Felipe González: “Cuando no esté Maduro y se vea su horror, no aceptaré excusas”

Por EFE
06 de Mayo de 2019 Actualizado: 06 de Mayo de 2019

El expresidente del Gobierno de España Felipe González aseveró este lunes que cuando “el año que viene, al siguiente y al siguiente” Nicolás Maduro ya no gobierne en Venezuela y se pueda ver “con toda claridad” el horror de su “tiranía”, no aceptará “excusas” de que no se sabía lo que ocurría.

“No aceptaré la excusa que después de Stalin o de Hitler muchos empleaban diciendo: ‘no podíamos ni imaginar, nosotros no lo sabíamos, no lo veíamos’. ¡Si no lo ven pónganse gafas porque la realidad es evidente!, alertó, en un acto en Buenos Aires, quien gobernó España entre 1982 y 1996.

“Y yo les voy a recordar que esa excusa está muy gastada y ya no vale. Hay que quitarle todo tiempo de amparo a cualquier tiranía”, remarcó.

En el seminario “Argentina en un año clave: desafíos internos y externos”, y entrevistado por el editor general del diario Clarín, Ricardo Kirschbaum, González consideró que “el año que viene, cuando ya no haya Maduro, al siguiente y al siguiente” se podrá ver “con toda claridad el horror que hay debajo de esa tiranía”.

“Creo que los tiranos no pueden tener paternidad. Son simplemente tiranos”, subrayó.

Es por eso que el exlider del Partido Socialista Obrero Español (PSOE) reiteró que él está “comprometido con la democracia”, y quien violente y achique “el espacio de las libertades” tendrá su “oposición militante”.

“Por cierto, la de mi examigo Daniel Ortega (presidente de Nicaragua), también. Le ayudamos a salir de (Anastasio) Somoza (exdictador nicaragüense) y ahora tenemos que ayudarle a los jóvenes estudiantes a salir del nuevo Somoza, que se llama Ortega”, sentenció.

“Lo que más me preocupa de la situación de verdad de la parte civilizatoria en la que vivimos es (…) el ascenso de las democracias iliberales. Que no respetan la división de poderes, que concentran el poder en el Ejecutivo, como pasa en Polonia o en Hungría”, completó.

Consultado por un posible conflicto bélico entre Colombia y Venezuela, González se mostró tajante.

“No va a haber conflicto. El chavismo y el madurismo han gastado muchísimo dinero en armas y ha hecho la primera fabrica de Kalashnikov fuera de Rusia del mundo. Pero no se preocupen… hicieron la fabrica pero no funciona”, asumió.

En el mismo sentido, remarcó que las fuerzas armadas venezolanas “no están en condiciones de decir que tienen el grado, digamos ni de utillaje, como para ir a un enfrentamiento militar. Están tan desechas como el resto del país”.

“El principal problema de Colombia es Venezuela. Y salvo Cuba, el país con mayor grado de información de lo que pasa dentro es Colombia. Es obvio, después de Cuba. Cuba lo sabe todo y casi lo decide todo”, argumentó entre risas.

González también se refirió a la intermediación del también expresidente socialista José Luis Rodríguez Zapatero (2004-2011) a favor del diálogo de las fuerzas políticas en Venezuela, que hasta ahora no ha fructificado.

“Si me preguntan por Zapatero, que es mi compañero, que es mi amigo, no van a creer lo que les digo. No lo entiendo”, afirmó.

“Nunca he estado en contra del diálogo. Lo que he estado es en contra de utilizar el dialogo para ganar un tiempo que Venezuela no tiene. Para engañar. Y Maduro está utilizando el diálogo para engañar”, arremetió, convencido de que Zapatero “se ha prestado a promover una idea noble, que es el dialogo, que no lleva a ninguna parte”.

El expresidente del Gobierno insistió en que no entiende lo que le pasa a su correligionario con el tema venezolano.

“Ustedes no van a creer que yo nunca he hablado media hora de Venezuela con Zapatero. Está yendo desde 2015 allí y nunca hemos estado media hora hablando de eso. Yo siempre he estado disponible, pero ya saben la teoría del jarrón chino. Yo estoy disponible pero los mexicanos me enseñaron que había que cuidarse y no ir por el mundo de nalga pronta”, enfatizó.

González continuó señalando que “si alguien cree que Maduro va a convocar unas elecciones para perderlas, no conoce a Maduro”, y recordó que el gobernante venezolano ya dijo que “nunca más” convocará unas elecciones “para perderlas”.

“¿Por qué no nos creemos la única verdad que dice Maduro?”, señaló, y apostó por que se recupere “un mínimo de institucionalidad” en el país y hacer un censo para ir a una elecciones limpias en no menos de nueve meses.

El exjefe de Gobierno no consideró que se pueda hablar de “guerra fría” con lo que ocurre en el país caribeño.

“Mi pregunta es ¿(Vladímir) Putin se la jugará por Venezuela? No, padre. ¡En qué momento volverá a encontrarse cariñosamente recuperando su antigua relación con Trump? En cualquiera, no sé en cuál”, respondió, y vio en China el “gran bloque tectónico” que “no se juega su proyecto de América Latina quemando sus posibilidades con el tirano Maduro”.

“El compromiso mas serio es Cuba, porque para Cuba es una cuestión de supervivencia, no por lo que recibe de Venezuela, sino porque Cuba piensa que si el régimen de Venezuela se cae se queda en primera línea de fuego del ‘tuit'”, en clara referencia a la habilidad de Trump de usar la red social Twitter.

En la larga conversación y entre otros temas, el expresidente del Gobierno opinó que América Latina tiene un “privilegio mundial tremendo”.

“Tiene un papa que creemos que cree en Dios, argentino, y otro papa laico que es Pepe Mujica. Tiene dos papas con influencia mundial”, sentenció.

 

***

A continuación

Crea lo increíble: muchos alemanes no creían que el Holocausto estaba sucediendo ¿Hoy la historia se repite?

TE RECOMENDAMOS