Gobernador de Misuri lanza programa de lotería “MO VIP” que paga a la gente para que se vacune

Por Jessica Marie Baumgartner
27 de Julio de 2021
Actualizado: 27 de Julio de 2021

El gobernador de Misuri, Mike Parson, presentó la semana pasada el programa “MO VIP”. Esta campaña anima a los habitantes de Misuri de 12 años en adelante a vacunarse contra la COVID-19. Ofrece premios en metálico y ahorros en educación para la matrícula.

La página web de la vacuna contra la COVID de Misuri afirma que “la vacunación es la herramienta más eficaz y duradera para protegerse de esta infección”. Como parte del programa de incentivos se sortearán un total de 900 ganadores entre los que ya estén vacunados.

Durante una conferencia de prensa para anunciar esta nueva iniciativa, el gobernador declaró: “Este nuevo programa complementará nuestros planes actuales para concienciar a los habitantes de Misuri sobre la importancia de vacunarse. Nuestra situación actual con respecto a la COVID-19 es grave. Esta variante Delta se transmite más rápido que lo que hemos visto anteriormente y es más probable que afecte a los niños y a los no vacunados, por lo que ahora es la oportunidad perfecta para vacunarse y ganarse la inyección de 10,000 dólares”.

La información acerca de la lotería no menciona nada sobre formación sobre la vacuna, pero sí muestra las fechas de los sorteos de premios, que abarcan un plazo desde el 21 de julio hasta el 20 de octubre.

Además, los proveedores locales de atención sanitaria que administren la vacuna pueden ofrecer un incentivo financiero a todos los que se vacunen. Cada receptor de la vacuna contra la COVID-19 tiene derecho a un pago de 25 dólares. Se calcula que esto le costará al estado unos 11 millones de dólares.

Misuri es ahora uno de los muchos estados que ofrecen premios por recibir la vacuna contra la COVID-19. En un intento por averiguar qué opinan tanto los vacunados como los no vacunados sobre la nueva iniciativa de Misuri, The Epoch Times se puso en contacto con personas y organizaciones para conocer las distintas posturas.

Mary DeGrant, de De Soto (Misuri), es madre de dos hijos adultos y abuela de seis. Recibió la vacuna en la primavera y dijo: “Me alegro de que la lotería de vacunas incluya a personas como yo que ya se vacunaron”.

Un músico de O’Fallon, Shawn McMullen, declaró: “No me he vacunado y no pienso hacerlo. La dieta, el ejercicio y las vitaminas son la clave para un sistema inmunológico fuerte. Si uno lleva un estilo de vida saludable, no debería haber ninguna razón para vacunarse. Las loterías y los premios en metálico nunca deben estar en la misma línea que las vacunas. Inyectar sustancias extrañas en su cuerpo debe ser el último recurso. ¿Quién sabe qué efectos secundarios pueden experimentar las personas vacunadas en los próximos años? Solo el tiempo lo dirá”.

William Mims expresó su preocupación, específicamente sobre las vacunas de ARNm: “Algunas personas en el gobierno quieren que todo el mundo se quede con un material ‘experimental’, Dios sabe qué, que contendrá ARN vivo. Una vez que este material se inyecte en el cuerpo, se han desarrollado mecanismos para llevar este material a cada célula, órgano, sistema vascular y membrana del cuerpo. El ARN se replicará a sí mismo, por lo que sabemos ahora, durante el resto de su vida, dentro de su cuerpo, creando proteínas en forma de espícula, que se está demostrando que no son especialmente amables con nosotros. Ahora se está produciendo una gran cantidad de investigación para relatar lo que realmente está ocurriendo dentro de su cuerpo. Sugiero que cualquiera que abogue por esta ‘vacuna’ revise los datos antes de decirle a la gente pensante lo que debe hacer con su cuerpo”.

Como el sorteo de Misuri está abierto a cualquier persona de 12 años o más, una joven estudiante quiso hablar sobre el tema. Anna Rose, de St. Louis, va a entrar en octavo grado en otoño.

Sus padres le permitieron hablar del asunto desde la perspectiva de una menor. “No quiero vacunarme, pero si otras personas quieren hacerlo, está bien. Solo que no quiero que me obliguen. No creo que sea bueno sobornar a la gente con becas y dinero porque la gente que no tiene mucho dinero o que no quiere ir a un centro de educación superior pensará: me pincharán con esto y me darán algo. No pensarán que hay algo malo”.

Cuando le preguntaron si la Asociación Médica del Estado de Misuri cree que es ético incentivar una vacuna que aún no ha terminado los ensayos clínicos, el vicepresidente ejecutivo Jeffrey Howell comentó: “Sí, es ético. Llevamos todo el año incentivando la vacunación contra la COVID”.

A lo largo del curso de la pandemia, muchos profesionales de la medicina han respaldado medidas sin precedentes. Debido a esto, se han formado movimientos como Right to Refuse (Derecho a Negarse). En su página web se indica que su objetivo principal es “preservar su derecho fundamental a tomar decisiones sobre la salud mediante una legislación protectora”.

Diane Miller, doctora en Derecho del equipo de Right to Refuse, ofreció una declaración sobre la situación actual en estados como Misuri que están ofreciendo premios por la vacunación. “La protección de los conceptos legales del consentimiento informado, en el que los pacientes tienen derecho a una información significativa sobre una intervención médica que repercuta en la aceptación o el rechazo de un producto o procedimiento, es imprescindible para apoyar el derecho fundamental de una persona a tomar decisiones sobre su propio cuerpo. Incentivar a una persona para que tome una decisión en un sentido u otro, al margen de la información que se discute en la relación médico-paciente, no sería ético. Cuando el gobierno y las empresas interfieren en la relación médico/paciente y en la toma de decisiones médicas y sanitarias dando recompensas a los pacientes por cumplir con los objetivos del gobierno, se inicia un peligroso abuso de poder. Los trucos y las políticas coercitivas no solo socavan el consentimiento informado, sino que también reducen la confianza del consumidor en la política de salud pública. En nuestro país, todas las personas tienen el derecho fundamental de tomar decisiones sobre su salud y la de sus familias sin coacción ni discriminación”.

Estas diferentes perspectivas reflejan la actual tasa de vacunación en Misuri. Más de la mitad de los adultos se han vacunado completamente, mientras que la población vacunada en general se mantiene cerca del 40 por ciento.

Los premios que ofrece el programa MO VIP pretenden aumentar estas cifras, pero aún está por ver si tendrá éxito.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS