El Reino Unido está “profundamente preocupado” por las evidencias de ciberataques chinos, dice Raab

Por ALEXANDER ZHANG
23 de Julio de 2020
Actualizado: 23 de Julio de 2020

El Secretario de Relaciones Exteriores británico Dominic Raab expresó su profunda preocupación el miércoles por las evidencias de ciberataques chinos contra instituciones médicas y académicas en 11 países, incluido el Reino Unido.

El Departamento de Justicia de los Estados Unidos (DOJ) anunció el martes que dos hackers chinos fueron acusados de robar millones de dólares en secretos comerciales y otra información confidencial, y de intentar robar la investigación sobre la COVID-19, causado por el virus del Partido Comunista Chino (PCCh).

Los hackers atacaron a empresas y agencias gubernamentales en varios países, incluidos el Reino Unido, Bélgica, Alemania, Estados Unidos, Australia y Japón, dijo el Departamento de Justicia en la acusación.

Una técnica de laboratorio sostiene una dosis de una vacuna contra el virus del PCCh .(Mladen Antonov/AFP/Getty Images)

“Estoy profundamente preocupado por la evidencia anunciada ayer de que China está involucrada en ciberataques maliciosos contra instituciones comerciales, médicas y académicas, incluidas aquellas que trabajan para responder a la pandemia de coronavirus”, dijo Raab en un comunicado.

“Nuestro mensaje a los gobiernos preparados para permitir estas actividades es claro: Reino Unido continuará contrarrestando a aquellos que realizan tales ataques cibernéticos, y trabajará con nuestros aliados para que hacer rendir cuentas a los autores y disuadir otras actividades maliciosas en todo el mundo”.

Según el acta de acusación del Departamento de Justicia, los ciudadanos chinos Li Xiaoyu, de 34 años, y Dong Jiazhi, de 33 años, hackearon los sistemas informáticos de cientos de víctimas, entre ellas empresas, organizaciones gubernamentales y no gubernamentales, disidentes individuales y activistas de derechos humanos en EE.UU. y en todo el mundo en una campaña que duró una década.

Soldados chinos trabajan en las computadoras. Los ciberataques del régimen chino contra Estados Unidos han continuado a pesar de los acuerdos cibernéticos. (mil.huanqiu.com)

Los fiscales de EE.UU. alegaron que Li y Dong, ambos entrenados en tecnologías de aplicaciones informáticas, no hackearon únicamente para beneficio personal. También estaban trabajando y siendo asistidos por el Ministerio de Seguridad del Estado (MSS) del Partido Comunista Chino, la principal agencia de inteligencia del régimen.

Las empresas a las que se dirigieron Li y Dong, se dedicaban a la fabricación de alta tecnología y a otras industrias como defensa, productos farmacéuticos, dispositivos médicos e ingeniería civil e industrial.

Recientemente, el par había buscado puntos vulnerables en las redes de empresas de empresas de biotecnología conocidas por sus investigaciones relacionadas con COVID-19, de acuerdo con los fiscales.

La acusación se produjo luego de repetidas advertencias por parte de las autoridades de EE.UU. sobre los intentos de China de obtener los resultados de las investigaciones estadounidenses mediante la piratería.

El fiscal general adjunto de Estados Unidos para la Seguridad Nacional, John C. Demers, dijo en abril que los hospitales y laboratorios de investigación de EE.UU. estaban siendo atacados por la actividad cibernética china.

El FBI advirtió en mayo que los grupos vinculados a China intentaban obtener ilegalmente información de organizaciones que realizaban investigaciones relacionadas con la COVID-19.

El Centro Nacional de Seguridad Cibernética (NCSC) del Reino Unido y la Agencia de Seguridad Cibernética e Infraestructura (CISA) de EE.UU. emitieron un comunicado conjunto el 5 de mayo, en el que se exponían algunas campañas cibernéticas maliciosas dirigidas a organizaciones internacionales de atención e investigación médica involucradas en  la respuesta al coronavirus.

En ese momento, Raab pidió que se pusiera fin a los ataques cibernéticos por parte de los actores hostiles que están utilizando la pandemia como una oportunidad para llevar a cabo actividades cibernéticas maliciosas.

Janita Kan contribuyó a este informe.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

PCCh usa red de cuentas falsas en Twitter para desinformar sobre la pandemia

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS