Biden: Fallo sobre aborto convierte a EE.UU. en un “caso atípico entre las naciones desarrolladas”

Por Naveen Athrappully
25 de Junio de 2022 3:37 PM Actualizado: 25 de Junio de 2022 4:49 PM

El presidente Joe Biden ha criticado la reciente sentencia de la Corte Suprema de EE. UU. por la que se anulaba la decisión de 1973 en el caso Roe contra Wade, que legalizaba el derecho al aborto, afirmando que la medida viola el principio de igualdad y convierte al país en un “caso atípico” entre las naciones desarrolladas.

“Las consecuencias y el consenso del pueblo estadounidense —principios básicos de igualdad, libertad, dignidad y estabilidad del estado de derecho— exigen que Roe no haya sido anulado”, dijo Biden en un comentario del 24 de junio. “Con esta decisión, la mayoría conservadora de la Corte Suprema demuestra lo extrema que es, lo alejada que está de la mayoría de este país. Han convertido a Estados Unidos en un caso atípico entre las naciones desarrolladas del mundo. Pero esta decisión no debe ser la última palabra”.

La decisión de la Corte Suprema se produjo en el marco de un caso relacionado con una ley de Misisipi que prohíbe los abortos después de las 15 semanas de embarazo. En contra de lo que afirma Biden, muchas otras naciones desarrolladas tienen leyes de aborto similares o incluso más restrictivas.

De 50 naciones europeas, 47 limitan el aborto electivo antes de las 15 semanas, según un estudio realizado en julio de 2021 por el Instituto Charlotte Lozier. Cinco países, entre ellos Bélgica y Alemania, limitan el aborto electivo a las 14 semanas.

Veintisiete naciones, entre ellas Francia, Noruega y Dinamarca, limitan el aborto electivo a las 12 semanas. Ocho naciones europeas, entre ellas Finlandia y Gran Bretaña, no permiten el aborto electivo salvo por algunas razones socioeconómicas o médicas específicas.

El estudio también señala que ni una sola nación europea permite el aborto electivo durante los nueve meses de embarazo. Esto está en contradicción con estados americanos como Nueva York, California, Maryland y Massachusetts, donde está permitido.

Además, la opinión mayoritaria de la Corte Suprema afirma claramente que la Constitución de Estados Unidos “no hace referencia al aborto”, por lo que ese derecho no está “implícitamente protegido” por ninguna disposición constitucional. “Es hora de hacer caso a la Constitución y devolver la cuestión del aborto a los representantes elegidos por el pueblo”, dice el dictamen.

Amenaza de violencia

Mientras tanto, el Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos ha advertido que los jueces y funcionarios estatales corren el riesgo de ser víctimas de la violencia política tras la decisión de la Corte Suprema de anular el caso Roe contra Wade.

En un memorando de inteligencia, el departamento dijo que los extremistas domésticos “probablemente explotarán” el fallo para “intensificar la violencia contra una amplia gama de objetivos”, según la CBS.

“Esperamos que la violencia se produzca durante las semanas siguientes al fallo, especialmente porque [los extremistas violentos domésticos] pueden movilizarse para responder a los cambios en las leyes estatales y las medidas electorales sobre el aborto derivadas de la decisión”, dice el memorando.

Varias cuentas de Twitter han publicado las direcciones de los domicilios de los jueces de la Corte Suprema tras la decisión judicial. El mes pasado, se organizaron múltiples protestas frente a las casas de los jueces Amy Coney Barrett y Brett Kavanaugh. Un hombre californiano fue detenido por intentar asesinar a Kavanaugh a principios de este mes.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.