El impeachment morirá al llegar al Senado si la Cámara sigue protegiendo al denunciante, dice Graham

Por Jack Phillips
11 de Noviembre de 2019 Actualizado: 13 de Noviembre de 2019

El Senado no considerará legítimos los esfuerzos de impeachment o destitución contra el presidente Donald Trump si el denunciante no testifica, dijo el senador Lindsey Graham (R-S.C.), quien preside el poderoso Comité Judicial del Senado.

“Considero que cualquier impugnación en la Cámara que no nos permita saber quién es el denunciante es inválida porque sin la denuncia de la persona no estaríamos hablando de nada de esto”, dijo Graham a Fox News el domingo, añadiendo que el proceso sería injusto porque la persona anónima en el centro de la investigación de impugnación no tendría que enfrentarse a un interrogatorio.

Sus comentarios llegan cuando los republicanos de la Cámara de Representantes, incluyendo al representante Devin Nunes (R-Calif.), presentaron una lista de testigos a los que les gustaría llamar para obtener testimonios públicos la próxima semana. Schiff rechazó que el denunciante se presentara.

Si los artículos de la acusación se aprueban en la Cámara de Representantes, el proceso llegará al Senado. Se necesitarían que más de dos tercios de los senadores votaran para remover al presidente Trump.

El representante Devin Nunes (R-Calif.), miembro de alto rango del Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes, en Washington el 28 de octubre de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

“En mi opinión, es imposible adelantar este caso sin que sepamos quién es el denunciante y sin que tengamos la oportunidad de interrogarlo sobre cualquier acusación que pueda tener”, dijo Graham. “Así que si no llaman al denunciante en la Cámara, esta cosa morirá al llegar al Senado”.

Los demócratas han dicho que el testimonio del denunciante no es relevante y es redundante porque los funcionarios de la administración que se han presentado para testificar en declaraciones a puerta cerrada han corroborado las afirmaciones de la persona. Han proporcionado más detalles sobre los presuntos antecedentes de la llamada telefónica de Trump del 25 de julio con el presidente ucraniano Zelensky.

Según la transcripción de la llamada, que Trump había desclasificado, el Presidente pide a Zelensky que “investigue” las actividades de los Biden en torno a Burisma. Zelensky ha negado que se le presionara para que abriera una investigación.

Biden, en 2016, forzó el despido del principal fiscal ucraniano Víctor Shokin, quien había estado investigando a Burisma, amenazando con retener 1000 millones de dólares en garantías de préstamos estadounidenses; Biden se jactó de la medida durante un discurso grabado en video en un panel el año pasado. Trump citó ese video en su solicitud a Zelensky.

Graham también acusó a Schiff de engañar al público.

“No se trata de que Schiff encuentre la verdad, se trata de que él intenta destruir la presidencia de Trump”, dijo el senador.

En una carta a Nunes el sábado, Schiff dijo que mientras que el testimonio del denunciante en público es “redundante e innecesario”, la “comparecencia de la persona ante nosotros solo pondría en grave riesgo su seguridad personal”.

Schiff añadió que su “comité tampoco facilitará los esfuerzos del presidente Trump y sus aliados en el Congreso para amenazar, intimidar y tomar represalias contra el denunciante, quien valientemente dio la alarma inicial”.

Descubre

El complot entre carteles mexicanos, migrantes ilegales y antifacistas en la frontera México-EEUU

TE RECOMENDAMOS