Dos nuevos satélites Galileo para competir con el GPS en 2016

16 de Diciembre de 2015 Actualizado: 16 de Diciembre de 2015

Este jueves se lanzarán desde la Guayana francesa dos nuevos satélites Galileo con el propósito de disponer de un sistema de navegación europeo que compita con el GPS estadounidense a finales de 2016 .

La lanzadera rusa Soyuz despegará a las 11h51 GMT (8h51 hora de Kurú). Es “el equivalente del GPS pero con otras funciones” y estará listo a finales de 2016, indicó a la AFP Jean-Yves Le Gall, el jefe de la agencia espacial francesa (CNES).

Cuatro horas durará la misión La lanzadera que pondrá en órbita estos dos satélites de fabricación alemana, a una altitud de 23.222 kilómetros.

“El programa está encarrilado, avanza, cumple sus promesas”, dijo Stéphane Israël, jefe de Arianespace, la compañía francesa encargada del lanzamiento.

Desde el despegue, el 27 de diciembre de 2005, del primer satélite experimental GIOVE-A, se puso en órbita un tercio de la constelación Galileo, que debería contar con 30 satélites, y se construyó una red de estaciones terrestres en el mundo.

Galileo es un proyecto emblemático de la Comisión Europea y tiene como objetivo reducir la dependencia del GPS estadounidense, mejorando los servicios a los usuarios gracias a su gran precisión.

– Llamadas de socorro –

“Galileo dispone de los últimos avances tecnológicos que no tiene el GPS estadounidense, más antiguo”, explicó Didier Faivre, director del programa Galileo en la Agencia Espacial Europea (ESA).

Así mismo, Galileo debería proporcionar mayor cobertura y precisión, gracias a una constelación más densa y una órbita más elevada. Las operaciones de búsqueda y de rescate son una de las grandes novedades del sistema. “Con Galileo, una llamada de socorro será visible desde cualquier sitio del planeta, lo que todavía no es el caso”, explicó Didier Faivre.

Galileo se ocupará asimismo de la agricultura de precisión. Gracias a “una imagen por satélite del campo que mide el estado de la vegetación (…) la abonadora depositará el fertilizante justo donde haga falta y no en el resto”, explica Jean-Yves Le Gall. “Esto permite ganancias considerables”.

En 2016 el cohete Ariane 5 entrará en juego y permitirá la puesta en órbita de cuatro satélites al mismo tiempo. “El hecho de disponer de dos lanzaderas (Ariane y Soyuz) es una ventaja, una doble fuente reduce los riesgos”, precisa Stéphane Israël.

“Nos fijamos como objetivo el primer Ariane 5 para Galileo en el otoño de 2016”, precisa el jefe de Arianespace.

En 2017 y 2018 se harán dos lanzamientos de Ariane y un último de Soyuz, para que el sistema Galileo esté completamente operativo. En 2014, los satélites 5 y 6 de la constelación se enviaron a una órbita incorrecta, un error subsanado posteriormente. “Son cosas extremadamente especializadas. Ahora se ha verificado todo”, precisó Jean-Yves Le Gall, visiblemente optimista.

El despliegue de los satélites Galileo, financiado en su totalidad por la Comisión Europea, cuesta unos 7.000 millones de euros. Y harán falta entre 500 y 600 millones para el funcionamiento, mantenimiento y renovación de los satélites.

Encuentre también en LA GRAN ÉPOCA información sin censura sobre China

TE RECOMENDAMOS