Ciudadano chino se declara culpable en Boston por contrabandear tecnología marina a China

Por Frank Yue
04 de Mayo de 2021
Actualizado: 04 de Mayo de 2021

Un residente permanente chino-estadounidense admitió su culpabilidad en un tribunal federal de Boston el 28 de abril, por exportar ilegalmente hidrófonos, así como otros productos y tecnología sensible fuera de Estados Unidos a una universidad china que tiene estrechos vínculos con el ejército del Partido Comunista Chino (PCCh), dijo el Departamento de Justicia de Estados Unidos.

Ese mismo día, Shuren Qin, de 44 años y residente en Massachusetts, se declaró culpable de un cargo de conspiración para exportar artículos de Estados Unidos a la Universidad Politécnica del Noroeste (NWPU) de China sin licencias de exportación; un cargo de fraude en la obtención de visa; dos cargos de hacer declaraciones falsas a los agentes de la ley sobre sus compradores y los tipos de piezas de exportación; cuatro cargos de blanqueo de dinero; y dos cargos de contrabando de hidrófonos de Estados Unidos a China. Los hidrófonos se utilizan para controlar el sonido bajo el agua.

Según su página web en chino, la NWPU dirigida por el PCCh se dedica a la investigación en los ámbitos de la aviación, la industria aeroespacial y la navegación bajo la supervisión del Ministerio de Industria y Tecnología de la Información (MIIT) del régimen chino, que evolucionó a partir de la Comisión de Ciencia, Tecnología e Industria para la Defensa Nacional y otras instituciones en 2008.

La NWPU fue incluida en la lista del Departamento de Comercio de Estados Unidos como entidad que plantea problemas de seguridad nacional por su participación en el desarrollo de vehículos aéreos no tripulados, vehículos submarinos autónomos y proyectos de proliferación de misiles.

“Qin se aprovechó del mercado abierto de Estados Unidos para comprar tecnologías sensibles para una universidad militar china”, dijo el fiscal general adjunto John C. Demers, de la División de Seguridad Nacional del Departamento de Justicia.

Nathaniel R. Mendell, fiscal federal en funciones del distrito de Massachusetts, dijo que China “tiene un apetito insaciable por los productos y tecnologías más sensibles de nuestro país, en particular los que tienen aplicaciones militares”.

El fiscal señaló que Qin suponía una amenaza para la seguridad nacional de EE.UU. e infringió la ley al exportar productos clave de guerra antisubmarina a una universidad china vinculada al Ejército.

La jueza de distrito estadounidense Denise J. Casper descubrió además que la Marina china era uno de los clientes de Qin, según el sitio web de su empresa LinkOcean, con sede en China. A su vez, cuando se produjo el registro en la frontera, los agentes testificaron que les preocupaba que Qin estuviera involucrado trabajando en nombre de la Armada china, adquiriendo artículos de Estados Unidos para que pudieran ser utilizados por la Armada en la guerra electrónica y antisubmarina.

Qin admitió los cargos relativos a 60 hidrófonos por valor de 100,000 dólares.

La NWPU de China también fue acusada, pero nunca compareció ante el tribunal.

En virtud del acuerdo alcanzado entre Qin y los fiscales, el ciudadano chino podría enfrentarse a una pena de prisión de al menos siete años, según las directrices federales sobre condenas.

Demers expresó durante un seminario celebrado el 28 de abril en la Universidad George Washington, que los casos de espionaje y robo de tecnología de parte de China siguen siendo una prioridad para el Departamento de Justicia de la administración Biden.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS