La campaña de desinformación de China fomenta caos y confusión en otros países en medio de una pandemia global

Por La Gran Época
25 de Marzo de 2020 Actualizado: 25 de Marzo de 2020

Comentario

Mientras el virus del PCCh, comúnmente conocido como el nuevo coronavirus, está devastando países en todo el mundo, el régimen chino ha lanzado una campaña de propaganda y desinformación para mantener la estabilidad social y reforzar su imagen internacional. Mientras tanto, hay evidencia de una lucha de poder entre facciones políticas dentro del régimen y eso se ha mostrado a través de los medios de comunicación.

The Epoch Times se refiere al nuevo coronavirus como el virus del PCCh porque el encubrimiento y la mala gestión del Partido Comunista Chino permitieron que el virus se extendiera por toda China y creara una pandemia global. El virus comenzó en la ciudad de Wuhan el año pasado antes de extenderse por todo el mundo.

Mantener la estabilidad social

Para aferrarse a su poder, el Partido Comunista Chino (PCCh) necesita mantener la estabilidad social recurriendo tanto a mano dura como inventando mentiras para silenciar a su pueblo.

Los denunciantes de la epidemia fueron reprendidos, los periodistas ciudadanos fueron arrestados e incluso los ciudadanos que protestan contra el alto costo de los alimentos están siendo arrestados.

Las autoridades chinas encubrieron el brote inicial en Wuhan, y la primera señal de la misteriosa neumonía pudo haber estallado a mediados de noviembre.

Luego, en diciembre, las autoridades reprendieron a ocho médicos por difundir “rumores” después de que intentaron alertar al público del brote “similar al SARS”. En lugar de prestar atención a las advertencias, las autoridades permitieron que 5 millones de personas abandonaran la ciudad antes del Año Nuevo chino.

Las autoridades no informaron al público que el virus era contagioso hasta el 20 de enero, y bloquearon a Wuhan cuatro días después.

Para encubrir aún más la verdadera situación en el país, el PCCh fabricó datos para minimizar la escala del brote mientras negaba el acceso a expertos internacionales a China.

Las autoridades han impuesto estrictos bloqueos en muchas ciudades, pueblos y comunidades. Aunque los crematorios en Wuhan funcionan a plena capacidad, los hospitales y los medios de comunicación han sido silenciados por completo, y los datos reales han sido destruidos.

Todas las publicaciones en redes sociales sobre el brote están censuradas. Como resultado, todas las publicaciones que son desfavorables para el régimen son eliminadas, y quienes las publican reciben una advertencia severa o la policía se las lleva.

Campaña de desinformación crea miedo

El PCCh intenta retratar una imagen positiva para el resto del mundo mientras apunta a los países con su campaña de desinformación.

A fines de febrero, el PCCh ordenó a agentes secretos estacionados en diferentes países y trolls de Internet que difundieran un documento a varios sitios web y plataformas de redes sociales en todo el mundo; el objetivo era crear confusión y temor sobre el virus del PCCh en la población local china.

Los trolls de internet chinos, conocidos como el “ejército de 50 centavos”, trabajan para regular el discurso de internet eliminando información considerada “sensible o dañina” por el régimen, así como publicando propaganda pro Beijing y dirigiendo una discusión en Internet lejos de temas que son críticos del régimen.

El documento es una plantilla estándar que representa una situación grave del brote en un país, destinada a desinformar al destinatario. También hace que el PCCh parezca competente en el manejo del brote. El contenido es el mismo para todos los países, solo se cambia el nombre del país en la carta.

A continuación se muestra una traducción al inglés del documento que originalmente estaba en chino:

“El brote del contagio se está descontrolando en [país]. Sé por un amigo mío que trabaja en un hospital en [país] que innumerables pacientes acuden a buscar tratamiento todos los días. Sin embargo, el hospital no tiene suficientes kits de diagnóstico. A estos pacientes se les dijo que regresaran a sus hogares y esperaran. En este país, el porcentaje de la población mayor es bastante alto. Como resultado, numerosos pacientes tienen que esperar para morir en casa. Aquellos que hayan muerto antes de ser diagnosticados no serán contados como pacientes confirmados. Eso explica por qué las cifras reportadas en [país] son ​​tan bajas. Esto es horrible. Ya he reservado un boleto de avión hacia China. Durante el período de tiempo más crucial, solo un gobierno (régimen chino) que tenga poder autoritario puede manejar efectivamente una crisis tan grande”.

