Empleados de Amazon anuncian protesta mundial para Black Friday y plantean su lista de exigencias

Por Katabella Roberts
24 de Noviembre de 2021
Actualizado: 24 de Noviembre de 2021

Los empleados de Amazon a nivel mundial llevarán a cabo una huelga contra la empresa el 26 de noviembre, uno de los días de compras más concurridos del año, para exigir entre otras cosas un salario justo para los trabajadores.

Make Amazon Pay, una coalición que representa a más de 200 millones de trabajadores y activistas de todo el planeta, está organizando la protesta para este viernes. El grupo dio a conocer una serie de exigencias que los empleados están planteando tanto a la empresa como a los gobiernos de los países en los que opera la compañía en el mundo.

Las huelgas se llevarán a cabo en fábricas, almacenes y fuera de las oficinas de la empresa en todo el mundo, incluyendo sitios en California, Alemania, Irlanda, Francia y España.

A través de una declaración, la coalición indicó que el director ejecutivo de Amazon, Jeff Bezos, es “la persona más rica del mundo” —aunque el índice de multimillonarios de Bloomberg lo sitúa actualmente en el número dos, por detrás de Elon Musk, de Tesla— y que la gran compañía de tecnología se convirtió en una “corporación de un billón de dólares” durante la pandemia del COVID-19, mientras sus empleados de almacén “arriesgaban sus vidas como trabajadores esenciales y solo recibían un breve aumento de sueldo”.

La coalición también se opuso a la huella de carbono cada vez peor de Amazon, afirmando que ahora es mayor que dos tercios de todos los países del mundo. Los crecientes negocios de entrega y computación en la nube de la compañía están alimentando aún más el cambio climático.

“Al igual que todas las grandes empresas, el éxito de Amazon sería imposible sin las instituciones públicas que los ciudadanos construyeron juntos durante generaciones”, añadió. “Pero en lugar de retribuir a las sociedades que le ayudaron a crecer, la corporación las priva de ingresos fiscales a través de sus esfuerzos de evasión de impuestos a nivel mundial. En 2019, Amazon pagó solo un 1.2 por ciento de impuestos en Estados Unidos, el país en el que tiene su sede, frente al 0 por ciento de los dos años anteriores”.

Amazon defendió su historial de impuestos en un posteo de blog de enero de 2020, afirmando que tenía más de USD 1000 millones en “gastos de ingresos fiscales federales” en 2019 y que también había pagado USD 2400 millones en otros impuestos federales, incluidos los impuestos sobre el empleo y USD 1600 millones en impuestos estatales y locales.

Make Amazon Pay publicó una lista de 25 demandas en su sitio web, entre las que pide un aumento de salarios que vaya en línea con el aumento de la riqueza de la corporación y una ampliación de la licencia por enfermedad pagada. Además pide el fin de todas las formas de empleo ocasional y el estatus de autoempleo o contratista; que ofrezca a los sindicatos el acceso a los sitios de trabajo de Amazon; un compromiso de cero emisiones para 2030; y el pago de impuestos en su totalidad “terminando con el abuso fiscal a través de la transferencia de ganancias, las lagunas jurídicas y el uso de paraísos fiscales, proporcionando una total transparencia fiscal”.

A su vez la coalición pidió la reincorporación inmediata de todos los trabajadores que fueron despedidos de la empresa por “hablar sobre cuestiones relativas a la salud y la seguridad de los trabajadores y clientes de Amazon; por participar en los esfuerzos para organizar a los compañeros de trabajo; o debido al control selectivo de políticas internas”.

“Amazon no está sola en estas malas prácticas, sino que se sitúa en el corazón de un sistema fallido que impulsa la desigualdad, el colapso del clima y la decadencia democrática que marcan nuestra época”, escribió la coalición. “La pandemia ha puesto de manifiesto cómo Amazon antepone los beneficios a los trabajadores, la sociedad y nuestro planeta. Amazon se lleva demasiado y devuelve muy poco. Es hora de hacer que Amazon pague”.

The Epoch Times se ha puesto en contacto con un portavoz de Amazon para recibir sus comentarios.

La huelga prevista se produce poco después de que Bezos anunció que va a donar USD 100 millones a la Fundación Obama, la mayor contribución individual que la organización sin ánimo de lucro con sede en Chicago ha recibido hasta la fecha.

Como parte de la donación, Bezos pidió que la plaza del Centro Presidencial de Obama se llame John Lewis Plaza. un icono de los derechos civiles, que murió el 17 de julio a la edad de 80 años tras un diagnóstico de cáncer de páncreas avanzado dado en diciembre de 2019.

“Los luchadores por la libertad merecen un lugar especial en el panteón de los héroes y no puedo pensar en una persona más adecuada para honrar con este regalo que John Lewis, un gran líder estadounidense y un hombre de extraordinaria decencia y coraje”, dijo Bezos. “Estoy encantado de apoyar al presidente y a la señora Obama y a su Fundación en su misión de formar e inspirar a los líderes del mañana”.

En tanto, los conductores de Amazon van a recibir casi USD 60 millones en insentivos retenidos después de que la empresa llegara a un acuerdo con la Comisión Federal de Comercio (FTC) a principios de este mes sobre las propinas que supuestamente retuvo ilegalmente a los conductores durante un período de dos años y medio entre 2016 y 2019.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS