Irán desafía a EEUU con misiles si este país viola el acuerdo nuclear

09 de Marzo de 2016 Actualizado: 09 de Marzo de 2016

Tras las pruebas de misiles realizadas por Irán con carácter “disuasivo” y que EE.UU. viera amenazante una posible violación al acuerdo de el Grupo 5+1 (EEUU, China, Rusia, Francia, Reino Unido y Alemania), el presidente de este país, Barack Obama, extendió algunas de las sanciones vinculadas al programa nuclear iraní. Esto ocurre semanas después de que se firmó el acuerdo nuclear entre Teherán y las potencias mundiales, así como la visita del vicepresidente de EEUU a Israel, informó Newsweek, este miércoles.

Como respuesta al lanzamiento de misiles por parte de Irán, el vicepresidente estadounidense, Joe Biden, advirtió que actuará si se confirma que los proyectiles  lanzados por el país oriental son militares, considerando la posibilidad de que Irán viole el acuerdo nuclear pactado en Viena, en julio del 2015, según este medio.

Joe Biden consideró que “un Irán equipado con armas nucleares supone una amenaza absolutamente inaceptable a la seguridad de Israel, la región y Estados Unidos”, por lo que tanto afirmó que tanto Israel como Estados Unidos responderán si Irán rompe el acuerdo nuclear, indicó Hispan TV.

En Irán se reportaron tiros de misiles de corto, mediano y largo alcance, lanzados -la mayoría de ellos- desde las bases subterráneas, bajo el mensaje “Israel debe ser borrado de la faz de la tierra”. El comandante de la división aeroespacial de los Guardianes de la Revolución, el general Amir Ali Hajizadeh, señaló que los últimos disparos fueron dirigidos a Israel, según las agencias informativas Fars y Tasnim, informó NewsWeek.

“Mientras más aumenten nuestros enemigos las sanciones, más intensa será la reacción de los Guardianes”, advirtió el general Amir Ali Hajizadeh, aunque aclaró que Irán no lanzaría los misiles por ira o para empezar una guerra con Israel.

El acuerdo firmado en Viena el 14 de julio del año pasado por Irán y seis potencias internacionales (Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Alemania, Rusia y China),  indica que Irán tendrá durante al menos 10 años un programa nuclear limitado tanto en su tamaño como en sus investigaciones. Así, Irán solo podrá trabajar con una pequeña parte -un tercio- de sus centrifugadoras nucleares, la maquinaria que purifica el uranio. El nivel del enriquecimiento que podrá alcanzar es de menos del 4%, muy por debajo del 90% necesario para alimentar una bomba nuclear, según el medio El Mundo.

TE RECOMENDAMOS