Fiscal de Massachusetts demanda a JUUL por crear epidemia de vapeo juvenil y le exige pagar los costos

Por Anastasia Gubin
13 de Febrero de 2020
Actualizado: 13 de Febrero de 2020

La Fiscal General de Massachusetts, Maura Healey, anunció que su oficina demandó a JUUL Labs Inc. por crear una epidemia de “vapeo” juvenil al promover y vender intencionadamente sus cigarrillos electrónicos a los jóvenes.

La demanda presentada este miércoles en el Tribunal Superior de Suffolk contra JUUL Labs Inc. en conjunto con su predecesora Pax Labs Inc., “alega que la empresa publicitó y vendió ilegalmente productos de nicotina a jóvenes menores de edad y creó una epidemia de adicción a la nicotina entre los jóvenes”, señala el informe comunicado por el gobierno de Massachusetts el 12 de febrero.

“La demanda exige que JUUL pague los costos asociados con la lucha contra esta crisis de salud pública que afecta a los jóvenes de todo Massachusetts”, indica el comunicado.

“JUUL es responsable de los millones de jóvenes de todo el país que son adictos a los cigarrillos electrónicos, revirtiendo décadas de progreso en la lucha contra el consumo de tabaco y nicotina en menores de edad”, declaró la fiscal Healey en el documento.

“Nuestra demanda arroja nueva luz sobre la intención de la compañía de dirigirse a los jóvenes, y vamos a hacerles pagar por la crisis de salud pública que causaron en Massachusetts”, añadió, presentando cientos de miles de páginas de documentos y múltiples declaraciones.

La fiscal general fue la primera en anunciar una investigación sobre JUUL en 2018. Ella presenta pruebas de que JUUL escogió intencionadamente modelos e imágenes que atraían a los jóvenes, que la empresa anunciaba sus productos en sitios web orientados a los niños, y que JUUL enviaba cigarrillos electrónicos a jóvenes menores de edad que los pedían directamente a JUUL en línea.

Se alega que JUUL rechazó una propuesta inicial de marketing para presentarse como una empresa con un público objetivo de fumadores adultos ya adictos a la nicotina. En cambio habría comprado espacio publicitario en sitios web de menores de edad, algunos de niños de la escuela primaria, como Nickelodeon, Nick Jr., The Cartoon Network y Seventeen Magazine, además de anuncios en sitios web para ayudar a los estudiantes de secundaria y preparatoria a desarrollar sus habilidades en matemáticas y estudios sociales, como coolmath-games.com y socialstudiesforkids.com.

JUUL también reclutó a jóvenes famosos como Miley Cyrus, Cara Delevingne, Kristen Stewart y otros influencers de redes sociales para promover sus productos.

El informe señala que cuando JUUL vendía sus propios sabores de mango, crème brulee, menta de coco y pepino fresco, en los anuncios a menudo no mencionaba la nicotina.

La demanda es acompañada de numerosas declaraciones de autoridades y especialistas. Entre ellas la del Dr. Jonathan Winickoff, Director de Investigación Pediátrica en el Centro de Investigación y Tratamiento del Tabaco de MGH, y profesor de la Escuela de Medicina de Harvard.

“He visto de primera mano el impacto que los cigarrillos electrónicos tienen en los adolescentes, incluyendo la ansiedad, la depresión, los trastornos del estado de ánimo y el asma en mis pacientes”, dijo Winikoff.

“Los estudios muestran que estos productos afectan al desarrollo del cerebro, contienen sustancias químicas que causan cáncer y pueden alterar el cerebro para potenciar la adicción al tabaco y otras drogas. Esta acción ayudará a los pediatras a tratar a las decenas de miles de adolescentes de Massachusetts que ahora son adictos a JUUL y productos similares”.

Laurie H. Glimcher, Presidente y CEO del Instituto de Cáncer de Dana-Farber, y el Profesor de Medicina Richard y Susan Smith de la Escuela de Medicina de Harvard también añadieron una declaración en la demanda, de la cual una parte dice: “Sabemos que el vaping lleva a los adolescentes y adultos jóvenes a fumar cigarrillos tradicionales y que un tercio de ellos acabará muriendo por enfermedades relacionadas con el tabaco”.

El 5 de febrero, los directores ejecutivos de cinco vendedores de cigarrillos electrónicos, testificaron en el Congreso ante el Subcomité de Supervisión e Investigación del Comité de Energía y Comercio de la Cámara de Representantes sobre un estudio de la JAMA publicado en noviembre pasado que estimó que el 27,5% de los estudiantes de secundaria y el 10,5% de los estudiantes de enseñanza media de los Estados Unidos fuman cigarrillos electrónicos,  según Addiction Center.

La mayoría de los fumadores menores de edad fuman con dispositivos JUUL, según la investigación.

“Reconozco plenamente que la oportunidad de que los millones de fumadores adultos que aún usan cigarrillos combustibles tengan una alternativa, está en riesgo si no abordamos este tema”, dijo el CEO de JUUL, K.C. Crosthwaite, prometiendo mantener su compañía “enfocada en combatir el acceso de menores”.

Crosthwaite y los demás directores negaron las acusaciones de que la industria de los cigarrillos electrónicos se dirige a los niños y adolescentes. JUUL argumenta que en 2019 dejó de vender los sabores dulces y de menta.

***

¿Sabía?

‘No hay emergencia climática’: científicos piden un debate razonado

TE RECOMENDAMOS