Pide un perrito prestado para pasar sus últimos días y le envían uno viejo. ¡Eso cambió todo!

Por La Gran Época
14 de Junio de 2019 Actualizado: 14 de Junio de 2019

Debbie Faulkner es un alma gentil. Como dueña del Santuario de Animales Black Canyon en Crawford, Colorado, EE. UU., se preocupa por todas las criaturas ya sean grandes o pequeñas. Aunque principalmente cuida perros, un programa que creó le ha permitido ayudar a otra de las criaturas más fascinantes de este planeta: las personas.

En 2011, Debbie recibió una llamada de los cuidadores de un paciente con cáncer, preguntando si podían pedirle prestado un perro. El paciente, Ken, no esperaban que viviera mucho más, pero recientemente había perdido su propio perro y necesitaba a alguien que llenara ese agujero en su corazón.

Debbie le presentó a Hank un mestizo de labrador y sabueso de 8 años. Ken había estado bastante gruñón hasta que conoció a Hank, tan pronto como ese perro entró en su vida, toda su ira se desvaneció.

Cuando Ken fue trasladado al centro de vivienda asistida San Juan en la ciudad de Montrose, Hank se mudó con él. El amigo peludo durmió en la cama de Ken y saludaba a sus compañeros residentes.

Gracias a la amistad de Hank, Ken terminó viviendo dos años más, mucho más tiempo del que nadie esperaba que viviera. Cuando Ken falleció, Hank estaba en la cama de su amo con una pata sobre su brazo.

Al ver la amistad que surgió entre Ken y Hank, Debbie se inspiró a crear Silver Whiskers, un programa para ayudar a que animales de edad avanzada encontraran propietarios ancianos.

Esto significa que las personas de edad avanzada pueden adoptar un perro sin tener que preocuparse de que corran con energía todo el tiempo, el costo de cuidarlos o cuánto tiempo van a vivir. Sin embargo, si un perro vive más que su dueño, son devueltos al santuario y entregados a un nuevo dueño.

Esto es exactamente lo que pasó con Hank, que ahora vive con una mujer de 94 años en la ciudad de Fruita, Colorado.

Debbie ha tenido que recolocar varios perros en diferentes ocasiones. Acepta cuidarlos gratuitamente si el dueño está hospitalizado o no puede cuidar de su mascota.

A veces ha tenido que recuperar a algunos animales debido a los cambios en la situación de vida de su cliente. Como el 90% por ciento de sus clientes alquilan casas, ocasionalmente tendrán problemas con el mantenimiento de animales, ya que algunos apartamentos e instalaciones de vivienda asistida no permiten mascotas.

En este momento, Debbie tiene 30 clientes con sus propias historias únicas. Esto incluye a Bette Cyr, quien siempre asumió que era más bien una amante de los gatos hasta que adoptó en Silver Whiskers.

Bette estaba deprimida porque se dio cuenta de que conocía a más personas que habían muerto de las que aún vivían.

Intentó conseguir que un gato callejero de su vecindario la amara, pero no tuvo éxito, entonces decidió darle a Silver Whiskers una oportunidad y le enviaron a Ruby una perra de raza schnauzer miniatura.

Ruby solo tenía tres piernas, así que era difícil para ella moverse, pero Bette la quería de todos modos. Ruby vivió un año y medio más antes de morir. Como Bette seguía en pie, decidió adoptar de nuevo.

Consiguió otro schnauzer llamado Walter. Cuando él murió, ella adoptó de nuevo. Y una y otra vez. Actualmente tiene dos perros llamados Cassie y Sissy.

Gracias a sus perros, Bette ha salido más a menudo de casa y ha conocido a más vecinos. Caminar con ellos le ha dado suficiente ejercicio y se siente más saludable.

“Esto me ha abierto el corazón de una manera que quizá nunca haya experimentado”, dijo. “No me había dado cuenta, estaba sola y ya no lo estaba”, agregó.

Sin embargo, este no es un caso aislado, muchos de los clientes de Debbie se han vuelto más felices y saludables gracias a sus nuevos amigos peludos. El programa de Debbie demuestra que los perros son el mejor amigo del hombre, no importa la edad que tengan esos hombres o mujeres.

Mira esta recopilación de perros graciosos

¿Te gustó este artículo?

Entonces, te pedimos un pequeño favor. Muchas personas están leyendo La Gran Época más que nunca, pero pueden ser aún más. Comparte este artículo en Facebook y contribuye a que tus amigos se enteren de las noticias, información e historias más interesantes. Tardarás menos de un minuto. ¡Muchas gracias!

TE RECOMENDAMOS