Desafió la guerra y una ciudad completamente devastada por su amor a 100 animales peludos

Por La Gran Época
07 de Marzo de 2019 Actualizado: 18 de Marzo de 2019

Esta conmovedora historia está ambientada en una ciudad devastada por la guerra en Siria. Mientras que la mayoría de la gente ha abandonado la ciudad para escapar de la guerra, este hombre humanitario se quedó con el fin de cuidar a más de 100 gatos abandonados… y dice que nunca los dejará.

Un día vino una niña llorando a buscar a este hombre y le entregó a su amado gatito. Mohammad Alaa Jaleel, conocido como “el hombre gato de Alepo”, aceptó al animalito, de acuerdo con la BBC.

“Una vez una niña me trajo un gato, sus padres querían ir al extranjero, así que vinieron aquí porque sabían que había un santuario. El animal era aún pequeño y ella lloró mientras me lo entregaba antes de salir del país”, dijo Mohammad.

Imagen Ilustrativa. (Crédito: Pixabay/bogitw)

“He estado tomando fotografías del gato y enviándolas a ella que está en Turquía, pues ella me lo ha pedido. Dice que lo extraña y me pidió que le prometiera devolvérselo cuando regrese”.

La familia de la niña se fue a Turquía para escapar de la guerra. Desde que comenzó la guerra civil en Siria en 2012, la ciudad de Alepo ha estado bajo constante asedio. Los residentes comenzaron a mudarse a otros países. Sabiendo que Mohammad amaba a los gatos y dirigía un santuario, muchos dejaron sus mascotas felinas a su cuidado antes de salir al extranjero.

Imagen Ilustrativa. (Crédito: Pixabay/super-mapio)

Mohammad dijo que comenzó a cuidar de 20 a 30 gatos. Pero a medida que el bombardeo se intensificaba en las ciudades, los animales callejeros comenzaron a acudir a él para obtener alimento y protección. Los felinos “refugiados” en su santuario aumentaron a más de 100.

“Me sorprendió. Había entre 20 y 30 gatos. Un año después, había más de 100.

Este hombre “gato” no rechazaría a ningún amigo felino que necesite refugio en su santuario. Dijo que ofrecería cuidado y comida a cualquier gato que viniera a él.

Imagen Ilustrativa. (Crédito: Pixabay/JosepMonter)

Como la mayoría de sus amigos también salieron de Alepo, los gatos se han convertido en sus únicos compañeros en la ciudad devastada por la guerra. Mohammad prometió no abandonar nunca a los felinos.

“Alguien que tiene misericordia en su corazón por la gente tiene misericordia por cada ser viviente”dijo Mohammad. “Me quedaré con ellos, pase lo que pase”, agregó.

Conoce el santuario de Mohammad:


Un gato es rescatado del resorte de un carro

TE RECOMENDAMOS