Deportan migrantes de la caravana: “DDHH van aparejados de deberes” dice alcalde de Tijuana

Por Anastasia Gubin - La Gran Época
20 de Noviembre de 2018 Actualizado: 20 de Noviembre de 2018

“Los derechos humanos vienen aparejados con deberes humanos”, escribió hace unas horas el alcalde de Tijuana Juan Manuel Gastélum, en relación a la detención y deportación de decenas de miembros de la caravana de migrantes que se está congregando en la ciudad frontera con Estados Unidos, para avanzar hacia el norte.

“Miembros de la Caravana Migrante que no respeten a los ciudadanos tijuanenses, lean este mensaje: todo el peso de la ley! Ya van 34 remitidos al INAMI. Pónganse las pilas gobierno federal, los tijuanenses no están solos aquí, tienen Alcalde”; escribió en su Facebook la máxima autoridad local.

Las 34 personas pertenecientes a la caravana fueron detenidas por posesión de drogas, estado de ebriedad, disturbios al orden social y ultrajes a la autoridad, reportó El Informador el día de hoy.

“Derechos humanos para humanos derechos”

El alcalde de Tijuana además divulgó en su Facebook sus recientes declaraciones a la prensa donde aclara que “todos tienen derechos, a los Derechos Humanos”, pero estos Derechos Humanos “son para los humanos derechos”, es decir que actúan con rectitud y respeto a las leyes y al prójimo.

“Yo puedo ayudar sin problema a todo a quien está dispuesto a hacer las cosas bien (…) Quienes delinquen sus Derechos Humanos se le debe atender dentro de un reclusorio, donde se está siendo efectiva la sanción a que se hicieron acreedores”.

“Todo derecho va aparejado a una obligación, a un deber.”, añadió el alcalde. “Si tu nada mas tiene derechos y yo no tengo ningún derecho, pero aunado a eso tampoco tienes un deber a mi persona, eso para mi es una esclavitud. Me están esclavizando a tener que atenderte”.

“Lo que omiten de establecer es que el beneficiario del derecho humano tiene la obligación de respetar al prójimo”.

“Se han enojado, me han amenazado que me van a demandar en las cortes internacionales, pero… yo te ayudo con mucho gusto, pero es un respeto mutuo”.

Comparación a la caravana de haitianos

El alcalde dijo ayer que comparando la actual caravana de migrantes con la de los haitianos que llegaron en forma masiva hace dos años desde Brasil. Ellos lo hicieron “en orden”, mientras que hoy, algunos provenientes de centroamérica “son altaneros”.

Los haitianos “comenzaron a arrendar sus habitaciones, hoteles y a consumir sus propios alimentos”.

Explicó que pese a que se desesperaban por el retraso en los trámites de asilo, “nunca solicitaron a nosotros como ayuntamiento: comida hospedaje, tratos especiales, simplemente querían cruzar a Estados Unidos. Que había problema sí, pero eran mínimos. Lo importante es que llegaron ordenados, respetando”.

“Tengo entendido que viven acá en Tijuana unos 3000 pero se han integrado… nunca piden ayuda… se los ve trabajando”, añadió.

Respecto a la actual caravana de migrantes, “no todos”, pero “llegan algunos altaneros”.

“Eso ha generado mucha incomodidad a los tijuanenses”.

Rodrigo Melgoza, residente de Tijuana, tiene un cartel que dice “inmigrantes sí, ilegales no” durante una protesta contra la caravana de migrantes de Centroamérica en Tijuana, México, el 18 de noviembre de 2018. (Charlotte Cuthbertson/La Gran Época)

Mas de 300 tijuanenses se volcaron a las calles en actos pacíficos contra la llegada de migrantes, alegando que están generando el caos, no respetan la ley y han despreciado la comida que se les da. Pidieron a las autoridades que los registren y deporten a sus países.

Mexicanos protestan contra la caravana de migrantes de América Central mientras la policía antidisturbios los mantiene alejados del campamento de migrantes en Tijuana, México, el 18 de noviembre de 2018. (Charlotte Cuthbertson/La Gran Época)

El alcalde de Tijuana destacó que está en reuniones con representantes de Honduras que se harán cargo de atender a los ciudadanos que soliciten asilo en Estados Unidos desde Tijuana.

A continuación

Memorias de un esclavo del comunismo

Una historia de tragedia, fe y resistencia frente al totalitarismo brutal. Memorias de un esclavo del comunismo es el viaje de un hombre que busca revelar lo que cree que lo ha mantenido a él y a su pueblo como rehenes durante demasiado tiempo.

 

TE RECOMENDAMOS