Envían a casa al bebé que nació con 268 gramos, el más pequeño del mundo en sobrevivir

Por La Gran Época
27 de Febrero de 2019 Actualizado: 27 de Febrero de 2019

La Universidad de Keoio en Tokio dio de alta esta semana al bebé que pesó al nacer tan solo 268 gramo. El niño se convirtió en el más pequeño sobreviviente del mundo en ser enviado a casa en plena salud.

El hecho fue festejado por sus médicos y asistentes.

“Quiero que la gente sepa que los bebés pueden regresar a casa con vigor incluso si nacen pequeños”, dijo el Dr. Takeshi Arimitsu, según Japan Times.

Nació en agosto pasado producto de una cesárea a las 24 semanas de gestación, cuando los médicos vieron que había dejado de crecer y podía estar en riesgo su vida.

Gracias al cuidado de todo el equipo consiguió desarrollarse hasta los 3238 gramos, un peso equivalente a un nacimiento de bebé normal.

Cuando el bebé era pequeño podía caber en un par de manos y su piel lucía casi transparente. Debió ser tratado en una unidad de cuidados intensivos neonatales en el hospital, para controlar su respiración y nutrición. A medida que fue creciendo pudo ser amamantado y recuperar sus defensas.

Salió del hospital el miércoles pasado, dos meses después de la fecha pronosticada.

Los bebés que nacen con un peso inferior a 1000 gramos a menudo corren muchos riesgos de enfermedades durante su crecimiento, tales como la insuficiencia cardíaca, dificultad para respirar o enfermedades infecciosas graves debido a sus órganos poco desarrollados.

La tasa de supervivencia de los bebés en Japón y otras naciones desarrolladas es de un 90 por ciento, pero la tasa de los bebés prematuros, especialmente los niños nacidos con menos de 300 gramos es mínima.

El récord de sobrevivencia anterior del bebé más pequeño varón provenía de Alemania en 2009, cuando nació un niño con 274 gramos, dijo la universidad, citando un registro de la Universidad de Iowa.

En cambio la niña más pequeña nació con un peso de 252 gramos, también en Alemania, en 2015.

En total se conocen 23 bebés en todo el mundo que sobrevivieron después de nacer prematuramente y pesar menos de 300 gramos, de los cuales solo cuatro fueron niños, según el sitio web del Registro de Bebés Tiniest, informó Japan News.

***

A continuación:

Cómo los médicos en China se convierten en asesinos

TE RECOMENDAMOS