El pariente más cercano de la extinta ave Dodo brinda un hermoso espectáculo de plumas iridiscentes

Por La Gran Época
02 de Abril de 2019 Actualizado: 02 de Abril de 2019

El último pájaro Dodo fue visto públicamente hace cientos de años, y como desapareció hace generaciones, ganó un estatus casi mítico a lo largo de la historia.

Su pariente genético más cercano, the Rodrigues solitaire (el solitario Rodrigues), se extinguió hace casi al mismo tiempo, pero en las islas que rodean el Océano Índico, el icónico pájaro no volador tiene un primo cercano que aún está vivo.

Te presentamos a la paloma Nicobar. Aunque es significativamente más pequeño y drásticamente diferente en apariencia del famoso Dodo, esta especie de ave de colores brillantes es igual de divertida de ver, y si visitas los zoológicos y exhibiciones correctas, puedes ver uno por ti mismo.

Solo echa un vistazo. Una vez que lo haces, no lo puedes dejar de mirar.

(Crédito: Nicobar Pigeon/Shutterstock)

El Nicobar, que vive en las Islas Nicobar y en todo el archipiélago malayo, parece un primo masivo y emplumado de las palomas que se pueden ver en las calles de Londres.

Aunque la mayoría de las palomas se consideran típicamente como aves grises y algo monótonas, la paloma Nicobar coincide con las islas tropicales que le dan cobijo.

Desde el cuello hacia abajo, cada pluma es una magnífica mezcla ombré de rojos, verdes, azules e índigos, creando un iridiscente arco iris de belleza que se exhibe orgullosamente en su espalda y vientre. Si a esto le añadimos una cola de color blanco puro y patas rojas, este es un ave que sin duda sabe cómo destacar.

(Crédito: Nicobar Pigeon/Shutterstock)

Sin embargo, la población no está tan segura como antes.

La introducción de nuevos depredadores en las islas, como los gatos y las ratas, ha hecho que la población de aves disminuya, lo que supone una amenaza no nativa a la que el ave se ha visto obligada a adaptarse.

(Crédito: Nicobar Pigeon/Shutterstock)

Los humanos también han demostrado ser problemáticos para su supervivencia. Un informe de 2016 sugería que la gente estaba usando las piedras de molleja del hermoso pájaro para hacer joyas. La piedra de molleja, una gran “piedra” en el estómago del ave, que le ayuda a romper las semillas y el exterior de las nueces, tiene un exterior lo suficientemente único como para que los joyeros lo codicien como un preciado accesorio para fabricar sus piezas. Aunque son pequeños, generalmente no más grandes que la punta de los dedos de un humano, siguen siendo una razón clave por la que la paloma Nicobar es cazada.

Esta combinación de factores ha llevado a la población de palomas de Nicobar a un estado de grave amenaza, inspirando nuevos esfuerzos de conservación en un intento de salvar las últimas especies vivas del género de palomas caloenas.

Por ahora, el ave permanece relativamente segura. Para empezar, se trata de una especie “generalmente escasa para las especies raras” que se podría hacer protegido, ya que la gente de la región aparentemente la descuidó por ignorancia. El descubrimiento de su belleza en todo el mundo ha coincidido afortunadamente con el actual movimiento de conservación animal, lo que significa que la mayoría se contenta con mirar simplemente una imagen clara en lugar de buscarla.

(Crédito: Nicobar Pigeon/Shutterstock)

Mientras este hermoso pájaro viva, el gracioso y legendario pájaro Dodo, con todo su plumaje y sus divertidos bocetos en todo el folclore histórico del mundo, ¡seguirá viviendo como un primo que se fue hace mucho tiempo!

¿Te gustó este artículo?

Entonces, te pedimos un pequeño favor. Compártelo en tus redes sociales, apoya al periodismo independiente y contribuye a que tus amigos se enteren de las noticias, información e historias más interesantes. Tardarás menos de un minuto. ¡Muchas gracias!

Creyeron haber visto una serpiente en el agua. Pero echaron un vistazo más cercana, ¡es una ardilla!

TE RECOMENDAMOS