Algunos internautas chinos publicaron la evidencia en Internet para exponer que funcionarios de alto nivel ordenaron a los trolls de Internet que enviaran el documento.

En la captura de pantalla que muestra una conversación, el documento mencionado se envió a un destinatario (troll de Internet). El destinatario preguntó: “¿Qué país (deberíamos rellenar?)”. El remitente respondió: “El Reino Unido, Japón, Corea del Sur, Estados Unidos, Francia, Alemania, Italia, Canadá, etc., puedes elegir cualquiera de estos”.

La imagen debajo muestra otra versión del manuscrito que se difundió en varios países entre el 24 y el 27 de febrero.

Aunque los rumores y la confusión en otros países fueron difundidos por los espías del PCCh y los trolls de Internet, un artículo de un medio de comunicación estatal culpa a las “fuerzas anti-China en el extranjero”, diciendo que estas fuerzas apuntan a crear el caos y que ya han logrado su objetivo de conducir a un gran número de chinos en el extranjero de que regresen a China.

Chinos en el extranjero se convierten en víctimas y chivos expiatorios

Una gran cantidad de chinos en el extranjero regresaron a China a mediados de marzo en medio de las afirmaciones del PCCh de que China era un lugar mucho más seguro que otros países.

Los eslóganes de propaganda en Internet han alabado al PCCh como un “Arca de Noé” que proporciona un refugio seguro durante una crisis: “Aunque es la patria de todos los chinos, China no es muy rica, pero en el momento crítico hará lo mejor que pueda por sus hijos!”

Muchos chinos en el extranjero fueron engañados por la propaganda y han regresado a casa bajo su propio riesgo.

Al regresar, se les exige que se pongan en cuarentena por unos días. Pero deben cubrir los costos de las altas tarifas de cuarentena y el tratamiento.

Además, numerosas publicaciones en las redes sociales comenzaron a atacar a quienes regresaron a China desde el extranjero, culpándolos por importar el virus.

“No estaban aquí cuando estábamos construyendo nuestro país; pero están aquí primero para convertirse en un problema y en una carga para su país de origen”, decía una publicación.

“Lo que están haciendo es regresar desde miles de kilómetros de distancia solo para envenenar a su país de origen”, decía otra publicación.

En una publicación, el PCCh aprovecha la oportunidad para actuar como el “buen chico”. El periódico estatal Beijing News escribió: “No peguen al azar la etiqueta de ‘causar problemas al país’ a los estudiantes chinos que regresaron del extranjero”.

Conflicto entre facciones políticas

Los medios de comunicación de China y los trolls de internet están controlados por el régimen. Hay evidencia de conflicto entre diferentes facciones políticas que se ha desarrollado a través de los medios de comunicación.

China Youth Daily lanzó un artículo el 1 de marzo criticando a los trolls de internet.

“Dejen de demonizar la lucha de los países extranjeros contra la epidemia. Lo que están haciendo estas personas [trolls de internet] es distorsionar los valores morales de las personas”.

El artículo recibió muchos elogios de lectores y cibernautas, y lo llamaron “una obra de conciencia”.

Los trolls de Internet tomaron represalias dejando comentarios negativos.

El 15 de marzo, China Youth Daily publicó una segunda versión revisada sobre el mismo tema, titulada “Detener la demonización de la lucha de los países extranjeros contra la pandemia”. El artículo arremetió contra los trolls de internet por inventar rumores.

Esta segunda versión recibió comentarios aún más favorables, pero también fue atacada ferozmente. Los comentarios favorables fueron eliminados, y muchas páginas web relacionadas fueron bloqueadas por los trolls de internet.

El 19 de marzo, los principales medios de comunicación de China continental publicaron el artículo y también mencionaron el documento que los trolls de Internet difundieron en el extranjero sobre el brote. Sin embargo, los trolls de Internet eliminaron el artículo del sitio web.

Las opiniones expresadas en este artículo son las opiniones del autor y no reflejan necesariamente las opiniones de The Epoch Times.

Descubra

Virus del PCCh: el nombre adecuado para el virus que está causando la pandemia

TE RECOMENDAMOS