Integrantes de una fundación viajan de la India a Taiwán para ver Shen Yun

Integrantes de una fundación viajan de la India a Taiwán para ver Shen Yun

Uma Viswanathan fue llevada a otro mundo por Shen Yun Performing Arts en Taoyuan, Taiwán, el 15 de abril de 2016. (Cortesía de NTD televisión)

25 de Abril de 2016

Ciudad de Taoyuan, Taiwán- Cuando Shen Yun Performing Arts llega a Taiwán, es todo un acontecimiento.

Alcaldes y presidentes de compañías premian a decenas de miembros del personal incluso hasta un centenar para ver el espectáculo. los admiradores incondicionales asisten año tras año, incluso a múltiples interpretaciones, con binoculares en mano. Las actuaciones son increíblemente organizadas, y siempre hay más para ver.

La gente viene de China continental para obtener una visión de la auténtica cultura tradicional china a través de las artes, porque en su país Shen Yun con sede en Nueva York está solamente disponible en una edición limitada de DVD etiquetada de contrabando.

Este año, en la ciudad de Taoyuan, Taiwán, la Sra Uma Viswanathan se encontraba entre los curiosos e inspirados espectadores. Asistió con un grupo de ocho personas que voló desde la India a Taiwán con el único propósito de ver Shen Yun Performing Arts, ya que el tour mundial no se extendió a la India.

“Fue maravilloso, y en realidad nos llevó a otro mundo”, dijo Uma Viswanathan. “Nos sentimos muy emocionadas, y fue realmente una experiencia divina”.

El Maestro de Ceremonias hace una breve descripción de 20 episodios, muchos de ellos son danza-historia basados en los mitos y las leyendas y temas actuales, danzas étnicas y folclóricas, musicales y solistas para darle a la audiencia algunos antecedentes.

Durante cada una de las actuaciones, la Sra Viswanathan dijo que estaba básicamente en un estado de meditación. Y cuando terminaba cada episodio el maestro de ceremonias salía para anunciar la siguiente visión de la China antigua, sus pensamientos llegarían a todos los niños con los cuales ella trabaja, y cómo deseaba compartir la experiencia con ellos.

Uma Viswanathan asiste a la actuación de Shen Yun con un grupo de ocho que habían volado desde la India a Taiwán con el único propósito de ver Shen Yun Performing Arts, ya que el tour mundial no se extendió a la India. (Liyuan / La Gran Época))
Uma Viswanathan asiste a la actuación de Shen Yun con un grupo de ocho que habían volado desde la India a Taiwán con el único propósito de ver Shen Yun Performing Arts, ya que el tour mundial no se extendió a la India. (Liyuan / La Gran Época))

La Sra Viswanathan es la jefe de proyectos de la Fundación NalandaWay, una organización que se centra en ayudar a jóvenes marginadas con programas de rehabilitación basados en las artes.

Algunos de los niños con los que trabaja son huérfanos, vienen de la pobreza extrema, tienen una enfermedad o llegaron de zonas afectadas por el conflicto. Es su deseo poder traer algunas de estas jóvenes con ella el próximo año, la mayoría son apenas adolescentes, algunas tan sólo de 7.

“Debido a que este tipo de paz en la actuación, la negatividad … no está allí. Hay una mucho positivismo”, dijo. “Los niños son generalmente optimistas, y debido a su entorno ellos sufren”.

“Pero si podemos darles un ambiente positivo, un ambiente tranquilo, un ambiente feliz, creo que van a convertirse en bellas flores”.

El espectáculo también les mostraría las virtudes de la bondad y el trabajo en equipo, dijo la Sra Viswanathan.

La danza clásica china, el baile étnico y el folklore realizado por Shen Yun incluye en gran medida a varias personas en el escenario a la vez, realizando volteretas y movimientos elegantes en perfecta armonía.

“Hay una gran cantidad de fuerza en las actuaciones del grupo”, dijo Viswanathan, y que los niños aprendan juntos y bailen juntos, luego serán capaces de sacar fuerza el uno del otro.

Uno de los programas más llamativos para ella fue el de “Pañuelos”, donde las bailarinas lanzaban pañuelos rosados y espumosos al aire, los recobraban, y los hacían girar con gran destreza, alegría, y precisión.

“Es muy difícil encontrar un equilibrio para algo tan frágil como un pañuelo”, dijo. Aquí, también estaba pensando en lo que sus niños pueden aprender sobre este enfoque. Si uno se distrae siquiera por un momento, el pañuelo que está en movimiento se caería, explicó. Es difícil enfocar y trabajar en equipo, la sincronización con todo el mundo, siendo conscientes de los demás.

“Los adolescentes tienen mucha energía, y en ese momento comienzan a depender de sus amigos en lugar de sus padres. Así que cuando están en un grupo como éste, aprenderán cosas positivas. Serán pacíficos. Sólo observando, y realizándolo también”, dijo.

Un mundo diferente

La Sra Viswanathan se sintió transportada más allá de Taiwán-sentía haber sido llevada “completamente a un mundo diferente”. “De repente se sintió divina”, dijo.

De pie con un elegante sari, hecho de seda pura y con la intención de mostrar respeto, la Sra Viswanathan dijo que las nacionalidades quedan atrás frente a un arte como este. China fue una vez conocida como la Tierra Divina, y sintió alineada con la energía de la actuación haciendo que el auditorio se sintiera así.

Ella quería agradecer al director artístico de Shen Yun por la creación de lo que tiene, y por unir a las personas de todas las nacionalidades. “Está haciendo un trabajo increíble, haciendo feliz a tanta gente y sentir tranquilidad al mismo tiempo”.

Dijo que no le importaría hacer ese viaje de 2.600 millas de nuevo.

“No pienso en los asuntos a distancia; deseo regresar el año que viene”, dijo. “Si puedo traer algunos niños conmigo, me sentiría bendecida”.

Con sede en Nueva York, Shen Yun Performing Arts tiene cuatro compañías que realizan presentaciones simultáneamente en todo el mundo. Para obtener más información, visite la página web de Shen Yun Performing Arts.

La Gran Época considera a Shen Yun Performing Arts como el evento cultural más importante de nuestro tiempo. Hemos cubierto con orgullo las reacciones del público desde el inicio de Shen Yun en el 2006.