Iván Duque defiende en EEUU una “efectiva” erradicación de cultivos ilícitos

Por EFE
29 de Junio de 2018 Actualizado: 29 de Junio de 2018

El presidente electo de Colombia, Iván Duque, defendió hoy en la capital de Estados Unidos la necesidad de una estrategia “efectiva” para reducir los cultivos ilícitos y los niveles de producción de cocaína en Colombia, de especial preocupación para Washington.

Duque defendió esa “efectividad” en reuniones hoy con altos funcionarios del Gobierno, como el secretario de Estado, Mike Pompeo, y la directora de la CIA, Gina Haspel.

“Creemos que es de suma importancia que podamos afrontar una difícil situación de crecimiento exponencial de cultivos ilícitos y que lo hagamos con unas políticas efectivas y al mismo tiempo con unas políticas de desarrollo alternativo”, dijo hoy Duque en una rueda de prensa en Washington.

Sobre narcotráfico habló Duque con Pompeo durante su reunión en el Departamento de Estado, un encuentro que el dirigente describió como “amable” y “cordial” y en el que participó Carlos Holmes Trujillo, quien ha ejercido numerosos cargos diplomáticos y suena como posible responsable de Exteriores en Colombia.

En concreto, la portavoz del Departamento de Estado, Heather Nauert, explicó en un comunicado que Pompeo y Duque “hablaron sobre la necesidad de acciones continuas para reducir el cultivo de coca y la producción de cocaína en Colombia”, aunque no detalló si abordaron un reciente informe sobre cocaína de la Casa Blanca.

Según ese reporte, publicado el lunes, los cultivos de coca en Colombia aumentaron un 11 % en 2017 hasta alcanzar la cifra récord de 209.000 hectáreas, mientras que la producción potencial de cocaína pura también subió un 19 %, hasta las 921 toneladas métricas.

A pesar del aumento de los cultivos, “Pompeo reafirmó el apoyo de Estados Unidos a una paz justa y duradera en Colombia”, según detalló el Departamento de Estado.

Las relaciones entre EE.UU. y Colombia han vivido momentos de tensión tras la firma en 2016 del acuerdo de paz con la guerrilla de las FARC, puesto que Washington considera que el Gobierno del presidente colombiano, Juan Manuel Santos, descuidó la lucha contra el narcotráfico durante las negociaciones.

Duque insistió hoy en su intención de “corregir las cosas que están saliendo mal” en los acuerdos con las FARC y reiteró algunos de los requisitos que ya ha mencionado anteriormente para que continúen los diálogos de paz que se llevan a cabo en Cuba con el Ejército de Liberación Nacional (ELN).

En concreto, repitió que para dialogar con el ELN debe darse una “suspensión de todas las actividades criminales” y “una concentración previa con supervisión internacional”.

“El ELN puede esperar de mí lo siguiente: primero si quieren avanzar en la desmovilización, desarme y reinserción, estoy listo para hacerlo pero contemplando una concentración previa en un área reducida con supervisión internacional”, afirmó Duque, quien explicó que aún habría que decidir una agenda para el proceso.

Además de las juntas con Pompeo y Haspel, el futuro presidente de Colombia se reunió hoy en Washington con el legislador demócrata por Arizona Rubén Gallego y con el senador republicano de Florida Marco Rubio, uno de los asesores más cercanos al presidente, Donald Trump, sobre Latinoamérica.

Asimismo, concedió una entrevista al diario The Washington Post, donde se enteró del gol que marcó Yerry Mina para clasificar a la selección colombiana a la ronda de octavos de final del Mundial de Rusia, según detalló el propio Duque en rueda de prensa.

Mañana se reunirá con John Bolton, asesor de seguridad nacional de Trump, así como con otros miembros del Congreso y representantes del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), donde Duque trabajó durante varios años mientras vivía en Washington.

Tras su visita a Estados Unidos, Duque viajará la semana próxima a Madrid para participar en la primera edición de la Cumbre sobre Economía Circular e Innovación, que se celebrará en la capital española el 6 de julio, donde el colombiano hablará de su agenda medioambiental.

Duque además expresó su deseo de reunirse con el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez.

En concreto, al preguntarle sobre un posible encuentro con Sánchez, Duque contestó: “no tenemos definida la agenda, ojalá lo podamos hacer”.

Duque asumirá el poder el próximo 7 de agosto para el período presidencial 2018-2022.

TE RECOMENDAMOS