El Canal de Panamá a bordo de un crucero

Por ROBERT SELWITZ
06 de Noviembre de 2020
Actualizado: 06 de Noviembre de 2020

Para la mayoría de los estadounidenses que viajan en esta época de tanta ansiedad, el actual cierre de la industria de los cruceros no es una prioridad. Pero para los millones de personas que aman viajar por mar y para el vasto cuerpo de trabajadores del turismo y la industria marítima cuya vida depende de los cruceros, la pregunta de cuándo se reabrirá —no si se hará— domina sus vidas.

Actualmente, los cruceros están bloqueados en los puertos de Estados Unidos, y muchos destinos mundiales son inaccesibles debido a las preocupaciones nacionales e internacionales sobre las ineficaces estrategias para combatir la crisis de COVID-19 en Estados Unidos. Sin embargo, está aumentando la confianza acerca de que los cruceros podrían regresar a los mares a mediados de 2021, un plazo que se podría ver afectado por la reacción del mundo a las políticas postelectorales de Estados Unidos.

Puerto Vallarta, México. (Pixabay)

Mientras tanto, Holland America Line (HAL), como muchas otras compañías, está vendiendo con optimismo plazas en los cruceros del 2021. Y la mayoría de las empresas de cruceros han mejorado seriamente las instalaciones físicas y las políticas de operación en áreas como el servicio de alimentos, que la pandemia ha impuesto  como obligatorias.

Por ejemplo, HAL anunció recientemente el próximo regreso de uno de sus servicios más populares: conciertos dos veces al día creados en el Lincoln Center Stage (LCS) en la mayoría o en todos sus buques. Justo antes de la pausa en la mayoría de los cruceros, se presentaron jóvenes músicos internacionales, seleccionados después de haber pasado las audiciones de Nueva York dirigidas por el Lincoln Center Stage. Los programas presentaban una inteligente mezcla de piezas clásicas y melodías pop o de espectáculos con arreglos clásicos.

Entre los aspectos más destacados de los cruceros de febrero-marzo en Eurodam se incluyó el quinteto de piano de Robert Schumann que interpretó una adaptación de “Rapsodia en azul” de George Gershwin, presentaciones con tangos, música de ballet y partituras de películas, y obras de Dvorak, Mozart, Brahms, Schubert, Beethoven, Debussy y Janacek. El conjunto estaba conformado por un piano, dos violines, una viola y un violonchelo.

Canal de Panamá. (Luis_Martinez/Pixabay)

En días festivos en el mar había actuaciones por las tardes y antes de la cena. Otras noches, los espectáculos consecutivos permitían a los clientes escoger el momento más adecuado para ellos. Los asientos para aproximadamente 80 personas estaban muy cerca, una configuración que probablemente se alterará cuando se reanuden los viajes.

Los artistas del quinteto provenían de Canadá, Polonia y Nueva Zelanda. LCS seleccionó su música mientras cubría los derechos de ejecución y los costos de los arreglos. Esto hizo que muchas piezas escritas originalmente para orquestas de tamaño completo se pudieran ejecutar en grupos de cámara.

Por supuesto, si bien la música refinada puede ser un importante factor de elección de crucero, los itinerarios y las comodidades son los principales factores al momento de tomar una decisión. El viaje de dos semanas de febrero de Fort Lauderdale a San Diego que mi esposa y yo disfrutamos tenía muchas razones para disfrutar, y tuvimos la suerte de poder incluirlo antes del cierre del crucero.

El punto culminante de nuestro itinerario fue nuestro viaje a través del Canal de Panamá. Tomar un día completo para atravesar la trinchera de 48 millas de largo y cruzar el lago a mitad de camino fue un emocionante ejemplo de una experiencia única de viaje en barco. Comenzando alrededor de las 6:30 a.m. cuando el Eurodam entró en una primera serie de compuertas, permitieron a los pasajeros acceder al área de la proa, donde los miembros del personal detallaron las operaciones y la historia del canal. Aprendimos que las 12 compuertas separadas del canal están divididas en tres grupos.

Canal de Panamá. (Monica_Volpin/Pixabay)

En nuestro paso de 12 horas vimos cómo las compuertas se levantaban lentamente y luego bajaban nuestro barco de 2104 pasajeros del Atlántico al Pacífico. En el camino pasamos por “cimas de montañas” que en realidad eran picos de colinas que se sumergieron a propósito para crear el enorme lago Gatún hecho por el hombre a mitad del recorrido. Fue creado mediante el embalsamiento de antiguos ríos para crear una navegación suave durante gran parte del pasaje medio.

Las antiguas cimas de las colinas ahora son islas en el enorme lago Gatún a mitad del paso del Canal de Panamá. (Cortesía de Barbara Selwitz)

Otros puntos destacados del crucero incluyeron paradas, o puertos cercanos a las paradas, en ciudades coloniales que incluían Cartagena, Colombia; León, Nicaragua; y Antigua Guatemala, Guatemala. También hicimos escala en un puerto de Costa Rica para una excursión en su capital, San José, y paramos en México en Santa María Huatulco y Puerto Vallarta.

Las mujeres guatemaltecas venden tapices tradicionales de colores brillantes a los visitantes en las calles de Antigua, Guatemala. (Cortesía de Barbara Selwitz)

Cabe destacar también que en nuestro barco teníamos a nuestra disposición una cocina inteligente para cada experiencia gastronómica. Algunos restaurantes, como el Mandarín y el Pinnacle Grill, estaban disponibles por un cargo adicional. Nuestro secreto en el viaje, sin embargo, fue que el cómodo restaurante principal del barco ofrecía comida excelente como un elemento básico de Eurodam. Eso seguro continuará cuando los barcos vuelvan a zarpar con seguridad con su personal de primera clase y sus artistas —esperemos que sea muy pronto.

Cuando vaya consulte

Holland America Line: HollandAmerica.com

Robert Selwitz es un escritor independiente. Para leer artículos de otros escritores y caricaturistas de Creators Syndicate, visite el sitio web de Creators Syndicate en Creators.com. Copyright 2020 Creators.com


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

El encubrimiento del siglo – La verdad que el PCCh ocultó al mundo

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS