Niña de 2 años vagando sola y descalza sorprende a un taxista en una noche bajo cero

Por La Gran Época
07 de Marzo de 2019 Actualizado: 13 de Marzo de 2019

Los taxistas, entre ellos Uber y Lyft, suelen tener encuentros interesantes mientras conducen por la ciudad. Para un conductor de Lyft de Worcester, una de sus experiencias inusuales fue una situación donde una vida corría peligro.

Después de dejar a un pasajero el 23 de enero a las 3 a.m., el conductor de Lyft, Ashton Mazyck, regresó a su complejo de apartamentos en Lincoln Village, Worcester.

Imagen ilustrativa. (Crédito: Kelly Sullivan/ Getty Images)

Cuando Ashton, un terapeuta conductual de día y un conductor de Lyft en su tiempo libre, aparcaba su coche, notó que una niña deambulaba fuera del edificio de apartamentos.

La temperatura esa noche era alrededor de los -9 grados centígrados, estaba helado. Sin embargo, la niña de 2 años de edad estaba descalza, de pie y solitaria en ese terrible frío.

La niña, que ni siquiera llevaba abrigo, temblaba y lloraba en la helada noche.

“Cuando vi por primera vez a esta preciosa niña, me miró con lágrimas en los ojos y sentí todo tipo de emociones”, dijo Ashton a CBS Boston. “Tenía que asegurarme que estuviera a salvo. Quería que se sintiera segura”.

Imagen ilustrativa. Crédito: Jewel SAMAD/ AFP/Getty Images)

En una entrevista con NECN, Ashton dijo: “Tenía esa mirada de alivio en su cara como si alguien finalmente estuviera aquí para ayudarme”.

Ashton de inmediato se puso en acción para rescatar a la niña. Protegiéndola del frío, envolvió a la niña con su abrigo y llamó a su mamá, Vida Mazyck.

“Ashton deseaba que mamá viniera rápido y con una manta”, recordó Vida. “Él me dijo, ‘Encontré a una niña pequeña de pie afuera'”.

Luego, Ashton y su mamá llevaron a la aterrorizada niña a su apartamento para mantenerla caliente, sus pies estaban fríos y entumecidos por el hielo y la nieve.

“No dejaba de decir que estás a salvo”, dijo Ashton. “Estás bien. Estás bien. Estás bien. Vamos a intentar calentarte”.

Vida intentó calentarle sus pies. “Le frotó los pies. Le colocó los calcetines. Pero era como si estuviera sosteniendo hielo”, le dijo a WTHR.

Mientras tanto, la niña estaba adormecida. Vida se preocupó porque no sabía si la niña de dos años se encontraba en estado de shock. Mientras seguía hablando con ella, la interrogó. “¿Dónde está mami? ¿Está dormida? Dijo que mamá no está en el trabajo”, recordó Vida.

Ashton llamó al 911 y los servicios de emergencia llegaron para llevar a la niña a un hospital, donde le diagnosticaron que estaba límite de la hipotermia.

Entonces, ¿por qué la niña estaba vagando sola en medio de la noche?

Después de la investigación, la policía de Worcester descubrió que la madre de la niña trabajaba en un turno de noche. La niña estaba al cuidado de su abuela, que se quedó dormida. Mientras tanto, la pequeña se escabulló afuera. La policía no presentó cargos criminales y ella regresó a salvo con su madre.

No hace falta decir que Ashton se alegró de estar allí para esa niña indefensa.

En declaraciones con La Gran Época, Ashton dijo: “No siento que haya hecho nada, pero estoy agradecido por estar en el lugar correcto en el momento preciso y gracias a Dios que pudimos hacer algo bueno por la niña”.

Por fortuna, Ashton estaba allí, ya que nadie sabría lo que hubiera pasado si la niña se quedaba afuera en el temible frío de esa noche.

Con respecto a todo el incidente, Ashton dijo al NECN: “No quería enfadarme, ya que me he encontrado con todo tipo de casos y sabía que alguien probablemente necesitaba algo de comprensión y aquí parecía que era así”.

Apenas una semana antes, el 14 de enero, una niña de dos años y medio llamada Sofia VanSchoick, de New Hampshire, salió de su casa sin el conocimiento de sus padres. Trágicamente, fue encontrada muerta en el fondo del porche de su casa después de sucumbir a la exposición y a la hipotermia, según People.

“Honestamente, no sé cómo me las he arreglado para seguir adelante”, dijo la afligida madre a People. “Me desperté esta mañana por primera vez sin mi niña y su hermano gemelo la había estado buscando desde que se despertó”.

Hacía mucho frío afuera cuando la policía encontró a la niña. Según Courtney, la madre de Sofía, dijo que la pequeña normalmente se despertaba y se levantaba a deambular por su habitación por la noche.

Imagen ilustrativa. (Crédito: Rawpixel.com/ Shutterstock)

A través de esta historia, Ashton desea transmitir un mensaje importante.

“Cuando puedas, por favor, ayuda a los necesitados”, dijo.

De hecho, tenemos dos manos: una es para ayudarnos a nosotros mismos y la otra para ayudar a los demás. ¡Felicitaciones a Ashton y a Vida por ayudar a la niña!

Mira el video a continuación:

Niñas rescatan a un perro gigante abandonado a la orilla de la carretera

Si esta conmovedora historia inspiró tu corazón, por favor, compártela. Apoya el periodismo independiente y ayúdanos a difundir las buenas noticias a todo mundo.

TE RECOMENDAMOS