El Sol es un hijo tardío de la Vía Láctea

03 de Octubre de 2016 Actualizado: 25 de Noviembre de 2016

Un estudio sobre las galaxias reveló que el Sol se formó en un período tardío de nuestra Vía Láctea, después de disminuir una producción de estrellas que se había desarrollado a gran velocidad.

“La Vía Láctea alcanzó su punto máximo hace 10 mil millones de años, pero nuestro Sol llegó tarde para la fiesta, ya que no se formó hasta hace unos 5 mil millones de años. En ese momento la tasa de formación de estrellas en nuestra galaxia se había sumido a sólo un goteo”, destacó la NASA el 9 de abril a reportar un nuevo estudio.

Los astrónomos creen que esto no ha sido tan malo, ya que una tardía aparición del Sol puede haber fomentado el crecimiento de los planetas en nuestro Sistema Solar.

Esto habría sucedido porque los elementos más pesados necesarios para nuestro sistema planetario fueron más abundantes después del auge de la producción.

Entonces las estrellas más viejas, con una masa mayor (masivas), terminaron su vidas más temprano y enriquecieron a la galaxia con los componentes básicos que sirvieron para que en nuestro Sistema Solar se produjeran los planetas e incluso la vida en la Tierra, destacó el estudio.

Los astrónomos explicaron que sus conclusiones se basan en el análisis de unas 2.000 galaxias similares a la Vía Láctea, registradas gracias a la combinación de imágenes de los telescopios de múltiple longitud de onda y de luz ultravioleta de la NASA, Hubble y Spitzer; del telescopio del Observatorio Espacial Herschel de la Agencia Espacial Europea (ESA), y los telescopios terrestres, entre ellos el Magellan Baade telescopio en el Observatorio Las Campanas en Chile.

“Este estudio nos permite ver lo que la Vía Láctea puede haber parecido en el pasado”, dijo Casey Papovich de la Universidad Texas A & M, autor principal de la investigación.

“Esto demuestra que estas galaxias se sometieron a un gran cambio en la masa de sus estrellas en los últimos 10 mil millones de años para adquirir más volumen(…) y la mayor parte de ese crecimiento de masa estelar ocurrió dentro de los primeros 5 millones de años de su nacimiento”.

TE RECOMENDAMOS