Cómo se utilizan las políticas fiscales en beneficio de políticos y las grandes empresas: Activista

Por Ella Kietlinska
22 de Abril de 2021
Actualizado: 22 de Abril de 2021

Las políticas fiscales y el gasto gubernamental se utilizan para alentar o desalentar ciertos comportamientos dentro de la sociedad y pueden considerarse instrumentos de política social, dijo Wendy Damron, gerente de relaciones externas de Citizens for Self Governance Charleston y capitana de distrito para el Proyecto de la Convención de Estados de Carolina del Sur.

Hay algunos privilegios y lagunas en la ley tributaria que atienden específicamente a ciertos grupos y determinados distritos, así como también exenciones para muchas cosas diferentes, dijo Damron en una entrevista en el programa “Crossroads” de The Epoch Times.

Las grandes corporaciones pueden permitirse pagar a los grupos de presión para influir en los legisladores para que redacten leyes fiscales que los favorezcan, pero esto afecta a las pequeñas empresas que se quedan estancadas pagando más impuestos para compensar a las grandes que recibieron los privilegios, dijo Damron.

Es por eso que las grandes corporaciones aman el gran gobierno, agregó. “Pueden permitirse el lujo de dirigir las cosas para favorecerlos y destruir a su competencia”.

Algunas leyes fiscales incluyen excepciones para las empresas que comenzaron en una fecha particular en una determinada industria, dijo Damron, por lo que ciertas leyes no se aplican a las empresas excluidas.

“Hay mucho más en el sistema tributario de lo que se escucha, y hay tantas cosas detrás de escena”, dijo Damron, “son recompensas, favores de ciertos funcionarios hacia simpatizantes y sindicatos”.

Damron dijo que le encantaría ver solo una ley de impuesto uniforme, aunque perdería oportunidades de preparar los impuestos de la gente en ese caso. Un impuesto único fácil y directo sería lo más justo, agregó.

El presidente Donald Trump y los miembros del Congreso celebran la aprobación del proyecto de ley tributaria el 20 de diciembre de 2017. (Samira Bouaou/The Epoch Times)

Antes de la reducción de impuestos del expresidente Donald Trump, la tasa de impuestos corporativos era una de las más altas del mundo y motivó a las empresas a que trasladaran sus operaciones al extranjero, dijo Damron.

Trump redujo la tasa impositiva corporativa del 35 % al 21 % en 2017. La medida hizo que las tasas impositivas estadounidenses fueran competitivas y trajo dinero al país, dijo Damron.

El 31 de marzo, el presidente Joe Biden, dio a conocer su plan de infraestructura de 2 billones de dólares, que consiste en proyectos tradicionales como carreteras y puentes, así como fondos para combatir el cambio climático. Un segundo elemento del paquete contiene beneficios para los trabajadores, incluyendo el colegio comunitario gratuito, el prekinder de infantes universal y la licencia familiar pagada.

El plan se pagará aumentando la tasa de impuestos corporativos del 21 % actual al 28 %.

Trump calificó la propuesta de Biden como “el aumento de impuestos más grande en la historia de Estados Unidos”. Con las tasas impositivas del plan de infraestructura, “si crea empleos en Estados Unidos y contrata a trabajadores estadounidenses, pagará MÁS en impuestos—pero si cierra sus fábricas en Ohio y Michigan, despide a los trabajadores estadounidenses y traslada toda su producción a Beijing y Shanghai, pagará MENOS”, dijo Trump en una declaración.

A Damron le preocupa que Biden revertirá las políticas fiscales de Trump, lo que incitará a las corporaciones a irse al extranjero.

La reforma fiscal de Trump en realidad redujo las tasas impositivas individuales, pero muchas personas no lo notaron porque recibieron cheques de pago mayores debido a que se retuvieron menos impuestos y posteriormente recibieron un reembolso de impuestos más bajo, dijo Damron. Ella aconseja a las personas que comparen la obligación tributaria de este año con la obligación tributaria de años anteriores—antes de los recortes de impuestos de Trump—en lugar de comparar el reembolso del año actual con los reembolsos de años anteriores.

“Le garantizo que la obligación tributaria que tuvo este año en 2020 en comparación con antes de los recortes de impuestos de Trump fue realmente menor”, agregó Damron.

“A la gente realmente le encanta la idea de que esa persona rica pague más dinero: vamos a conseguirlo, los vamos a castigar, necesitan pagar más”, dijo Damron, y agregó: “por lo que en realidad pasarán por alto pagar un poco más ellos mismos siempre y cuando el otro se quede con más”.

Se está jugando con la gente, explicó Damron, y agregó que “nadie se considera rico; siempre hay alguien más rico”.

Sin embargo, hay tanta deuda acumulada en este país, debido al gasto generoso, que es imposible no trasladarla a la clase media (en forma de impuestos), dijo Damron.

Los candidatos demócratas al Senado de Estados Unidos, Jon Ossoff y el reverendo Raphael Warnock, entregan letreros para césped en un evento de campaña en Lithonia, Georgia, el 3 de octubre de 2020. (Elijah Nouvelage/Getty Images)

Biden prometió en un mitin en Atlanta en enero que votar por los candidatos demócratas en la segunda vuelta del Senado de Georgia daría lugar a pagos directos por 2000 dólares.

“Al elegir a Jon [Ossoff (D)] y al Reverendo [Raphael Warnock (D)], pueden hacer una diferencia inmediata en sus propias vidas, las vidas de las personas en todo este país. Debido a que su elección pondrá fin a la obstrucción en Washington, ese pago de estímulo por 2000 dólares, ese dinero saldría por la puerta inmediatamente (…) Si envía a los senadores Perdue [(R)] y Loeffler [(R)] de regreso a Washington, esos pagos nunca llegarán”, dijo Biden.

Sin embargo, “no hay consideración, no se habla de dónde viene este dinero. ¿Los estamos imprimiendo? ¿Qué les estamos haciendo a nuestros hijos? ¿Qué les estamos haciendo a nuestros nietos? ¿Cómo van a pagar ellos esto?”, dijo Damron refiriéndose a la promesa de Biden.

El Departamento del Tesoro declaró que la deuda nacional de EE. UU. excedía los 28 billones de dólares a fines de marzo. La relación deuda federal/PIB aumentó significativamente en 2020, alcanzando un poco más del 100 %, la proporción más alta del PIB desde la Segunda Guerra Mundial, según un informe del Servicio de Investigación del Congreso.

Los demócratas simplemente intentan comprar votos promoviendo paquetes de gastos más altos en dólares, dijo Damron, y agregó que la creciente deuda nacional puede conducir a la inflación.

Con información de Joshua Philipp.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS