante el feriado del Día Nacional más reciente del 1 de octubre al 8 de octubre, las autoridades afirmaron que la ciudad era segura para visitar.

Los internautas chinos cuestionaron si la ciudad es realmente segura.

El periódico estatal Health Times, citando datos oficiales, dijo que 4,48 millones de turistas visitaron Qingdao del 1 al 8 de octubre. Aproximadamente 2,83 millones de turistas compraron boletos para destinos turísticos en Qingdao durante las vacaciones. Qingdao también organizó un Festival de Música de Phoenix de dos días, que atrajo a miles de turistas y residentes locales.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

Brote de norovirus chino; Argentinos rechazan ser granja porcina de China | China al Descubierto

TE RECOMENDAMOS