El valor de tener una mente abierta: Haz el bien aún cuando te traten mal

23 de Agosto de 2017 Actualizado: 23 de Agosto de 2017

El pueblo chino ha valorado durante mucho tiempo las virtudes de la compasión y el perdón, historias transmitidas a lo largo de la historia lo demuestran.

Song Jiu era un Magistrado del condado del Reino de Liang durante el Período de primavera y otoño. Su condado estaba junto al Reino de Chu.

Ambos reinos tenían soldados en la frontera. Los soldados de ambos condados plantaron melones. Sin embargo, los melones de los soldados de Liang crecían bien debido a que los soldados los regaban todos los días. Los soldados de Chu no regaban sus melones así que crecían pobremente.

El Gobernante del condado de Chu regañó a sus soldados por no cultivar sus melones, tan bien como lo hicieron los soldados de Liang.

En respuesta a este regaño los soldados de Chu a menudo iban al campo militar de los Liang a destruir sus melones.

Los soldados de Liang se dieron cuenta de lo que pasaba y le preguntaron a Son Jiu si podían ir al campo de los Chu y vengarse.

“Esa no es una solución”, dijo Song. “Construir odio sólo les generará problemas. No pueden hacer cosas malas solo porque otros hicieron cosas malas”.

Y continuó diciendo: “Les daré una solución. De ahora en adelante, cada noche rieguen los melones del campamento de los Chu. Pero no digan nada”.

Los soldados de Liang siguieron sus instrucciones y pronto los soldados de Chu vieron que sus melones crecían mejor. Eventualmente se dieron cuenta que era porque los soldados de Liang regaban sus melones cada noche.

Cosecharás tu siembra

El magistrado del condado de los Chu reportó este incidente al rey de los Chu, éste se sintió realmente muy avergonzado.

Él le envió a Song Jiu una pila de regalos disculpándose y firmó un tratado de amistad con el Rey de Liang.

El sabio Lao Zi dijo: “Haz el bien cuando te traten mal”. Los chinos dicen: “Cambia una pérdida en victoria y obtén beneficios de la desgracia”.

Nota del Editor: Es sabiduría antigua, pero “no pasa de moda”. Si la aplicas en estos días verás que te sentirás mucho más feliz y liviano.

Artículo adaptado de Minghui

TE RECOMENDAMOS