La esposa de “El Chapo” rompe el silencio: “No me consta que trafique drogas”

22 de Febrero de 2016 Actualizado: 22 de Febrero de 2016

Emma Coronel Aispuro, esposa de Joaquín “El Chapo” Guzmán desde 2007, sostuvo que no le consta que su marido sea narcotraficante y afirmó no tener celos de la actriz Kate del Castillo en una entrevista exclusiva difundida hoy en Estados Unidos.

La ex reina de belleza de 26 años, tercera esposa de Guzmán Loera, de 61, rompió su silencio para defender a su esposo, quien tras protagonizar una sonada fuga en julio de 2015 fue capturado en enero pasado y está nuevamente encarcelado.

En dicha entrevista con el canal Telemundo que emite para la audiencia en español en Estados Unidos asegura que han tratado de convertir a su marido en un “monstruo”, se lamenta de las condiciones en que está recluido en la cárcel de Altiplano, en el estado de México, y responsabiliza al gobierno mexicano de lo que pueda pasarle.

Según sostuvo, “El Chapo” está constantemente vigilado, de día y de noche. “Todo el día están ahí, están pasando lista a cada hora, no lo dejan dormir, no tiene privacidad ni para ir al baño”.

Asimismo ella como el abogado de “El Chapo”, José Refugio Rodríguez Núñez, que aparece en la entrevista, hicieron hincapié en que tiene la presión muy alta, cuando él nunca padeció ni hay antecedentes en su familia de ese problema de salud.

Además ella se dirigió a la Comisión Nacional de Derechos Humanos para alertar de esa situación, pero, según dijo en la entrevista, no le dieron respuesta.

Ambos indicaron a Telemundo que según la autoridades el trato que se le da a “El Chapo” es el que reciben los presos de su “misma peligrosidad”.

Empero, según el relato de Emma Coronel, su esposo es amable, atento, educado, cariñoso, buen padre y muy inteligente, no es violento, nunca dice malas palabras y jamás actuaría contra una mujer “por las malas”.

Coronel, que se casó con “El Chapo” nada más cumplir 18 años y se declara “enamorada” de él, se decidió a hablar “porque no todo lo que se dice es cierto” y porque está recibiendo un trato “cruel”.

“El Chapo” no está sentenciado ni se comprobaron los delitos que se le imputan, señaló.

“A mí no me consta que trafique con drogas”, le dijo a la periodista Anabel Hernández durante la entrevista realizada en una localización secreta el 12 de febrero y a la que ella acudió acompañada del abogado y de la hermana pequeña de su marido.

Remarcó que para ella él no es “El Chapo”, es Joaquín Guzmán, su esposo, y que lo que le preocupan son sus hijas, a las que trata de criar como niñas normales.

Sus hijas, prosiguió, cuando ven a su papa por televisión lo abrazan, pero todavía no entienden lo que ésta pasando, relató.

Cabe destacar que ella y las gemelas estaban junto a “El Chapo” cuando fue capturado en Mazatlán en 2014. Al ser preguntada por la entrevistadora si en el momento de la captura, que tuvo lugar en un apartamento y a primera horas de la mañana, había funcionarios del gobierno estadounidense dijo que sí y que parecían estar supervisando la operación.

En la entrevista indicó también que nunca vio a su esposo con políticos y que el Gobierno mexicano está “enojado” y se está cobrando el impacto que tuvo la fuga de julio pasado.

A preguntas de la periodista, dio a entender en sus respuestas que la persecución a su marido puede ser para “tapar otras cosas”.

Coronel, cuyo padre y un hermanos están en prisión acusados de narcotráfico y otro de sus hermanos también esta preso por presuntamente haber participado en la última fuga de “El Chapo”, dijo en la entrevista que lo que le enamoro de su esposo “fue la plática” y la manera como la trataba cuando la cortejaba.

Al casarse, la mandó a estudiar ciencias de la comunicación a Culiacán. Durante su matrimonio se mudaron muchas veces, según contó Coronel, quien desde que tuvo a sus hijas piensa que le hubiera gustado que el fuera “menos señalado, que no estuviera siempre en el ojo del huracán”.

Asimismo, respecto a los correos que su esposo se cruzó con Kate del Castillo, con quien tuvo un encuentro secreto cuando él estaba prófugo al que también asistió el actor estadounidense Sean Penn, quien le hizo una entrevista para la revista Rolling Stone, aseguró que no le dieron celos en absoluto.

Aclaró que admira mucho a la actriz mexicana y se quejó de que el Gobierno mexicano difundiera los correos.

En tales mensajes “El Chapo” se muestra muy interesado en Kate del Castillo, quien ahora es investigada por la justicia mexicana y sostuvo que la entrevista y los mensajes tienen que ver con un proyecto cinematográfico sobre narcotraficante más busado de México.

TE RECOMENDAMOS