El gato del vecino viene todos los días a buscar a su mejor amiga, una perrita fallecida hace meses

Por La Gran Época
20 de Abril de 2019 Actualizado: 20 de Abril de 2019

Gracie era una canina que amaba a todas las criaturas, grandes y pequeñas, pero había un vínculo especial que tenía con un gato, y el gato sentía lo mismo.

Gracie era la mascota perfecta para tener a tu lado; le encantaba interactuar con todo el mundo, así como con diversos animales y criaturas que pasaban por el césped de su casa.

“Gracie era una esquimal americana y se quedaba fuera casi todo el tiempo”, dijo Shea Belew Brennaman, dueña de Gracie. “Ella amaba la naturaleza y, aunque era la protectora de nuestra casa, amaba a todos los demás animales y ellos la amaban a ella”.

Shea, una maestra de cuarto grado en Decatur, Alabama, estaba acostumbrada a que Gracie le diera la bienvenida a otros animales, así que cuando un extraño gato apareció hace unos años, Shea no se sorprendió al ver que Gracie se hacía amiga de él. “Creo que vive a dos callejones sin salida de nosotros y no sé su nombre”, dijo la joven a The Dodo. “Mi familia y yo nos referimos a él como Baby Grey”.

(Foto cortesía de Shea Belew Brennaman/Instagram/Facebook/Twitter)

“Gracie lo aceptó en nuestro patio inmediatamente y los dos se hicieron amigos rápidamente”, recordó Shea. Eso era inusual en sí mismo, pero algo estaba aún más fuera de lo normal.

“Dejábamos los tomates de Gracie en nuestra entrada, ya que eran su delicia favorita, y ella los compartía con el gato”. Pronto, Gracie y Baby Grey se convirtieron en amigos inseparables.

(Foto cortesía de Shea Belew Brennaman/Instagram/Facebook/Twitter)

“Cuando Baby Grey comenzó a venir con frecuencia, los dos compartían tomates y tomaron el sol juntos”, dijo. “Tomar sol era su actividad favorita”. Lamentablemente, en octubre de 2017, se descubrió que Gracie tenía un tipo agresivo de cáncer.

“Gracie pasó la mayor parte de los días que le quedaban en la fría entrada”, dijo Shea. “Creo que parte de eso la alivió pero, en realidad, se estaba despidiendo de su territorio y de todos sus amigos en su jardín”.

Y Baby Grey estaba preparado para apoyar a su amiga canina de la mejor manera que supo: estando ahí para ella.

(Foto cortesía de Shea Belew Brennaman/Instagram/Facebook/Twitter)

“Baby Grey vino a verla varias veces en sus últimos días y, aunque no comía tomates, los dos se quedaron allí para estar juntos”, agregó. “Tenían ese tipo de conexión en la que no había que decir ni hacer nada. Solo querían estar juntos”.

Entonces, en menos de un mes después de su devastador diagnóstico, Gracie desapareció. Baby Grey no estaba dispuesto a aceptarlo, y siguió velando a su amiga en el mismo lugar.

“Desde la muerte de Gracie, Baby Grey viene a nuestra entrada varias veces a la semana”, dijo Shea. “Primero viene hasta la puerta y busca a Gracie. No sé cuánto tiempo espera, a veces espera 20 minutos y luego se va a la entrada donde se sienta un rato antes de acostarse y tomar el sol”.

(Foto cortesía de Shea Belew Brennaman/Instagram/Facebook/Twitter)

Aunque las visitas regulares de Baby Grey para honrar a su amiga perdida son un recordatorio de su pérdida, Shea se reconforta en la vigilia del gato. “Me rompe el corazón ver a Baby Grey buscando a Gracie”, dijo Shea, “pero al mismo tiempo me da tanta esperanza de que estos dos animales tuvieran un vínculo tan fuerte”.

“Tenía una dulce personalidad”, añadió Shea. “Era amiga de todos y muy maternal, especialmente de nuestro Yorkie”, le dijo a TheDodo.

Enfermera consuela a niño nervioso a quien no le gustan esas jeringas aterradoras

¿Te gustó este artículo?

Entonces, te pedimos un pequeño favor. Compártelo en tus redes sociales, apoya al periodismo independiente y contribuye a que tus amigos se enteren de las noticias, información e historias más interesantes. Tardarás menos de un minuto. ¡Muchas gracias!

TE RECOMENDAMOS