Contemplando la belleza: un vistazo a un paraíso celestial

Un raro bronce budista coreano en el Museo de Arte de Cleveland
Por Lorraine Ferrier
04 de Septiembre de 2021
Actualizado: 04 de Septiembre de 2021

Rara y sublime, la “Tríada de Amitabha” del Museo de Arte de Cleveland, del siglo XV, presenta a tres seres divinos fundamentales para la creencia budista. De este tesoro budista, antaño consagrado, solo queda una pizca de dorado, pero la serenidad meditativa de las deidades sigue brillando.

Cada deidad está sentada en un trono de flores de loto para dar la bienvenida a los seguidores budistas al Paraíso Occidental (el cielo de Buda Amitabha). En el centro, Amitabha se sienta con las piernas cruzadas en posición de loto y está flanqueado por dos asistentes celestiales: los Bodhisattvas Avalokitesvara y Ksitigarbha. Cada uno de los seres divinos realiza un gesto celestial diferente, llamado mudra, con sus manos.

Los budistas creen que los bodhisattvas están en la Tierra únicamente para salvar a los seres vivos del dolor y el sufrimiento que supone estar atado al ciclo de nacimiento, vida y muerte, un ciclo que los budistas llaman samsara.

En el interior de cada figura se guardaban reliquias budistas, pero esas reliquias se han perdido hace tiempo.

arte budista
La “Tríada de Amitabha”, década de 1400, de un artista desconocido de la dinastía Joseon (1392-1910), Corea. Bronce con restos de dorado; 16 pulgadas por 6 1/2 pulgadas por 21 1/2 pulgadas. Colección Worcester R. Warner, Museo de Arte de Cleveland. (Dominio público)

Tesoro sagrado

En un artículo publicado en el sitio web del museo, Ghichul Jung, director del Instituto de Cultura Coreana Sostenible, explica cómo algunos detalles específicos ayudaron a identificar cuándo se creó la tríada. Normalmente, una tríada como ésta no incluiría a Ksitigarbha, sino a otro bodhisattva llamado Mahasthamaprapta. Pero en la Corea de los años 1300 y 1400, Ksitigarbha lo reemplazó.

Jung explica que, durante este periodo, había tres formas de utilizar estas tríadas de Amitabha. Algunas se colocaban en una caja y se enterraban como ofrendas sagradas en una pagoda o un lugar sagrado. Otras tríadas de Amitabha se colocaban en una sala o monasterio para la devoción pública. Las tríadas más pequeñas se utilizaban para la devoción privada, y para eso se utilizaba la pieza del Museo de Cleveland. Jung cree que la pieza fue encargada por una familia gobernante.

Al examinar el objeto con más detenimiento, Jung dedujo que el drapeado y una marca en el tercer ojo (en el centro de la frente) eran estilísticamente similares a los de una estatua budista china de la dinastía Ming que se encuentra en el Museo Metropolitano de Arte y que fue creada en 1411.

Para saber más sobre la “Tríada de Amitabha” en el Museo de Arte de Cleveland, visite ClevelandArt.org


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS