Conductor sacrifica su vida y hace una hazaña grandiosa antes que su camión explote en pedazos

Por La Gran Época
04 de Abril de 2019 Actualizado: 04 de Abril de 2019

Un hombre hizo un último sacrificio y dio su vida para salvar a otros.

El 27 de marzo, el camionero Randall McDougal, de 63 años, conducía su camión de transporte comercial en un viaje de 141 kilómetros desde El Dorado a Texarkana.

Se dio cuenta  que los frenos del camión estaban ardiendo mientras viajaba por la carretera 278, al oeste de Camden, cerca de la carretera 57 de Arkansas.

El camión de McDougal transportaba un peligroso nitrato de amonio, un compuesto altamente explosivo ampliamente utilizado en fertilizantes.

Según Marc Lallanilla de Ciencia Viva: “Si el nitrato de amonio entra en contacto con una llama abierta u otra fuente de ignición, explota violentamente”.

Al determinar que la situación peligrosa podría llevar a un accidente fatal, Randall llamó al 911.

“A las 6:38 a.m. del miércoles por la mañana, el Departamento de Bomberos de Camden fue despachado a un incendio de un tractor-trailer en el U.S. 278, aproximadamente a tres kilómetros al este de Arkansas 57”, escribió el departamento de bomberos en Facebook.

Para evitar causar daño a otros en caso de una explosión, Randall estacionó su camión en una carretera remota de bajo volumen al oeste de Camden, a unas 161 kilómetros al sur de Little Rock.

En lugar de huir del lugar, múltiples testigos vieron cómo el valiente Randall ayudó a otros a salir del peligro antes de ayudarse a sí mismo, reportó KATV.

Randall intentó extinguir el fuego él mismo, dijeron las autoridades.

El primer personal del departamento de bomberos comenzó a evacuar a los residentes cercanos del área cuando llegaron a la escena. Fueron testigos de cómo Randall regresaba al camión. Trágicamente, mientras se dirigía al vehículo, explotó.

En una publicación de Facebook, ProMed Ambulance dijo: “Un accidente en la carretera esta mañana resultó en un incidente de materiales peligrosos y la subsiguiente explosión que ha sacudido al sur de Arkansas. La explosión ocurrió alrededor de las 7:05 AM en la autopista 278 en el condado de Ouachita”.

El impacto de la fatal explosión fue tan poderoso que los árboles circundantes fueron arrasados hasta el suelo y se creó un enorme cráter de 4,6 metros en medio de la carretera federal.

La explosión esparció escombros sobre “la longitud de varios campos de fútbol” y destrozó el parabrisas de un camión de bomberos y un autobús escolar, dejando a tres bomberos de Camden con heridas leves.

“Parece que una bomba explotó”, dijo el jefe de bomberos de Camden, Robert Medford, a the Arkansas Democrat-Gazette. “Hay un gran agujero en el suelo donde estaba el camión”.

Según Magnolia Reporter, la fuerza de la explosión se pudo sentir en El Dorado y Camden, y en Magnolia, aproximadamente a 35 kilómetros de la escena. Los residentes sintieron el temblor de la tierra y escucharon un fuerte estruendo.

El Laboratorio de Crimen del Estado de Arkansas más tarde identificó los restos humanos esparcidos en el sitio como lo que quedaba de Randall.

El Teniente Gobernador de Arkansas, Tim Griffin, extendió sus condolencias a la familia de Randall en un tweet.

“Mis pensamientos y oraciones se dirigen a todos los afectados, especialmente a la familia de la víctima muerta en la trágica explosión cerca de Camden”, dijo en una publicación de Twitter.

En una entrevista con KATV, el hijo de Randall, Jason McDougal, dijo: “Era mi mundo y mi héroe. El hombre al que idolatraba y quería ser desde que nací ya no está en mi vida”.

Jason McDougal recordó haber escuchado un boom esa mañana temprano. Su instinto le dijo que contactara a su padre.

“Estaba rezando para que mi papá estuviera bien, y que me llamara o me enviara un mensaje de texto como siempre lo ha hecho”, dijo.

Muchos usuarios de medios sociales elogiaron a Randall como un héroe por poner a otros antes que a sí mismo en una momento de peligro.

“La mayoría habría corrido, ese hombre ES un héroe, y yo lloré leyendo el reportaje ese día. Hizo todo lo que pudo para alejar a la gente y trató de apagar el fuego por sí mismo”, escribió un usuario en la sección de comentarios de la publicación de Facebook de KATV.

Otro comentó: “Oraciones para su familia, el hombre es definitivamente un héroe”.

“Oh Jason, ni siquiera puedo empezar a decirte cuánto lo siente nuestra familia… La familia de mi esposo es dueña de las 4 esquinas en la carretera 57 n 278… Siempre estaré agradecido por la valentía de tu padre… Él dio su vida para salvar a nuestra familia… Jesús, ¿cómo podemos decir gracias…. Tu padre es nuestro héroe… Que tu familia tenga paz sabiendo que todos estamos muy agradecidos…”, escribió otro.

Sabiendo que Randall murió como un héroe, esto trae “algo de paz” a su familia.

“La mayoría de las leyendas cuando dejan esta tierra dejan su marca por toda la eternidad para que todos las vean, y eso es lo que hizo mi padre”, dijo Jason McDougal.

Nuestros pensamientos y oraciones están con Jason McDougal y toda su familia.

Randall McDougal siempre será recordado como un héroe por su desinteresado acto de coraje. Que descanse en paz.

¿Te gustó este artículo?

Entonces, te pedimos un pequeño favor. Compártelo en tus redes sociales, apoya al periodismo independiente y contribuye a que tus amigos se enteren de las noticias, información e historias más interesantes. Tardarás menos de un minuto. ¡Muchas gracias!

Hombre libera fascinantes burbujas de gas atrapadas en un lago congelado

TE RECOMENDAMOS