Condenan a 8 años de prisión a exdiputado venezolano por “conspiración para matar” a Maduro

Por Alicia Marquez
04 de Agosto de 2022 4:36 PM Actualizado: 04 de Agosto de 2022 5:20 PM

Una jueza del régimen de Venezuela condenó este jueves al exdiputado venezolano Juan Requesens a 8 años de prisión por conspiración para “matar” con un dron al dictador Nicolás Maduro en 2018, informó su abogado.

A primera hora de este jueves el abogado Joel García, quien representa a Requesens—un ferviente crítico de Maduro en el pasado—dio a conocer la noticia a través de las redes sociales.

“A esta hora saliendo de la audiencia de juicio de Juan Requesens quien fue condenado a 8 años por el delito de conspiración. En las próximas horas me reuniré con su familia para próximas acciones. Seguiremos informando”, dijo García, un abogado penal, este 4 de agosto, al finalizar una audiencia que se prolongó durante 12 horas hasta la madrugada de este jueves.

Además de Requesens, 17 acusados en el caso llamado “Magnicidio frustrado” fueron declarados culpables y recibieron sentencia que va entre 5 años y 30 años de prisión, que incluyen a cuatro militares, entre ellos el sargento primero Juan Monasterios, los generales Alejandro Pérez y Héctor Hernández, y el coronel Pedro Zambrano, informó la ONG Justicia, Encuentro y Perdón (JEP).

La ONG denunció que el procedimiento judicial en este caso fue “un procedimiento plagado de violaciones al debido proceso desde el mismo momento de su inicio”, agregando que fue un juicio lleno de inconsistencias, irregularidades, donde los detenidos sufrieron torturas, y violencia en contra de sus familiares. Además pidió que la instancia correspondiente “la anule en su totalidad y los prisioneros sean puestos en libertad inmediata y reparados por las violaciones sufridas”.

Varios opositores rechazaron y condenaron las sentencias dictadas contra Requesens y otras 16 personas por el régimen socialista de Venezuela.

“Una vez más la dictadura evidencia cómo la justicia sigue secuestrada y es un brazo ejecutor de persecución. Hoy Juan Requesens y otros 16 venezolanos son víctimas de la dictadura que intenta acallar a la alternativa democrática”, escribió Juan Guaidó, el presidente encargado de Venezuela en un tuit.

En la misma red social, la antichavista Olivia Lozano afirmó que dicha condena se trata de “otra aberración jurídica” en contra de Requesens “por parte de un aparato judicial servil, rendido a los designios de la dictadura más macabra”.

Por su parte, el opositor Freddy Guevara, quien también considera la sentencia como una “aberración”, expresó su solidaridad a Requesens y su familia, al tiempo que pidió al país que “jamás” normalice “vivir con presos políticos”.

Asimismo, el partido opositor Vente Venezuela, que lidera María Corina Machado, manifestó su solidaridad con el exdiputado y su familia, y expresó su “compromiso de enfrentar este sistema y jamás callar por la libertad de todos los presos políticos y perseguidos”.

El presunto ataque del que se les acusa ocurrió el 4 de agosto de 2018, cuando Maduro daba un discurso en una avenida de Caracas en conmemoración del 81° aniversario de la Guardia Nacional Bolivariana.

Horas después, Maduro, que resultó ileso, y dijo que se trató de un atentado contra su vida, perpetrado con drones, acusando a “la ultraderecha venezolana en alianza con la ultraderecha colombiana”, y responsabilizando directamente al entonces presidente colombiano, Juan Manuel Santos.

Con información de EFE. 

Siga a Alicia Márquez en Twitter: @AliceMqzM


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.