Exlíder pandillero que fue indigente a los 13 años cambia su vida y es condecorado en Gran Bretaña

Por Katabella Roberts
09 de Noviembre de 2019 Actualizado: 09 de Noviembre de 2019

Luego de hacer un cambio en su vida, el exlíder de una pandilla que una vez fue indigente, ganó el premio “Orgullo de Gran Bretaña”.

La vida de Hezron Brown se convirtió en un caos a la edad de 13 años, fue expulsado de dos escuelas primarias y secundaria y su madre le pidió que abandonara el hogar.

Al quedarse sin casa, Brown se vio obligado a dormir en los sofás de sus amigos hasta que los servicios sociales le encontraron un sitio para vivir y logró obtener un cupo en la universidad.

Aunque parecía que había recuperado su vida, el joven se vio atrapado rápidamente en el mundo de las pandillas gracias a lo que él denominaba “un sentido de camaradería y pertenencia” que encontró en estos ámbitos.

“A la edad de 5 años tuve un accidente que me dejó la piel marcada por quemaduras. Fue algo traumático experimentar esta situación siendo tan pequeño. A causa de las quemaduras los niños me rechazaban en la escuela y eso me hizo desarrollar un problema defensivo y de ira violenta”, contó Brown en un testimonio que fue compartido en el portal web Prince´s Trust.

“Me expulsaron de dos escuelas primarias y de igual número de escuelas secundarias. Era la misma historia en casa, mi madre me echó en reiteradas ocasiones hasta que a los trece años fue definitivo”.

“Vivía en las calles, dormía en los sofás de familiares y amigos. A los 16 años me pusieron en un alojamiento temporal. Este fue un momento difícil y, aunque tenía mi propio departamento y un lugar en la universidad, me sentí atraído por las pandillas”.

Brown estuvo dos años con una pandilla, y durante ese tiempo obtuvo antecedentes penales y se tuvo que enfrentar a la posibilidad de estar 10 años en la cárcel por robo a mano armada.

Sin embargo, antes de ser sentenciado, el juez del caso le dio una segunda oportunidad y le dijo que no merecía ir a prisión. Este momento fue un punto de inflexión en su vida en donde todo empezó a mejorar.

Recibió una sentencia suspendida de dos años, tuvo que realizar servicio comunitario y pagar una multa. Pronto se inscribió en el programa Prince´s Trust Get Started with Theatre. Después de impresionar a sus jefes le ofrecieron trabajo en el teatro.

“Esto que me ocurrió me hizo comprender que me habían dado una segunda oportunidad. Rehíce mi educación, me involucré con The prince´s Trust y me convertí en su embajador”, dijo.

“El trabajo que estaba haciendo con ellos (The prince´s Trust) me hizo ver que quería compartir mi experiencia con los jóvenes. Nunca tuve un modelo de comportamiento positivo que me diera buenos consejos. Ahora le ofrezco a los jóvenes buenos consejos a través de procesos de acompañamiento”.

El asistente juvenil y orador motivacional ahora trabaja con el Servicio Nacional de Ciudadanos, donde dirige un programa de catorce días para ayudar a los jóvenes en procesos de integración social.

En los últimos siete años, Brown, ahora padre de dos hijos, ha compartido su historia con miles de jóvenes en todo el Reino Unido para animarlos a mantenerse alejados de las pandillas, las drogas y la violencia.

Brown aguarda su tercer hijo con su novia Jessica y espera crear su propia compañía en el futuro.

El martes, justo después de recibir el premio Orgullo de Gran Bretaña en Londres, dijo: “No puedo comprender cuánto ha cambiado mi vida desde que me involucré con The Prince´s Trust. Nunca me gustaría volver a mi vida anterior. Ahora tengo tres hijos hermosos y una gran carrera. Finalmente estoy en un lugar feliz”.

*****

Historias de convicción:

Trabajó para la mafia y fue un adicto durante décadas, al fin se libera con ayuda de la meditación

TE RECOMENDAMOS