Enfermera consigue un avión para llevar a un hombre a ver a su hijo jugar fútbol por última vez

Por Agencia de noticias
22 de Septiembre de 2020
Actualizado: 22 de Septiembre de 2020

Para un padre y su hijo, un abrazo antes del primer partido de la temporada de fútbol es un momento muy especial. Para Scott y Cade Sullivan, es un momento único en la vida.

A Scott Sullivan de Somerset, Kentucky, le diagnosticaron una forma rara de cáncer después de ingresar al hospital tras haber obtenido resultados anormales en el laboratorio a principios de agosto.

A Sullivan se le diagnosticaron carcinomatosis leptomeníngea, una complicación del cáncer en la que la enfermedad se extiende a las membranas que rodean el cerebro y la médula espinal. Según los Institutos Nacionales de Salud, incluso con tratamiento, el tiempo de supervivencia general es aproximadamente de dos a cuatro meses.

Los doctores le dieron a Sullivan, de 50 años de edad, solo unas pocas semanas de vida y lo trasladaron a un hospital para enfermos terminales, reportó CNN.

Mientras seguía luchando con su enfermedad, todo lo que quería era vivir el tiempo suficiente para ver el primer partido de fútbol de su hijo en su segundo año en la escuela secundaria del condado de Pulaski. Así que le preguntó a su enfermera, Jerree Humphrey del Hospicio de Lake Cumberland, si era posible.

Scott Sullivan sube a un avión privado para ver a su hijo jugar el primer partido de su temporada de secundaria. El viaje en avión fue organizado por su enfermera del hospicio, Jerree Humphrey. (Cortesía del Hospicio de Lake Cumberland/Facebook)

Sullivan y Humphrey se hicieron amigos rápidamente —ambos tenían hijos de la misma edad que practicaban deportes en escuelas rivales—. Pero ella no podía aprobar su petición. El primer partido de la temporada fue un partido fuera de casa en Belfry, a tres horas y media en auto, algo no apto para un paciente de hospicio.

“Pensé que sabía que estaba hablando de siete u ocho horas en el auto y dije que no estaba segura como sería eso o si era realista”, dijo Humphrey.

Pero la enfermera encontró una forma de hacerlo. Se comunicó con un aeropuerto cercano, y en pocos días, un odontólogo local, el Dr. Denny Brummett, se ofreció a llevar a Sullivan al partido en su avión personal.

Sullivan se sintió abrumado por la noticia.

Scott Sullivan, enfermo terminal de cáncer, abraza a su hijo Cade antes del partido de apertura de la temporada de fútbol de la escuela secundaria. (Cortesía de Jerree Humphrey)

“No podía poner palabras en las oraciones o frases para describir cómo me sentí en ese momento”, dijo Sullivan. “Estaba muy contento de ver a mi hijo”.

El 11 de septiembre, Humphrey, Brummett, Sullivan y su novia subieron al avión el día del juego. En lugar de sentarse en las gradas, se sentaron en una colina lejos de todos los aficionados como precaución extra.

Cuando Cade Sullivan vio a su padre, corrió hacia la ladera y lo abrazó con todas sus fuerzas. Sullivan dice que fue un momento mágico porque crearon un momento que su hijo siempre recordará cuando se haya ido.

Sullivan ve el partido desde una ladera junto al Haywood Field en Belfry, Kentucky. (Cortesía de Jerree Humphrey)

“No se podía evitar llorar”, dijo Humphrey. “Lo abrazó tan fuerte y estaba muy agradecido que estuviera hlí”.

Sullivan espera tener la oportunidad de ir al próximo partido de fútbol de su hijo el sábado.

The-CNN-Wire
™ & © 2020 Cable News Network, Inc., a WarnerMedia Company. All rights reserved.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


Descubra a continuación

Niño fue separado de su mamá a los 12 años pero nunca perdió la fe de volverla a ver

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS