Foto de dueño desolado por la muerte de su perrito que vivió con él 16 años rompe corazones en redes

Por LORI C. SUMMERS
19 de Septiembre de 2019
Actualizado: 19 de Septiembre de 2019

Ken, que entonces tenía 80 años, pasó más de una década viviendo solo en Hemet, California, con su perrito Zack. Cuando el perro de 16 años se enfermó y murió, el hombre se sintió destrozado y solo. Sin embargo, gente de todo el mundo intervino y le mostró que no lo estaba.

El anciano vivía en una pequeña comunidad de casas móviles y en su mayoría era muy reservado. La vecina Carol Burt recuerda haberlo visto unas cuantas veces paseando a su perro. “Había visto a Ken con Zack un par de veces”, explicó según MNN. “Es muy callado. No dice nada. Solo una especie de saludo y seguíamos adelante”.

Eso cambió una noche de marzo de 2018 cuando otra vecina le dijo a Carol que necesitaba urgentemente ver al anciano. Caminó hasta su casa rodante y lo encontró “llorando”. El pobre perro sufría de una serie de enfermedades y Ken no sabía cómo ayudarlo. Luego le confesó a Carol que no podía permitirse llevar a Zack al veterinario. Así que la mujer decidió publicar una petición en Facebook, pidiendo a la gente que ayudara a cubrir las facturas del veterinario.

Imagen Ilustrativa. (Pixabay/leopoldboettcher) 

Una hora después de publicar la foto en Facebook, recibió una llamada telefónica de Elaine Seamans, fundadora de la At-Choo Foundation, un refugio de rescate que normalmente se centraba en ayudar a los animales en los refugios. Elaine quería ayudar a Ken en esta situación. Se ofreció a pagar el tratamiento de Zack y le dijo a Carol que lo llevara al veterinario esa misma noche.

Lamentablemente, el perro de 16 años estaba muy enfermo y no sobrevivió. Elaine tomó una foto de Ken despidiéndose de su fiel compañero y parecía inconsolable.

Pensé: “Dios mío, nos podemos identificar con ese dolor”, explicó según MNN. “Quería enviarle una tarjeta y me preguntaba si otras personas también lo harían”.

Lo hicieron.

La gente envió un sinnúmero de tarjetas. Algunos incluso se ofrecieron a proporcionar un suministro de alimentos de por vida para su próximo perro. Y una maestra hizo que toda la clase le escribiera una tarjeta a Ken. “A mucha gente que no conocía ni conocería le importaba”, dijo Elaine, a través de MNN.

El pobre hombre afligido se sintió abrumado. “Estaba llorando por la pérdida de su perro y también llorando porque a mucha gente que no conocía ni conocería le importaba”, añadió Carol.

Apenas unas semanas después del fallecimiento de Zack, Ken sufrió un ataque al corazón. Sin embargo, sus nuevos amigos y vecinos no lo abandonaron. Carol lo visitaba en el hospital y le daba cartas, tarjetas y comidas caseras a diario, e incluso traía uno de los perros a su cuidado para animarlo.

También había organizado una placa conmemorativa para el pequeño Zack. Todo el apoyo abrumador que Ken recibió después de perder a su mejor amigo marcó una gran diferencia en su vida. “Gracias a todos por hacer esto posible”, dijo Carol en un posteo de Facebook. “Las palabras no pueden describir el agradecimiento, la humildad, la amabilidad y el amor que Ken ha sentido esta semana de parte de todos ustedes”.

Este abuelo intenta devolver las zapatillas exclusivas Nike Air Mags de 13.000 dólares

¿Te gustó este artículo? Entonces, te pedimos un pequeño favor. Apoya al periodismo independiente y contribuye a que tus amigos se enteren de las noticias, información e historias más interesantes. Tardarás menos de un minuto. ¡Muchas gracias!

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS