Harvard donará el dinero no gastado de Jeffrey Epstein a grupos de víctimas de crímenes sexuales

Por GQ Pan
03 de Mayo de 2020
Actualizado: 03 de Mayo de 2020

Después de las recientes críticas sobre sus vínculos financieros con Jeffery Epstein, la Universidad de Harvard anunció que está donando el resto del dinero regalado por el delincuente sexual a organizaciones benéficas que ayudan a las víctimas de delitos sexuales.

El presidente de Harvard, Lawrence Bacow, confirmó la decisión en un comunicado, diciendo que los USD 200,937 no gastados de la donación de Epstein se dividirían en partes iguales entre dos grupos sin fines de lucro: My Life My Choice, en Boston, y Girls Educational and Mentoring Services, en Nueva York.

“Estas organizaciones apoyan a las víctimas de la trata de personas y de agresión sexual. Harvard se enorgullece de apoyar su importante y valioso trabajo”, escribió Bacow.

Una revisión anterior (pdf) de la conexión de Epstein con Harvard descubrió que entregó USD 9.1 millones a la universidad entre 1998 y 2008 para “apoyar una variedad de actividades de investigación y facultad”. Bacow enfatizó en su declaración que, según la revisión, Harvard no recibió ningún obsequio de Epstein después de 2008, cuando un tribunal estatal de Florida lo condenó por contratar a una menor para la prostitución.

Jeffrey Epstein
Jeffrey Epstein aparece en una foto tomada para el registro de delincuentes sexuales de la División Criminal del Estado de Nueva York el 28 de marzo de 2017. (División de Servicios de Justicia Criminal del Estado de Nueva York)
El campus de la Universidad de Harvard en Cambridge, Massachusetts, el 23 de marzo de 2020. (Maddie Meyer/Getty Images)

Sin embargo, la revisión señaló que Epstein mantuvo estrechos vínculos con Martin Nowak, profesor de matemáticas y director del Programa para la Dinámica Evolutiva, programa fundado en 2003 con una donación de Epstein por USD 6.5 millones. Nowak le dio a Epstein una oficina en el edificio del programa en Harvard Square y eludió las reglas de seguridad del campus para otorgarle a Epstein acceso “ilimitado” a las instalaciones, permitiéndole visitarlas más de 40 veces entre 2010 y 2018.

La revisión también encontró que otros profesores de Harvard solicitaron fondos personales a Epstein. Algunos admitieron que visitaron a Epstein en sus diversos hogares en Nueva York, Florida, Nuevo México y las Islas Vírgenes, y viajaron en uno de sus aviones. Algunos incluso lo visitaron mientras seguía cumpliendo condena en la cárcel.

La consejera general de Harvard, Diane López, quien supervisó la revisión, también reveló que algunos miembros de la facultad hicieron varios intentos de reanudar las donaciones de Epstein después de su condena.

“En 2008, poco después de asumir el cargo de presidente, se le pidió a Drew G. Faust que considerara un nuevo regalo de Epstein”, escribió López (pdf). “Aunque no había oído hablar de él en ese momento, después de que le informaron sobre la naturaleza de las acusaciones contra él, determinó que Harvard ya no debería aceptar regalos de él”. La misma solicitud fue presentada en 2013 al entonces Decano de la Facultad de Artes y Ciencias, Michael D. Smith, quien, según los informes, tomó la misma decisión que Fausto.

“El informe publicado hoy revela las deficiencias institucionales e individuales que deben abordarse”, escribió Bacow. “No solo por el bien de la universidad, sino también en reconocimiento de las personas valientes que intentaron llevar a Epstein ante la justicia”.

A continuación

El comunismo promueve la promiscuidad

Lee la serie completa Cómo el espectro del comunismo rige nuestro mundo

TE RECOMENDAMOS