El Partido Comunista Chino está infiltrado en las principales organizaciones internacionales

Por He Jian
25 de Octubre de 2018 Actualizado: 25 de Octubre de 2018

El mundo ha comenzado a observar cómo ha crecido la influencia de China en la comunidad internacional. Esto se debe a las recientes noticias del expresidente de Interpol, Meng Hongwei, que fue desplazado por el Partido Comunista Chino (PCCh) y está siendo investigado por soborno y deslealtad política. Meng también era el viceministro de seguridad pública de China. Al igual que Meng, miembros del PCCh se han infiltrado en varias organizaciones internacionales, en particular en la Organización Mundial del Comercio (OMC), el Fondo Monetario Internacional (FMI), la Organización Mundial de la Salud (OMS), la UNESCO y otros importantes organismos mundiales. Utilizan su influencia a través de estas agencias para promover la agenda del PCCh.

La compleja relación entre el PCCh y la OMC

La Organización Mundial del Comercio (OMC), la mayor organización económica y comercial del mundo, ayudó considerablemente al crecimiento de la economía china. Pero el PCCh se aprovechó del trato preferencial de la OMC y no se atiene a las normas del comercio internacional.

La guerra comercial entre Estados Unidos y China está llevando a la OMC al primer plano. En marzo, la Oficina del Representante Comercial de los Estados Unidos (USTR, por sus siglas en inglés) presentó una solicitud para tomar medidas en la OMC y abordar las prácticas comerciales desleales de China que no respetan las normas de la OMC.

El presidente Trump publicó un tuit en abril: “China, que es una gran potencia económica, es considerada una nación en desarrollo dentro de la Organización Mundial del Comercio. Por lo tanto, obtienen enormes beneficios y ventajas, especialmente sobre EE. UU. ¿Alguien cree que esto es justo? Estábamos mal representados. La OMC es injusta con los EE. UU”.

La OMC no ofrece ninguna definición ni reglas para una “nación en desarrollo”, por lo que un país puede simplemente declararse como tal. China se aprovechó de esta política de “autodeclaración”, un vacío legal, y se identifica como una nación en desarrollo. Por lo tanto, es difícil convencer a otros países de que el PCCh no cumple con las normas.

El volumen total de importaciones y exportaciones de China aumentó de 509.800 millones de dólares en 2001, cuando se incorporó a la OMC, a 4,1 billones de dólares en 2017. Desde 2009, las exportaciones de China fueron las número uno del mundo. En los últimos cinco años, excepto en 2016, los volúmenes totales de importación y exportación de China también ocuparon el primer lugar en el mundo. Es realmente la nación comercial más grande del mundo. Además, en los últimos años, el PIB de China también clasificó entre los países de renta media-alta.

Sin embargo, la OMC parece tener problemas para tratar con un miembro tan especial como China. En julio, después de que la OMC revisara la denuncia de Estados Unidos contra China por prácticas comerciales desleales, elaboró un informe que en parte ratificaba la política comercial del PCCh y hacía un llamamiento a China para que mejorara sus prácticas comerciales.

Sin un castigo específico, el PCCh no se siente obligado a seguir las normas de la OMC, que también ha sido indulgente en el pasado. Por ejemplo, The New York Times informó en marzo de 2014 que Estados Unidos, la Unión Europea y Japón presentaron una demanda en 2012 contra China por restringir las exportaciones de elementos de tierras raras y metales utilizados en la industria manufacturera y tecnológica. La OMC no exigió a China que pagara una multa, sino que solo le pidió que pusiera fin a la infracción.

Debido a su postura blanda con respecto a China, la OMC ha protegido al PCCh, lo que le ha permitido manipular y violar las normas del comercio internacional.

La influencia del PCCh en la OMC

Si bien el PCCh aumentó rápidamente su estatus comercial mundial tras su adhesión a la OMC, también incrementó gradualmente su influencia en la organización.

En 2013, China se convirtió por primera vez en la nación comercial número uno del mundo. Roberto Azevedo, diplomático brasileño apoyado por el PCCh, fue elegido Director General ese mismo año. Roberto Azevedo nombró a Yi Xiaozhun, viceministro del Ministerio de Comercio de China, como Director General Adjunto de la OMC en 2013.

Según el sitio web de la OMC, el Director General Adjunto Yi está a cargo del acceso a los mercados, el comercio de servicios, la investigación económica, así como de la propiedad intelectual, la contratación pública y la competencia. Estados Unidos acusó al PCCh de prácticas comerciales desleales, como el robo de derechos de propiedad intelectual, la contratación pública y las restricciones a la competencia.

Además, después de que Estados Unidos criticara las prácticas comerciales injustas del PCCh y el impacto negativo que tiene en la economía y el empleo de Estados Unidos, Yi declaró, en la Sexta Conferencia Mundial de Líderes Empresariales celebrada en China el pasado mes de mayo, que el comercio no era la causa principal del desempleo en el país.

De los 45 compromisos contraídos por el PCCh para adherirse a la OMC, este solo implementa una de las siete políticas económicas prometidas, uno de los cuatro compromisos en materia de propiedad intelectual, siete de los doce compromisos comerciales y catorce de los veintidós compromisos en materia de comercio de servicios, con un total de veintitrés compromisos implementados.

Además, el PCCh viola compromisos clave que afectan los intereses vitales de los inversores extranjeros y del pueblo chino, tales como obligar a las empresas extranjeras a transferir tecnología, bloqueos de redes, restricciones a las importaciones y diversas barreras no arancelarias.

El PCCh y el Fondo Monetario Internacional (FMI)

Con el fortalecimiento de la economía china tras su ingreso en la OMC, el PCCh comenzó a buscar mayor poder en importantes organizaciones internacionales, como el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial, las dos instituciones financieras más importantes del mundo.

El FMI, creado en 1945 y compuesto por 189 países, trabaja para “fomentar la cooperación monetaria mundial, asegurar la estabilidad financiera y facilitar el comercio internacional”.

En 2011, la directora gerente y presidente del FMI, Christine Lagarde, nombró a Zhu Min, vicegobernador del Banco Popular de China, como cuarto subdirector gerente. Esto elevó la posición de China en el FMI.

Después de que Zhu se convirtiera en subdirector gerente, promovió el yuan para que fuera incluido en los Derechos Especiales de Giro (DEG) en 2015. La participación de China en la cuota de DEG aumentó al 6,41 por ciento de la actualidad, de un 3,99 por ciento en 2011, y la participación en la votación aumentó de un 2,4 por ciento a un 6,09 por ciento, solo por detrás de Estados Unidos y Japón.

Los DEG, creados por el FMI en 1969, son activos suplementarios de reserva de divisas extranjeras definidos y mantenidos por el FMI. Aunque no es una moneda real, el PCCh ha estado buscando un aumento de las cuotas de DEG y de los derechos de voto para mejorar el estatus internacional del yuan y aumentar la influencia del PCCh.

En agosto de 2016, Zhang Tao, vicegobernador del Banco Popular de China, sucedió a Zhu y se convirtió en Subdirector Gerente del FMI. Zhang también es miembro del PCCh.

A medida que la guerra comercial entre Estados Unidos y China se intensifica, Zhang culpa a Estados Unidos y pidió reiteradamente a Washington que apoye al PCCh.

En abril de 2018, Zhang dijo que la principal prioridad de Washington para la economía mundial es eliminar el proteccionismo comercial. El 10 de octubre, Zhang declaró al principal medio de comunicación estatal de China, CCTV, que la mayor incertidumbre en la actual economía global es la disputa comercial provocada por Estados Unidos.

El PCCh y el Banco Mundial

El Banco Mundial, una institución financiera internacional que otorga préstamos a los países para proyectos de capital, desempeña un papel importante en el crecimiento del PCCh.

De 2008 a septiembre de 2012, Lin Yifu, director del Centro de Investigación Económica de China de la Universidad de Beijing, se convirtió en vicepresidente senior del Banco Mundial.

El Banco Mundial elevó a China al tercer mayor accionista del Banco Mundial en 2010, después de Estados Unidos y Japón.

En enero de 2016, el Banco Mundial nombró a Shaolin Yang, funcionario del Ministerio de Finanzas de China, como Oficial Administrativo Principal y Director Gerente del Grupo Banco Mundial.

Hasta abril de 2018, el Banco Mundial había prestado a China más de 60.495 millones de dólares.

El Presidente Trump declaró en varias ocasiones que el Banco Mundial otorgó una excesiva cantidad de préstamos a China.

En 2017, la inversión extranjera directa de China ascendía a más de 120.000 millones de dólares, ocupando el tercer lugar en el mundo. En los últimos 10 años, la inversión extranjera de China ha crecido a una tasa media anual del 27,2 por ciento, lo que la sitúa como uno de los países con mayor inversión extranjera.

Sin embargo, el presidente del Banco Mundial, Kim Yong, declaró en abril que el Banco Mundial reduciría los préstamos a China, pero que aumentaría su participación accionaria (más derechos de voto) mediante un aumento de los préstamos de capital aprobados por los miembros del banco. La influencia del PCCh ha crecido en el Banco Mundial.

El PCCh y la Organización Mundial de la Salud (OMS)

El PCCh ha estado persiguiendo un mayor poder en las Naciones Unidas y sus agencias relacionadas. En 2006, un exfuncionario chino fue elegido Director General de la OMS.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) es un organismo especializado de las Naciones Unidas que se ocupa de la salud pública internacional y cuenta con 194 Estados miembro. En 2006, el PCCh sobornó a países africanos para que eligieran a Margaret Chan Fung Fu-chun, exdirectora de Salud de Hong Kong, como Directora General de la Organización Mundial de la Salud, delegando a China de 2006 a 2017.

Chan fue criticada por sus gastos extravagantes mientras se desempeñó como Directora General de la OMS. A pesar de la falta de financiación de la OMS, los altos ejecutivos de la OMS gastaron 200 millones de dólares cada año en viajes de negocios, superando con creces los gastos de los grandes proyectos de salud, como el SIDA.

Chan apoyó constantemente al PCCh mientras era Directora General de la OMS, ya que su posición fue comprada por el PCCh.

En 2013, el PCCh ocultó el brote del virus de la gripe aviar A (H7N9) en China, lo que provocó una rápida propagación de la epidemia. Pero Chan elogió y agradeció abiertamente al PCCh por su “rápida respuesta y tratamiento” de la epidemia durante la Asamblea Mundial de la Salud en mayo de 2013.

En la conferencia internacional de trasplante de órganos celebrada en Beijing en 2016, Chan elogió la llamada “reforma de trasplante de órganos” del PCCh. La conferencia se celebró en un momento en que la comunidad internacional condenaba los crímenes de sustracción de órganos a gran escala del PCCh, en particular contra los practicantes de Falun Dafa. Una investigación independiente dirigida por un abogado canadiense de derechos humanos y un exfuncionario canadiense produjo un informe actualizado en 2016 sobre la sustracción de órganos, crimen descubierto en 2006, y el rol que tuvo el PCCh al ordenar el asesinato sistemático de prisioneros de conciencia por sus órganos.

El PCCh y la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial (ONUDI)

La Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial (ONUDI), organismo especializado del sistema de las Naciones Unidas, promueve y acelera el desarrollo industrial en los países en desarrollo, y cuenta con más de 170 Estados miembro.

En junio de 2013, la ONUDI eligió a Li Yong, exviceministro del Ministerio de Finanzas de China, como séptimo Director General. En noviembre de 2017, Li fue reelegido.

Li, miembro del PCCh, declaró durante una entrevista concedida en abril a los medios de comunicación estatales de China, que la ONUDI había reforzado su cooperación con el PCCh y organizado actividades para el proyecto “Un cinturón, una ruta” (OBOR, por sus siglas en inglés). Desde 2013, China ha puesto en marcha proyectos de construcción OBOR en más de 60 países, buscando una red de conexiones terrestres y marítimas con el sudeste asiático, Asia Central, Oriente Medio, Europa y África.

Estados Unidos criticó los proyectos OBOR, advirtiendo que los préstamos podrían convertirse en trampas de deuda para los países pobres que no pueden devolver el dinero.

Li también apoyó la estrategia “Made in China 2025” del PCCh. La estrategia, presentada por el Consejo de Estado de China en 2015, es el núcleo de los esfuerzos de China para ascender en la cadena de valor y lograr la visión del mandatario chino Xi Jinping de convertir al país en una superpotencia mundial para 2050. Ello permitiría a China alcanzar a sus rivales en sectores como la robótica, el aeroespacial, los automóviles de energía limpia y los materiales básicos avanzados. Según el plan, Beijing quiere que los proveedores chinos capturen el 70 por ciento de la cuota de mercado para 2025, en lo que respecta a “componentes centrales básicos y materiales básicos importantes” en las industrias estratégicas.

Este plan a gran escala para dominar las cadenas de suministro mundiales alarmó a la administración de Estados Unidos, que se centró en el “Made in China 2025” como prueba de que Beijing ha robado sistemáticamente la propiedad intelectual (P.I.) para sus propios intereses al guiar a las empresas chinas a adquirir empresas tecnológicas estadounidenses y obligar a las empresas estadounidenses a transferir tecnología a cambio de acceso al mercado chino, y otras estratagemas.

El PCCh y la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT)

La Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT) es un organismo de las Naciones Unidas encargado de coordinar las operaciones y servicios de telecomunicaciones en todo el mundo.

En octubre de 2014, Zhao Houlin, exfuncionario del Ministerio de Correos y Telecomunicaciones de China, fue elegido Secretario General de la UIT. Es el primer ciudadano chino que ostenta el título en los 150 años de historia de la agencia.

Zhao declaró en varias ocasiones que espera que “las empresas chinas participen activamente en la elaboración de estándares internacionales de telecomunicaciones para que puedan tomar la iniciativa en la futura competencia del mercado”.

El PCCh y la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI)

La Organización de Aviación Civil Internacional (OACI) es un organismo de las Naciones Unidas que se encarga de codificar los principios y técnicas de la navegación aérea internacional, con 192 Estados miembro.

En marzo de 2015, la OACI eligió a Liu Fang, funcionaria de aviación civil de China, como Secretaria General. Liu es la primera mujer y la primera persona china en ocupar este cargo. Fue reelegida como Secretaria General en marzo de este año.

El PCCh y la Corte Internacional de Justicia (CIJ)

La Corte Internacional de Justicia (CIJ) es el principal órgano judicial de las Naciones Unidas. La agencia resuelve las disputas legales entre los Estados miembro y está integrada por un panel de 15 jueces elegidos por la Asamblea General y el Consejo de Seguridad para un período de nueve años.

En 2010, Xue Hanqin, funcionaria del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, fue elegida jueza de la CIJ, sucediendo al juez chino Shi Jiuyong y convirtiéndose en la primera jueza china de la agencia.

El PCCh y el Banco Asiático de Desarrollo (BAsD) y el Banco Asiático de Inversión en Infraestructura (BAII)

El Banco Asiático de Desarrollo (BAsD) es un banco regional de desarrollo financiero en la región de Asia Pacífico con 67 miembros.

En 2013, el PCCh dispuso que Zhang Wencai, un funcionario del Ministerio de Finanzas de China, ocupara el cargo de vicepresidente del BAsD.

En agosto de 2018, Zhang declaró en una entrevista con el medio de comunicación estatal chino, la Agencia de Noticias Xinhua, que la iniciativa “Un cinturón, una ruta” (OBOR) había recibido un amplio apoyo de la comunidad internacional. El siguiente paso del trabajo principal del BAsD es promover el OBOR.

En 2014-2015, la PCCh inició y estableció el Banco Asiático de Inversión en Infraestructura (BAII) y nombró a Jin Liqun, presidente de China International Capital Corporation, como primer presidente del BAII.

Además de las organizaciones internacionales ya mencionadas, hay más representantes de PCCh que han ocupado cargos importantes en otras organizaciones internacionales prominentes.

Funcionarios del PCCh en otras organizaciones internacionales

La UNESCO es un organismo especializado de las Naciones Unidas cuyo objetivo es promover la paz y la seguridad mediante la educación, la ciencia y la cultura en todo el mundo. Cuenta con 195 Estados miembro. En 2013, Hao Ping, viceministro de Educación del PCCh, fue elegido Presidente de la Asamblea General de la ONU por un período de dos años. Es la primera vez en la historia de la UNESCO que un representante de China es elegido como presidente.

La UNESCO tiene tres dirigentes principales: el Presidente de la Asamblea General, el Presidente del Consejo Ejecutivo y el Director General. En 2005, Zhang Xinsheng, entonces viceministro de Educación, fue elegido presidente del Consejo Ejecutivo de la UNESCO.

La Organización Internacional de Normalización (ISO) es una importante organización no gubernamental mundial que desarrolla y publica una amplia gama de estándares en campos técnicos y no técnicos, y facilita el comercio mundial al proporcionar estándares comunes entre países. En septiembre de 2013, Zhang Xiaogang, secretario del Comité del Partido y director general de Anshan Iron and Steel Group, fue elegido presidente de la ISO. Fue el primer ciudadano chino en ser elegido presidente de la agencia, ocupando el cargo desde el 1 de enero de 2015 hasta el 31 de diciembre de 2017.

En 2010, Li Ruigang, entonces director de Shanghai Radio and Television, fue nombrado primer director chino por WPP Group, uno de los grupos de servicios de publicidad y comunicación más grandes del mundo.

Aunque los representantes del PCCh ya ocupan puestos de alto nivel en un número cada vez mayor de organizaciones internacionales, el hecho de que el PCCh haya atrapado al expresidente de Interpol, Meng Hongwei, posiblemente hará que en el futuro las organizaciones internacionales sean más cautelosas a la hora de elegir a los candidatos para posiciones líderes recomendados por el PCCh. ¿Qué organización internacional está dispuesta a tener el “próximo Meng Hongwei”?

Varios medios de comunicación como Bloomberg, The New York Times y la Voz de Alemania han publicado artículos sobre los peligros ocultos que los funcionarios chinos pueden plantear en los asuntos internacionales.

Los puntos de vista expresados en este artículo son las opiniones del autor y no reflejan necesariamente los puntos de vista de La Gran Época.

***

A continuación

¿Es posible que China tome el control de la economía global?

Las opiniones expresadas en este artículo son propias del autor y no necesariamente reflejan las opiniones de La Gran Época

TE RECOMENDAMOS