Italianos no vacunados enfrentan nuevas restricciones por el virus del PCCh antes de las fiestas

Por Lorenz Duchamps
06 de Diciembre de 2021
Actualizado: 06 de Diciembre de 2021

El gobierno italiano decidió que los ciudadanos que no estén dispuestos a vacunarse contra el COVID-19 no podrán entrar en muchos lugares cerrados públicos a partir del 6 de diciembre, justo antes de las fiestas.

Según la nueva medida, los italianos no vacunados no podrán entrar en restaurantes, clubes, teatros, eventos deportivos y museos. El gobierno anunció las normas el mes pasado, alegando que son necesarias para animar a más personas a vacunarse. Se espera que las restricciones se mantengan hasta el 15 de enero.

Las normas no se aplican a quienes se hayan recuperado recientemente del virus del PCCh (Partido Comunista Chino) o hayan recibido una vacuna COVID-19 aprobada.

El país lo implementó incluyendo la vacuna en su “pase verde”, un código QR digital o imprimible que muestra el estado de vacunación contra el COVID-19 de una persona. El “pasaporte de vacunas” se exigirá ahora para entrar en muchos eventos públicos en espacios cerrados. Antes de la actualización del 6 de diciembre, se permitía la entrada a los italianos que pudieran presentar un test negativo reciente.

Una versión básica del pase verde, que pueden obtener quienes decidan no vacunarse y hayan tenido un resultado negativo en la prueba del virus del PCCh en las últimas 48 horas, sigue siendo válida para todos los trabajadores y será aceptable para el uso del transporte local y los hoteles.

La policía empezó a aplicar la medida desde la mañana, y cualquiera que fuera sorprendido en un autobús, metro, tranvía o tren sin el certificado sanitario se enfrentaba a una multa automática de 400 euros (450 dólares).

A principios de este año, Italia impuso una de las normas más estrictas del mundo en materia del virus del PCCh, exigiendo a todos los trabajadores que mostraran el pase verde antes de entrar en su lugar de trabajo.

Epoch Times Photo
El dueño de un bar utiliza la app de teléfono móvil VerifyC19 para escanear un pase verde en el centro de Roma, el 6 de agosto de 2021. (Andreas Solaro/AFP vía Getty Images)

Los trabajadores que no tengan un pase verde serán suspendidos sin sueldo y se enfrentarán a una multa de entre 600 y 1500 euros (entre 695 y 1730 dólares) si intentan seguir trabajando. Se esperaba que esta norma este vigente hasta finales de año.

Miles de italianos que se oponen a las órdenes del gobierno salieron entonces a la calle, con manifestantes que gritaban “Liberta (Libertad)” y calificaban la medida de regulación política, más que sanitaria.

Italia es uno de los países con mayor número de vacunas del mundo: el 80% de la población ha recibido una o dos vacunas, mientras que alrededor del 15% se ha aplicado la vacuna de refuerzo. En las últimas semanas, los contagios del virus del PCCh han vuelto a aumentar, alcanzando los 15,000 durante el fin de semana.

Con información de Reuters.

De NTD News


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS