Extraño clima en Ártico, con temperaturas de -20 a 2 grados

31 de Diciembre de 2015 Actualizado: 31 de Diciembre de 2015

El Polo Norte registraba este miércoles temperaturas inusualmente altas de entre 0 y 2 grados, muy por encima a los -20 grados habituales en esta temporada, debido a una “poderosa y violenta” depresión que afecta el Altántico Norte, según servicios meteorológicos de Canadá.

Después de que el este de Canadá viviera una Navidad excepcionalmente calurosa (con 15,9 grados el 24 de diciembre en Montreal, cuando la temperatura suele ser de -10), esta depresión avanzó por el océano Atlántico norte.

Actualmente se encuentra en Islandia, haciendo caer la presión del aire a 928 hectopascales, provocando vientos de 140 km por hora y olas de 15 metros de altura.

Natalie Hasell, meteoróloga del ministerio del Medio Ambiente de Canadá dijo que esta es una depresión extremadamente violenta y extremadamente poderosa, por lo tanto no es sorprendente que empuje temperaturas calientes hacia el norte y que los vientos violentos toquen Inglaterra, donde la armada fue movilizada debido al temporal.

TE PUEDE INTERESAR: China: el problema del smog fuerza declaración de ‘alerta roja’

Además la experta agregó que la depresión profunda hizo avanzar el aire caliente hasta el Polo Norte, donde las temperaturas son superiores en al menos 20 grados a lo normal, que se encuentra alrededor de un punto de congelación, de 0, 1 y 2 grados.

Los científicos estadounidenses del Observatorio Ambiental del Polo Norte (NPEO) encontraron que el mercurio había subido bruscamente, pasando de -37°C el lunes a -8°C el miércoles, en una zona del Ártico situada a unos 300 km del Polo Norte, indicó a la AFP James Morison, investigador en NPEO.

El Ártico es la región del globo más afectada por el calentamiento climático, ahora con temperaturas de tres grados superiores a la era preindustrial, según los institutos internacionales.

Es el fenómeno de El Niño

Sería demasiado pronto vincular estas temperaturas en el Polo Norte con el calentamiento climático, advirtió Hasell, subrayando que los meteorólogos no basan sus conclusiones “en una sola anomalía”.

La experta observó que el servicio de meteorología canadiense no dispone de archivos de temperaturas en el techo de la Tierra.

Sin embargo, “es realmente extraño tener temperaturas cercanas a 0 grados a finales de diciembre en el Polo Norte”, enfatizó al señalar que la depresión, con estas temperaturas más cálidas, se desplazará en los próximos días hacia Siberia, en norte de Rusia.

TE PUEDE INTERESAR: Beijing es casi “inhabitable para los humanos” por la contaminación del aire

Capital del territorio inuit de Nunavut, al noreste de Canadá, Iqaluit registró en Navidad temperaturas de entre -4,6°C y -4,9°C, contra los -21°C que tiene en promedio.

Phillips, meteorólogo del ministerio de Medio Ambiente de Canadá, declaró que sin duda es el Niño que se avecina al Norte, aal referirse a un fenómeno climatológico que ocurre cada cuatro a siete años en promedio.

Provocado por un cambio en los vientos del Pacífico ecuatorial, El Niño experimentará en 2015 una manifestación más fuerte que en los últimos 100 años.

Conjugado con el calentamiento climático, El Niño genera episodios meteorológicos extremos: inundaciones, tornados, olas de calor, como las registradas la semana de Navidad en varios países del Cono Sur, como Paraguay, Argentina, Brasil y Uruguay.

Encuentre también en LA GRAN ÉPOCA información sin censura sobre China

TE RECOMENDAMOS