Dueños de autos Audi hechos en China afirman que material tóxico les causó leucemia

Por Olivia Li - La Gran Época
23 de Marzo de 2019 Actualizado: 23 de Marzo de 2019

Seis ciudadanos chinos recientemente afirmaron públicamente que un importante fabricante chino de automóviles utilizó materiales tóxicos en sus piezas causando que algunos propietarios desarrollaran leucemia.

Los familiares de las seis presuntas víctimas publicaron el 9 de marzo un artículo en WeChat -una popular red social china- en el que afirmaron que los seis compraron autos Audi fabricados por FAW-Volkswagen. En un breve período de tiempo, desarrollaron leucemia; y dos de las seis personas murieron.

Ellos creen que el uso de materiales tóxicos en los autos Audi hechos en China fue la causa de la leucemia.

El artículo incluía los modelos de automóviles y los registros hospitalarios de las presuntas víctimas, además de extractos de revistas médicas, artículos de los medios de comunicación y denuncias de demandas relacionadas con el tema.

FAW-Volkswagen, con sede en la ciudad de Changchun, provincia de Jilin, en el noreste de China, es una empresa conjunta entre el fabricante de automóviles estatal chino FAW y el famoso fabricante de automóviles alemán Volkswagen. La empresa fabrica automóviles Audi y Volkswagen para su venta exclusiva en China.

En 2013, la televisión estatal CCTV de China emitió un segmento que resaltaba una queja entre los propietarios de autos de lujo, incluidos los Audi fabricados en China: un olor extraño que emanaba del interior de los vehículos. Finalmente, se detectó el origen de la causa en el asbesto, utilizado para fabricar los amortiguadores que absorben los golpes y el ruido.

Un reportero de CCTV recogió muestras de amortiguadores de varios propietarios de Audi y las envió a un laboratorio para analizar el material. Se confirmó que contenían asbesto.

Los amortiguadores de asbesto se colocan cerca de la chapa del auto y, cuando estos se calientan, pueden liberar gases. Muchos artículos científicos en el campo de la salud ambiental y ocupacional señalaron que los gases del asbesto contienen hidrocarburos aromáticos policíclicos (HAP), que son cancerígenos, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU.

Los medios de comunicación chinos descubrieron un anuncio público de FAW-Volkswagen, hecho en marzo de 2017, que decía que los automóviles que fabricó entre septiembre de 2013 y marzo de 2016 emitían gases cuando los amortiguadores se calentaban.

El 11 de marzo, el medio de comunicación chino Beijing News se puso en contacto con un responsable de quejas de los clientes de Audi, quien dijo que no había recibido ninguna queja sobre enfermedades causadas por olores extraños. También dijo que los modelos Audi Q5, A4L y A3 fabricados después de abril de 2016 ya no tienen un olor extraño.

El personal responsable de reclamos dijo que si un cliente detecta un olor extraño en un coche Audi, podía ir a un concesionario Audi para que lo revise. Beijing News preguntó en un servicio de Audi, donde un empleado respondió que si un cliente posee un auto Audi fabricado entre septiembre de 2013 y marzo de 2016, puede obtener una inspección y cambio de amortiguadores de forma gratuita.

Al cierre de esta edición, FAW-Volkswagen no respondió a un pedido de comentarios.

Se identifican más presuntas víctimas

Radio Free Asia (RFA) se contactó con una de las presuntas víctimas descritas en la publicación viral de WeChat, una mujer que solo se identificó a sí misma como la Sra. Lin. El 10 de marzo ella le dijo a RFA que después que el artículo fue publicado, fue visto más de 400.000 veces en un día. Mucha gente se puso en contacto con ella para decirle que ellos también habían desarrollado leucemia después de comprar un auto Audi hecho por FAW-Volkswagen.

Lin dijo que compró un Audi A4 en mayo de 2015, y fue diagnosticada con leucemia mieloide aguda M2 en enero de 2018. “Se encontró que el formaldehído y el benceno en mi auto Audi habían excedido seriamente los niveles aceptables”, dijo Lin.

“Más y más víctimas se han puesto en contacto conmigo. Todos son pacientes de leucemia. Los Audi importados no tienen problemas. Todas estas víctimas tienen un Audi de fabricación nacional”, añadió.

Según Lin, hasta el 11 de marzo, más de 2000 propietarios de autos Audi hechos en China se habían puesto en contacto diciendo que se unirían a ella para formar un frente común en busca de justicia. Más de 20 propietarios de Audi le dijeron a Lin que o bien fueron diagnosticados con leucemia o que tenían síntomas de leucemia, según un informe del 11 de marzo hecho por RFA.

Muchos fabricantes de automóviles chinos utilizan asbesto

En marzo de 2013, el medio de comunicación chino Siglo XXI también informó sobre el fenómeno de los extraños olores que emanaban de los amortiguadores con asbesto de los autos de lujo fabricados en China. Según un profesional de la reparación de automóviles entrevistado por el medio de comunicación chino, muchos modelos de automóviles nacionales utilizan amortiguadores con asbesto, una práctica común para un gran número de fabricantes de automóviles chinos.

Trabajadores en la línea de montaje de la planta de automóviles chinos de FAW-Volkswagen en la ciudad de Chengdu, en la provincia de Sichuan, en el suroeste de China, el 6 de julio de 2014. (GOH CHAI HIN/AFP/Getty Images)

Además, un vendedor de un proveedor de materiales de amortiguación dijo a Siglo XXI que su compañía tiene una capacidad de producción de 20.000 toneladas de amortiguadores con asbesto por año, lo que la convierte en uno de los mayores fabricantes de dichos materiales.

Otros expertos anónimos de la industria automotriz dijeron al mismo medio que en los países desarrollados, los amortiguadores de los automóviles suelen estar hechos de resinas poliméricas o caucho. Ninguno de estos materiales emite gases tóxicos.

Falta de normas nacionales chinas

El informe de Siglo XXI también señala que hay dos razones principales por las que los autos de lujo fabricados en China utilizan asbesto en lugar de resina. En primer lugar, no existe una norma nacional sobre autopartes y accesorios, y en segundo lugar, el uso de asbesto puede ayudar a reducir los costos de producción.

Zhou Guangya, ingeniero senior del fabricante nacional de automóviles Grupo Nacional de Camiones Pesados de China, dijo que en el caso de un sedán común, los amortiguadores de asbesto costarían entre 50 y 70 yuan cada uno (entre 7,40 y 10,45 dólares). En cambio, los amortiguadores hechos de materiales no tóxicos cuestan entre 150 y 200 yuanes (entre 22,40 y 29,80 dólares) más.

El Sr. Qin, un empleado de la industria automotriz, explicó a RFA que cuando una empresa automotriz estatal establece una empresa conjunta con una empresa extranjera, por lo general solo se importan de los países extranjeros los componentes principales, como los motores. Es muy común que los fabricantes de automóviles chinos utilicen materiales de calidad inferior en piezas de automóviles y decoraciones de vehículos de menor importancia, ya que no existe una norma nacional obligatoria.

Víctimas luchan por justicia

Fang Shuai es una de las dos personas mencionadas en la publicación de WeChat que murió de leucemia. Su esposa dijo a RFA que Fang compró un Audi Q5 en diciembre de 2014 y fue diagnosticado con leucemia en 2016. Se sometió a una cirugía de trasplante de médula ósea, pero finalmente murió a la edad de 40 años.

El Audi Q5 de fabricación china se lanzó en 2010 y se hizo muy popular en el mercado chino.

La esposa de Fang presentó una demanda en Beijing contra FAW-Volkswagen. Trató de buscar ayuda de los medios de comunicación chinos pero fue rechazada, dijo.

La esposa de Fang cree que la dificultad que tuvo para presentar una demanda se debe a que FAW-Volkswagen es una empresa estatal china (FAW posee la mayoría de las acciones de la empresa conjunta).

 

***

Mira a continuación

¿Por qué China se comporta de forma contraria al resto del mundo?

TE RECOMENDAMOS