Estado de Nuevo México trabaja en la reapertura mientras ordena el uso de máscaras en público

Por Katabella Roberts
14 de Mayo de 2020
Actualizado: 14 de Mayo de 2020

Los residentes de Nuevo México deberán usar máscaras cuando salgan en público a partir de este sábado, según un anunció de la gobernadora Michelle Lujan Grisham emitido el 13 de mayo.

Grisham hizo el anuncio el miércoles, confirmando que la orden de emergencia de salud pública del estado, que inicialmente vencía el viernes, ahora se extenderá hasta el 31 de mayo con numerosas modificaciones.

“A medida que el estado se abre y nuestro riesgo aumenta, la única forma en que salvamos vidas y mantenemos el umbral de contagio donde está, es si todos llevamos cubiertas faciales”, dijo la gobernadora en un comunicado. “No es una garantía contra el virus, pero realmente ayuda a retrasar la propagación, y es por eso que lo estamos exigiendo”.

Citando un estudio reciente, que encontró que “si el 80 por ciento de nosotros adoptamos una simple mascarilla casera, podríamos reducir las muertes por COVID-19 entre un 17 y 45 por ciento en dos meses”, el Dr. David Scrase, secretario del Departamento de Servicios Humanos dijo: “Todos nosotros usando máscaras podríamos salvar miles de vidas”.

Según la nueva orden, no se requerirá que los residentes usen máscaras al comer, beber y hacer ejercicio.

Nuevo México también está actuando en el primer paso de su plan por etapas para una reapertura segura y gradual. El plan se basa en “criterios de activación” que se ejecutarán cuando la tasa de transmisión sea generalmente decreciente, haya pruebas adecuadas, localización de contactos, capacidad hospitalaria, y suministro adecuado de equipo de protección personal.

El estado está comenzando a reabrir algunas empresas no esenciales con restricciones cada vez mayores en gran parte de su territorio, y a partir del sábado todos los minoristas pueden operar de acuerdo con las Prácticas Seguras de COVID (CSP), con un 25 por ciento de la ocupación estimada por el código de incendios. Esto no incluye mayoristas o proveedores, o lugares de entretenimiento como cines, salas de conciertos o parques de atracciones.

Otros negocios no esenciales, como espacios de oficina y centros de atención telefónica, también pueden operar de acuerdo con las CSP hasta en un 25 por ciento de los niveles de personal anteriores a la crisis, sin embargo, Grisham instó a los empleados que pueden continuar trabajando desde casa a hacerlo siempre que sea posible. La orden también permitirá que se abran casas de culto con una capacidad del 10 por ciento.

No se han levantado las restricciones para gimnasios, salones, centros comerciales interiores, salones de masajes y tatuajes, teatros, casinos y servicio de cena en restaurantes y bares, que permanecerán temporalmente cerrados ya que son lugares donde “el contacto de alta intensidad es inevitable”. Sin embargo, algunas actividades de ese tipo de negocios se habilitarán en la próxima modificación de la orden de salud pública que se llevará a cabo en junio, dependiendo de la tasa de transmisión de COVID-19, la capacidad de prueba y de otros criterios para el bloqueo de Nuevo México.

Los residentes de Nuevo México deben continuar permaneciendo en sus hogares, excepto para las salidas esenciales, especialmente las personas mayores y vulnerables, y las reuniones de más de cinco personas siguen prohibidas, mientras que el distanciamiento social de 6 pies (1.8 metros) sigue siendo obligatorio.

La nueva orden no se aplica a los condados de Cibola, McKinley y San Juan, donde la propagación del virus sigue siendo demasiado alta para abrir negocios, según Grisham.

Hasta el miércoles, el Departamento de Salud de Nuevo México confirmó 5364 casos positivos del virus del PCCh, comúnmente conocido como nuevo coronavirus, con 231 muertes reportadas. Al menos 200 residentes de Nuevo México permanecen hospitalizados.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

Medidas preventivas se intensifican en Harbin

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS