Familiares de bomberos desaparecidos en Tianjin reclaman información

17 de Agosto de 2015 Actualizado: 21 de Agosto de 2015

Cinco días después de las dos poderosas explosiones y el incendio químico en una instalación portuaria en Tianjin, China, del 12 de agosto, todavía no se sabe qué pasó con los primeros socorristas. Según se informó, en su mayoría eran jóvenes sin mucha experiencia que llegaron al lugar del incendio cerca de las 22:50 h. La primera de las dos masivas explosiones que destruyeron el lugar –e hicieron estallar los vidrios a 1,5 km de distancia– ocurrió alrededor de las 23:30 h.

Esta secuencia de eventos, y el hecho de que no hubo una versión oficial sobre qué pasó con la gran mayoría de los bomberos que acudieron primero al lugar, indica que podrían haber sido impactados por las explosiones.

Según familiares e información de la prensa, el Equipo Cuatro tenía entre 30 y 40 bomberos, y el Equipo Cinco tenía 25. Estos fueron los dos primeros grupos que respondieron a la llamada que alertaba sobre el incendio. Sólo cinco o seis del Equipo Cuatro han aparecido. La cifra oficial de bomberos muertos es de 31.

Familiares de los bomberos se han quejado de un posible encubrimiento de sus muertes, dado que las autoridades chinas no han hecho ninguna declaración oficial sobre qué pasó con este grupo. Por si fuera poco, un detallado artículo sobre sus experiencias publicado en el sitio estatal de noticias The Paper fue eliminado recientemente.

En la Internet china se puede ver una sensación de frustración y cinismo con respecto a la respuesta de las autoridades. Un artículo muy leído, escrito por el periodista Jia Jia de Shanghai, ataca al Diario de Tianjin, el periódico estatal de la ciudad, por publicar 10 páginas dobles que destacaban principalmente los métodos de rescate implementados por el régimen, y no indagaba en las infracciones o negligencias que causaron la explosión.

“Todas las páginas eran sobre ‘estar conmovidos’ y nada más”, escribió Jia Jia. “Agradecer al gobierno por dirigir el rescate, agradecer a los bomberos, agradecer a los médicos y enfermeras… ¿Por qué es que cada vez que hay una tragedia, se la trata como si fuera una celebración?”

El grupo de bomberos del que hablaba el artículo de The Paper pertenece a la Brigada de Bomberos del Puerto de Tianjin, específicamente, el Equipo Cuatro. En la primera conferencia de prensa, realizada el 13 de agosto, los funcionarios dijeron que “no sabían” y “no está claro” qué pasó con el grupo. El grupo es una de las seis brigadas permanentes en el Puerto de Tianjin, una zona que ocupa unos 120 km2 y es el mayor puerto marítimo del norte de China.

Dos días después, todavía no había una respuesta clara. El 15 de agosto, familiares indignados bloquearon la entrada a la conferencia de prensa en la Municipalidad de Tianjin, gritando: “Sólo queremos una respuesta: vivos o muertos. ¡Dígannos!” También se quejaron de que no les habían avisado que se realizaría una conferencia de prensa.

Según los entrevistados que hablaron con The Paper y Fénix, el Equipo Cuatro tiene entre 30 y 40 integrantes. Sólo se encontraron seis de ellos, lo que plantea la posibilidad de que entre 24 y 34 personas más murieran en la explosión. Las autoridades no aclararon el número exacto de bomberos del Equipo Cuatro.

Alrededor de las 23 h del día de la tragedia, Ma Chao (un pseudónimo) vio el primer fuego en dos filas de contenedores y un “crujido” en el techo de una residencia estudiantil a unos 300 metros del epicentro de la explosión que vendría después. Ma y sus compañeros pensaron que había habido un accidente en un depósito de fuegos artificiales.

Wu Wei, integrante del Equipo Cuatro, dijo que vio el incendio un poco antes, a las 22:50 h, y bajó corriendo las escaleras. No había escuchado instrucciones del cuartel general sobre cómo responder, y “la primera reacción al ver fuego es combatirlo”, dijo a The Paper.

Wu tuvo suerte de poder contarlo. Sonó la alarma y salieron rápidamente hacia las llamas. Wu fue enviado a buscar agua y tuvo que romper una puerta de hierro para conectar la manguera a una boca de incendios. “Algo no está bien, ¡salgan todos ahora!”, dijo el capitán por radio. Y luego ocurrió la primera de las explosiones, que arrojó a Wei hacia un garaje cercano, dejándolo enterrado bajo enormes rocas. “Una barra de acero pasó rozándome el cuello. Casi me lo atraviesa”, dijo.

Hay otros dos integrantes del Equipo Cuatro que se sabe sobrevivieron: Lin Ming, que esa noche tenía franco y se despertó con el estallido; y un integrante de 19 años de edad con quien se encontró mientras se dirigía al lugar a ayudar a los heridos. Luego se enteraron de que sólo quedaban seis integrantes del Equipo Cuatro.

El 14 de agosto, la agencia oficial de noticias Xinhua indicó que seis bomberos “se habían sacrificado” combatiendo el incendio, pero ninguno de ellos era del Equipo Cuatro.

Ma Chao, en su entrevista con The Paper, dijo que no sabía que allí se almacenaban químicos explosivos.

Según el Southern Weekend, periódico de Guangdong conocido por su estilo provocador, no se tendría que haber usado agua para combatir el fuego.

El periódico afirmó que un ingeniero químico dijo que no usar agua para combatir un fuego químico es una cuestión de sentido común. “Ni mencionar que el cianuro, al contacto con el agua, explota como un arma química” indicó el periódico parafraseando al ingeniero. “Es una sustancia como el carburo de calcio. Agregarle agua es equivalente a detonar una explosión”.

TE RECOMENDAMOS