Enfermera salva la vida de su padre tras sufrir paro cardíaco en casa: “Es mi héroe de la vida real”

Por Jenni Julander
16 de Marzo de 2021
Actualizado: 17 de Marzo de 2021

Una enfermera de Indianápolis pudo salvar la vida de su padre gracias a que estaba en el lugar y el momento correctos.

Greg Rucker, quien sufrió un paro cardíaco en su propia casa, considera ahora a su hija, Sydni Rucker, como su “héroe de la vida real”.

“Mi familia está muy agradecida y honrada por haber podido pasar más tiempo con mi padre”, dijo Sydni, enfermera de Ascension St. Vincent, a The Epoch Times.

Sydni Rucker con su padre, Greg Rucker. (Cortesía de Sydni Rucker)

Probablemente Sydni nunca se imaginó que sus conocimientos de enfermería salvarían la vida de uno de sus familiares. Para ellos, fue una suerte que ella estuviera cerca.

“En esa situación específica, no creo que hubiera estado aquí hoy. Mi madre no estaba capacitada en RCP, así que creo que fue una bendición que yo fuera enfermera y estuviera ahí en ese momento, y todo salió bien”, dijo a WTHR.

Ese fatídico día, Sydni pasó por casa de sus padres para ver cómo estaban después de enterarse que habían dado positivo en la prueba de COVID-19, según el reporte. Sydni iba a salir de la casa cuando escuchó un “ruido extraño” y se dio cuenta que algo andaba mal. Cuando regresó a revisar cómo estaba su padre, se dio cuenta que estaba entrando en un paro cardíaco.

“No respondía”, dijo Sydni al medio. “Ese fue el momento de entrar en acción. Así que le dije a mi madre que llamara al 911, y saqué a mi padre de la cama, y simplemente empecé a realizarle RCP y a hacer todo lo posible para salvar a mi padre”.

“Pero es diferente cuando se trata de un ser querido”, añadió. “Al fondo, mi madre estaba llamando al 911 y al mismo tiempo gritaba: ‘¡Salva a tu padre! ¡Sydni, haz lo que puedas! ¡Salva a tu padre!'”.

Como enfermera capacitada, Sydni respondió con calma y seguridad. Sin embargo, dijo a la agencia de noticias que no fue fácil.

“En mi cabeza simplemente estaba haciendo compresiones, haciendo respiraciones de rescate, comprobando su pulso (…) aunque por dentro estaba gritando, estaba temblando, quería llorar”, dijo Sydni. “La misión era dejar de lado estas emociones y centrarme en salvarle la vida”.

(Cortesía de Sydni Rucker)

Gracias a la determinación y el entrenamiento de Sydni, Greg sobrevivió.

“La considero mi héroe de la vida real”, dijo al medio Greg con los ojos llorosos. “Ella es mi bebé. Ella entró en acción e hizo lo que estaba entrenada para hacer. Y estoy muy orgulloso [de] ella”.

Greg estuvo entubado durante siete días y sufrió dos paros cardíacos más después de ser ingresado en el hospital. No se sabe si su diagnóstico de COVID-19 estuvo relacionado con sus problemas cardíacos, reportó WTHR. Los médicos dijeron que la rapidez mental de Sydni y sus habilidades de reanimación cardiopulmonar terminaron por salvarle la vida a su padre.

Según Sydni, simplemente no era su momento de morir. Ella dijo a WTHR que su padre necesita más tiempo con su alimentación, que lleva 13 meses, y “todavía tiene muchas cosas que verla hacer”.

(Cortesía de Sydni Rucker)

Sydni compartió con The Epoch Times que hay muchos más eventos de la vida en los que espera ver a su padre cerca.

“Mi padre también tuvo la oportunidad de ver que yo aprobara mis exámenes, de modo que ahora soy una enfermera de familia certificada”, dijo a The Epoch Times, y añadió que se ha esforzado por motivar a otros a aprender RCP por el bien de sus seres queridos.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS