Ex vicealcalde de Pekín se declara culpable de aceptar grandes sobornos

Por Olivia Li
11 de Noviembre de 2019 Actualizado: 11 de Noviembre de 2019

Un expolítico de Pekín fue juzgado en el tribunal de Nanjing (provincia de Jiangsu) el 7 de noviembre por cargos de aceptar sobornos por valor de 129 millones de yuanes (18,5 millones de dólares).

Chen Gang, de 52 años, fue vicealcalde de Beijing entre 2006 y 2017. Se graduó de la Universidad de Tsinghua con un título en planificación urbana. Es más conocido por su papel de liderazgo en el desarrollo urbano de Beijing durante la preparación para los Juegos Olímpicos de 2008, incluyendo la construcción del estadio conocido como Nido de Pájaro, que fue la sede de los juegos.

Chen ha desempeñado cargos en una serie de posiciones importantes en el desarrollo urbano, así como en el controvertido Proyecto de Transferencia de Agua Sur-Norte de China, el mayor proyecto de desviación de agua en el mundo.

Chen fue acusado de aprovechar sus diversas posiciones para ayudar a algunas empresas constructoras a beneficiarse de proyectos de desarrollo a cambio de dinero y regalos por valor de 129 millones de yuanes (18,5 millones de dólares) entre 2003 y 2018. En concreto, Chen ayudó a superar los obstáculos para los proyectos de construcción, tales como la obtención de la aprobación de cambios en la zonificación, el ajuste de los requisitos reglamentarios, la obtención de una inspección final y la aceptación de la finalización para beneficiar a estas empresas constructoras, de acuerdo con los fiscales.

Estos cargos implican que Chen aflojó los estándares del proyecto y permitió que los trabajos de construcción de mala calidad pasaran la inspección final.

Las autoridades anticorrupción de China anunciaron la investigación de Chen el 6 de enero de este año. El 9 de enero, el portal de noticias chino Sohu informó sobre el caso de Chen. El informe dice que la esposa de Chen ya había emigrado a Canadá, y que Chen generalmente aceptaba sobornos a través de su esposa, para ocultar su identidad.

Además de los promotores con sede en China, la esposa de Chen trabajó en estrecha colaboración con un promotor chino con sede en Canadá llamado Li, que era un nuevo inmigrante en Canadá. Chen, con autoridad en la planificación del uso de la tierra, le permitió a Li hacer una gran fortuna en proyectos de desarrollo en China. A cambio, Li utilizó el dinero que acumuló de estos proyectos para sobornar a Chen y ayudarlo a conseguir ascensos.

Según el informe de Sohu, Chen ya había transferido enormes cantidades de activos al extranjero antes de que las autoridades chinas lo persiguieran.

Según datos públicos, a fecha de enero de 2013, más de 480 altos cargos a nivel provincial o ministerial o superior habían sido declarados culpables de corrupción, y al menos 58 funcionarios habían malversado o aceptado sobornos por valor de más de 100 millones de yuanes (14,3 millones de dólares).

Desde que asumió el poder en 2012, el líder del Partido Comunista Chino Xi Jinping ha lanzado una amplia campaña anticorrupción para purgar al Partido de funcionarios que se comportan de manera indebida, y que a menudo son miembros de una facción de la oposición leal al exlíder del Partido Jiang Zemin.

Descubre

Cómo el régimen comunista tortura a prisioneros en campos de trabajo en China

TE RECOMENDAMOS