Encuentran a un niño con autismo perdido a 1.5 km de su casa, sus perros lo mantuvieron a salvo

Por Louise Bevan
15 de Junio de 2020
Actualizado: 15 de Junio de 2020

Dos queridos perros, mascotas de una familia de Florida seguramente recibirán algún premio extra por haber aparecido en los encabezados de las noticias por mantener a un niño pequeño a salvo.

El pequeño Marshal Butler de tres años, quien es autista y no se comunica verbalmente, desapareció de su casa en Ponce de León en el condado de Holmes, Florida, el 3 de junio de 2020. Su aterrorizada familia llamó a las autoridades locales para lanzar un grupo de búsqueda, informa WJHG.

Marshal Butler de tres años con los oficiales después de que lo encontraran. (Cortesía de la Oficina del Sheriff del Condado de Walton)

“Estábamos en pánico”, dijo la tía del niño, Kayla Stewart. “Todos los peores escenarios les pasaban por la cabeza”, continuó Stewart, hablando sobre los padres de su sobrino.

Los oficiales de policía de los condados de Holmes y Walton, además de la Comisión para la Conservación de la Pesca y la Vida Silvestre de Florida, enviaron un grupo de búsqueda al vecindario del niño. Según una publicación en Facebook del sheriff del condado de Walton, Michael A. Adkinson Jr., el equipo K-9 de la Institución Correccional de Walton también fue llamado para ayudar en la búsqueda de Marshal.

(Cortesía de la Oficina del Sheriff del Condado de Walton)

La familia, los amigos y los vecinos se ofrecieron a prestar más atención a los esfuerzos. “Durante todo el proceso estás aterrorizada”, dijo Stewart.

Después de una búsqueda de horas, fue la vecina de los Marshals, Carol Shelton, quien encontró al niño perdido.

Marshal se había alejado 1.5 km de su casa, cerca de un río, y no llevaba nada más que un pañal. Sin embargo, no había sufrido ninguna lesión física. La única evidencia de su aventura era el hecho de que estaba sucio.

El equipo K-9 de la Institución Correccional Walton fue llamado para ayudar en la búsqueda del niño desaparecido. (Cortesía de la Oficina del Sheriff del Condado de Walton)

Lo más importante es que el niño estaba a salvo gracias a la compañía de dos amigos muy queridos: los perros de la familia. Los cachorros de la familia Butler, Buckwheat y Nala, habían permanecido al lado de Marshall durante toda la odisea.

“Sus dos perros estaban allí con él”, comentó uno de los vecinos de la familia, hablando con WJHG. “Estamos agradecidos de que los cachorros lo guiaran, supongo que lo mantuvieron a salvo”.

El sheriff Adkinson publicó más tarde una actualización en Facebook junto con una foto del niño de pie entre la policía, sano y salvo. Cientos de internautas dejaron comentarios agradecidos en elogio tanto al equipo de búsqueda como a los leales perros de la familia.

“Gracias a Dios que está a salvo y espero que le preparen a los perros una cena increíble esta noche”, escribió un ciudadano.

“¡Gracias! Solo quiero decir que son increíbles”, escribió otro. “Sigan con el gran trabajo y gracias por acercarse tan bien a la comunidad”.

La madre de Butler, aliviada, alabó más tarde a los héroes del momento, Buckwheat y Nala, por “hacer su trabajo”, según WJHG.

Marshall con su madre después de que lo encontraran. (Cortesía de la Oficina del Sheriff del Condado de Walton)

Sin embargo, el retorno seguro de Marshal, no es la primera vez que un perro familiar leal mantiene a un niño perdido a salvo. El 25 de marzo de 2020, otro niño pequeño que se había alejado de su casa fue encontrado ileso después de dos días enteros en el bosque, acompañado por el perro de la familia.

Vadie Sides, de cuatro años de edad, de Alabama, desapareció del patio trasero mientras estaba bajo el cuidado de su niñera mientras paseaban al perro. Según The Guardian, el sheriff del condado de Lee, Jay Jones, informó de que la niña fue descubierta “en buen estado” en compañía de su perro dos días después.

Imagen Ilustrativa. (Pixabay/Pezibea)

Las autoridades buscaron en el bosque y el arroyo cerca del lugar donde desapareció Vadie, con la ayuda de cientos de voluntarios. Un miembro del equipo de búsqueda recordó haber oído un perro ladrar antes de que el pelo rojo que caracterizaba a Vadie fuera visible para sus rescatadores.

“Estamos más que felices”, dijo el sheriff Jones.

Supuestamente, el perro de la familia huyó cuando el equipo de búsqueda se acercó, pero luego regresó a casa por su propia voluntad.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

El libro chino más traducido en la historia se lee en 40 idiomas pero está prohibido en China

TE RECOMENDAMOS